eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

Andreu Manresa: "la gran novedad es que IB3 no es un brazo de poder"

- PUBLICIDAD -
Andreu Manresa: "la gran novedad es que IB3 no es un brazo de poder"

Andreu Manresa: "la gran novedad es que IB3 no es un brazo de poder"

El director general de la radiotelevisión de Baleares IB3, Andreu Manresa, cree que si un medio público existe es como garante de la libertad de información "sin interferencias", una filosofía en la que se ha empeñado para lograr una cadena plural y que "no es un brazo de poder".

"Periodismo sin trabas ni control político", ese es el objetivo que se marcó hace medio año, cuando asumió el reto de acometer una transformación que no está siendo tan ágil como le gustaría, asegura Manresa en una entrevista con Efe.

Nacido en Felanitx, fue director de Radio Nacional en Baleares y en Cataluña y es periodista en excedencia de El País, del que ha sido corresponsal en las islas durante 25 años y para el que realiza una colaboración gratuita "de gama gastronómica" para mantener los dedos activos, afirma tecleando el aire.

PREGUNTA: Se han invertido los papeles, ¿cómo lleva responder a los diputados sobre su gestión?

RESPUESTA: Es incómodo que me pregunten los políticos en lugar de preguntarles yo, pero es un ejercicio de transparencia y responsabilidad de un gestor de un medio público que debe responder y explicar todas las cuestiones que le formulen. La independencia se demuestra también explicando todo lo que haces de manera muy nítida y sin zonas oscuras.

P: ¿Cuál es su modelo para IB3?

R: Un medio público ha de ser plenamente transparente, responder a intereses públicos y no ser gubernamental ni un NODO ni un altavoz del oficialismo. Debe ser periodismo sin trabas ni control político.

P: ¿Diría que lo ha conseguido?

R: La maquinaria de un ente público sujeto a las leyes administrativas, financieras y de exigencia de transparencia de la administración no permite la agilidad que uno desearía, pero considero que la radio está completamente transformada porque la dirige una profesional, los periodistas de la casa protagonizan los informativos y nadie les dice lo que deben decir ni les veta ninguna información, ni les obliga a leer o dejar de leer una noticia. Igual ocurre en la televisión, donde la transformación es más lenta pero el no intervencionismo y la pluralidad expresa yo creo que son norma. Los informativos funcionan de manera independiente y sin dictados. Les he insistido mucho a mis colegas periodistas en que el sujeto de una información no es el conseller, la presidenta o el ayuntamiento sino el qué ocurre y a quién afecta: el ciudadano.

P: ¿Qué medidas de las que ha adoptado destacaría?

R: Sobre todo la pluralidad. No hay vetos, no hay censura, no hay excluidos y no se va en contra de nadie. Alguien que fue vetado, junto con muchos otros, no será quien vete a nadie. No hay ninguna exclusión de nadie que esté en el marco legal constitucional y que no ofenda la inteligencia y la dignidad de las personas. Todo se puede decir. Esta es la gran novedad: IB3 no es una televisión ni una radio que sea un brazo de poder de un sector ideológico, social o cultural concreto, es el espejo en el que se ve la comunidad de Baleares y la ventana por la que han de ver el mundo.

P: ¿Tampoco excluye a los profesionales de la etapa anterior de quienes ha prescindido y que están siendo muy críticos?

R: La gente que fue cambiada en sus puestos en el pasado, si presenta proyectos, serán valorados profesionalmente. Menos la que insulta y ofende. Los cargos y periodistas de IB3 han de evitar tomar partido y hacer cuestiones personales del burbujeo que puede ocurrir en las redes sociales, los periódicos, los digitales y tertulias para no redoblar el tan-tan de la polémica.

P: Es objetivo de críticas duras.

R: Ya dije que no contestaría a políticos o a ataques y que solo actuaría en caso de acusación de un delito o de una mentira falaz, siempre en defensa de la gente de IB3 y de su trabajo. Salir en el periódico no me molesta. Leo las críticas, hasta las infames, y reflexiono. Entiendo cuál es la razón y no tengo obsesión por que no me critiquen. Soy un liberal en ese sentido.

P: Dirigió RNE en Cataluña y en Baleares, ¿como ha cambiado la gestión?

R: Al final los ojos y la voz del periodista y las noticias a destacar son los mismos. Ha habido revoluciones tecnológicas en la industria periodística que han llevado a una globalidad radical que nunca se calculó y que es una enorme libertad, pero hay 300 personas que dependen de la gestión que se me ha encomendado. Han cambiado los medios, pero la relación final es la gestión de los intereses comunes a través de unos medios de comunicación que han de ser por norma y por ética plurales y abiertos.

P: Le reprochan la audiencia baja, ¿debe ser la medida en un medio público?

R: No puede ignorarlo porque sin público no es servicio público, pero el todo por la audiencia no debe ser el único criterio que debe mandar. Si una radiotelevisión pública existe es para atender los derechos constitucionales de libertad de información y expresión y para que los ciudadanos de una comunidad tengan acceso sin interferencias comerciales o políticas a la realidad plural. Una de sus razones de existir de IB3 es el uso y promoción de la lengua propia de Baleares en todos sus matices y acentos, que es el catalán, y además reflejar sin interferencias y oficialismo la diversidad de una tierra fragmentada en islas. La televisión y la radio han de apoyar la creación cultural y audiovisual y a los nuevos creadores.

P: ¿Qué marca la actualidad informativa de Baleares?

R: Tengo una memoria muy clara de la corrupción, los escándalos y los grandes personajes de la cultura con Barceló, Jorn Utzon, y el eco de Miró y Cela, y los personajes turísticos desde Escarrer, Matutes, Riu, Barceló, Fluxà, Camper, Formentor, Deià, Michael Douglas... He escrito muchas historias de personas que han acabado en la cárcel, procesadas o en el banquillo, de Cañellas a Urdangarin. Quienes vulneran la ley dominan, pero la realidad turística, social, cultural y musical también. La agenda judicial es casi monocolor aunque es mucho más complicado hacer información sobre los grandes señores del turismo y la economía porque tienden a ser herméticos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha