eldiario.es

Menú

Los partidos políticos, perplejos y muy críticos con la falta de Presupuestos

El PP, Izquierda Unida y Ciudadanos coinciden en su incertidumbre y acusan a García-Page y Podemos de haber trastocado todo el proceso de las cuentas públicas

Los ‘populares’ insisten: están “preparados” para gobernar. Ironizan con que haya una remodelación de Gobierno porque la Junta “vive en una crisis permanente”

En Ciudadanos opinan que ni la Junta ni la oposición están haciendo su trabajo. IU quiere que Page sea “honesto” y dé “la voz al pueblo” si sigue sin presupuestos

- PUBLICIDAD -
Orlena de Miguel (Cs), Juan Ramón Crespo (IU) y Lorenzo Robisco (PP)

Orlena de Miguel (Cs), Juan Ramón Crespo (IU) y Lorenzo Robisco (PP)

Avanza el mes de julio y también se van acortando los plazos para que el Gobierno de Castilla-La Mancha intente de nuevo que se aprueben los Presupuestos regionales de 2017, aunque sea a mitad de año. Su intención es hacerlo finalmente sin negociaciones previas con PP o Podemos, los otros dos partidos con representación parlamentaria, lo que ha provocado que aumente la incertidumbre. Tanto los 'populares' como Izquierda Unida (IU) y Ciudadanos unen a ello otros posibles escenarios, como el adelanto electoral que baraja Emiliano García-Page si no se aprueban las cuentas públicas, o una posible remodelación de su Gobierno en septiembre.  

La perplejidad en el caso del PP la han manifestado sin cesar desde que las cuentas públicas fueron tumbadas. No tanto por el rechazo en sí de los presupuestos (el Grupo Popular votó en contra) como por el hecho de que García-Page “no haya sido capaz de hacer nada” en los meses transcurridos desde abril para solucionar la situación. El portavoz regional de los ‘populares’, Lorenzo Robisco, afirma que su partido ha llegado a un punto en que considera que “no se puede estar peor”. “Los Presupuestos de 2016 no se ejecutan, no sirven, y en el 2017 no tenemos, así que la situación es intolerable e insostenible”, añade.

“Llevamos dos años con un gobierno paralizado y ahora con una situación en la que, después de fracasar, no hacen nada más que amagar y amagar, sin hacer nada”. Desde el PP consideran que el presidente regional ya no tiene “ningún crédito”, que “le quieren echar de su partido” y además ha decidido tramitar el nuevo proyecto de Ley de Presupuestos sin negociaciones previas, “estando en minoría parlamentaria”.

La conclusión, según este partido, es que el propio García-Page no quiere que haya nuevos presupuestos. “Los trae de nuevo a las Cortes, pero con la amenaza de no dialogar”, subraya Robisco. Tampoco contempla el PP como favorable que en el nuevo proyecto de ley se vayan a incluir las enmiendas que en su momento pactaron y aprobaron con Podemos. “Eso no es nada, porque ya le hemos indicado una gran cantidad de medidas por escrito”.

“Ya no podemos creer nada”, añade finalmente, y avanza que “estamos preparados para todo”. Si hay adelanto de las elecciones, Robisco insiste en que el PP “podría gobernar mañana mismo". Y si el escenario fuera una posible crisis o remodelación de Gobierno, contesta: “están en una crisis permanente”. “Dimitió la consejera de Educación, el responsable de Hacienda es incapaz de sacar adelante los Presupuestos, a la de Bienestar Social ya le han pedido la dimisión unas cuantas veces, y a ello se añade el caos sanitario… han tenido tantas crisis, que más que eso, sería una hecatombe".

Ciudadanos: todo se ha debido a "estrategias de partido"

Por su parte, como un circo o como una historia de amores y desamores es como tacha, de forma irónica, la situación política actual Orlena de Miguel, la portavoz regional de Ciudadanos en Castila-La Mancha. La sensación de la formación naranja es que no ha habido ninguna evolución desde el rechazo a los presupuestos, en abril de este año. “Creemos que no se ha debido a las partidas presupuestarias o a las medidas que proponían, sino a estrategias de partido de cara a las primarias, tanto del PSOE como de Podemos”, señala. Sin embargo, advierte, pasados los procesos internos las cosas “siguen igual”. “Es una suerte de primarias eternas, sobre todo para el PSOE”.

De Miguel ha tachado como “amenazas veladas” las insinuaciones de un posible adelanto electoral que han llegado desde el Gobierno de Emiliano García-Page. “Tenemos la esperanza de no tener una legislatura fallida, porque si se convocan elecciones es lo que sería: llevamos paralizados casi un año de los dos”, explica la portavoz. Aunque desde el PSOE de Castilla-La Mancha se ha señalado que Ciudadanos podría entrar en el parlamento en unas nuevas elecciones, Orlena de Miguel afirma que no tienen datos al respecto. Sin embargo, señala que la formación no ha dejado de trabajar y esperan que no haya finalmente nuevas elecciones: “sería bastante trágico, sobre todo a los bolsillos de los contribuyentes”, explica.

El “peor” escenario para Ciudadanos sería, finalmente, la prórroga de presupuestos a lo largo de todo el año, que conllevaría una posible crisis del gobierno castellano-manchego. “No se puede estirar más esto, y tendrán que tomar una decisión y mostrar que son capaces de trabajar o llegar a acuerdo”. Es muy crítica tanto con la actitud de García-Page como de Podemos. “Page ha sido como el Guadiana, de desaparecer y aparecer. No tengo esa percepción de liderazgo que debería tener la Comunidad Autónoma”. Por eso, lo ha instado a salir y dar “el puñetazo en la mesa” para buscar los pactos y negociaciones “pertinentes” para reencausar el camino de la región.

IU señala a Page y sus "titulares"

Finalmente, Juan Ramón Crespo, coordinador de Izquierda Unida Castilla-La Mancha, recuerda que el proyecto de presupuestos de 2017 (y también de 2016) no gustaba a su partido. Las razones son conocidas: consideran que no se revertían los servicios privatizados o los recortes puestos en marcha en el Gobierno del Partido Popular. Sin embargo, apuntan también que “nosotros lo dijimos en el momento de la prórroga: Page tenía que hacer propuestas, tenía que moverse y no esperar a que nadie lo llamara” para sacar las cuentas adelante, explica Crespo. Por otra parte, advierte de que los últimos anuncios relacionados con los nuevos presupuestos no “son nada más que un titular” y han exigido números concretos a la Junta de Comunidades.

En cuanto unas nuevas elecciones, Izquierda Unida señala que es lo que “corresponde” si el Gobierno sigue mostrando su “incapacidad para sacar los presupuestos delante, para gobernar, fiscalizar el gasto y orientar las políticas de la región”. Y es que la “parálisis” que se está sufriendo no ayuda a ver hacia “dónde va o qué objetivos tiene Castilla-La Mancha”. Por eso, apuntan, si la situación se mantiene después del verano IU apuesta porque el equipo de García-Page sea “honesto” y vuelva “a dar la voz al pueblo para que la región se encamine”.

Izquierda Unida también ha rechazado frontalmente la posibilidad de la prórroga de presupuestos. “Así se gestionarán pagos, pero no se encausarán las políticas de la región hacia fines concretos”, explica Crespo, que enumera situaciones como los docentes interinos, o los “desastres” en medio ambiente. “Estos problemas necesitan una contestación social y política a través de los presupuestos”, explica, a lo que añade que “hace falta tener valor para dirigir la actuación política en beneficio de la mayoría”. Finalmente, reclaman que el Gobierno regional va a presentar nuevos presupuestos “sin hablar con Izquierda Unida” a pesar de su representación institucional en ayuntamientos y Diputaciones.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha