eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

"Isabel" concluye su andadura con drama histórico y emotividad

- PUBLICIDAD -
"Isabel" concluye su andadura con drama histórico y emotividad

"Isabel" concluye su andadura con drama histórico y emotividad

Un día de nieve y viento acompañó el rodaje de las últimas escenas de "Isabel", cuando el rey Fernando anuncia la proclamación de su hija Juana tras la muerte de Isabel la Católica, momentos que sus protagonistas recuerdan entre la emotividad y la tristeza ante la conclusión de la serie este lunes.

El enlosado de la catedral de Segovia sirvió para recrear el histórico momento vivido el 26 de noviembre de 1504 en el palacio real de Medina del Campo (Valladolid), con el que concluye "Isabel", la serie que durante tres temporadas y 39 capítulos ha narrado en TVE una de las etapas más relevantes de la historia de España.

En las últimas escenas, Fernando el Católico, Rodolfo Sancho, anuncia la muerte de la reina Isabel, Michelle Jenner, y se quita la corona para anunciar la proclamación de su hija, Juana I de Castilla.

Pero el momento cumbre de la serie, la muerte de Isabel, se dejó para el último día de rodaje en septiembre pasado, reservando toda las sensaciones acumuladas por el equipo, como explica a Efe Michelle Jenner: "Fue especialmente emotivo, porque era también la despedida de todos los compañeros, después de tres años de trabajo".

La actriz se despedía de un personaje al que ha dado vida desde sus 14 años y que ha llevado hasta su lecho de muerte, acaecida a los 53 años, con el rostro envejecido por el maquillaje, pero haciendo gala de su carácter luchador con frases como la que le dice a Fernando: "Es mi deseo que todos sepan que morí igual que viví, plantando cara a mis enemigos".

La escena, inspirada en el cuadro "El testamento de Isabel la Católica", que Eduardo Rosales pintó en 1864, se rodó prácticamente de un tirón, sin muchos ensayos, añade la actriz: "Queríamos dejar que la emoción saliera sola, y fue relativamente fácil, porque nosotros mismos estábamos muy emocionados ante el final de todo".

La grabación de la última secuencia le llevó a Rodolfo Sancho a una sensación de "tristeza en lo personal, porque se acababa algo muy bonito", apunta el actor, que ha recibido dos premios de la Academia de Televisión por este papel.

Aunque le ha resultado "divertido" meterse en el "proceso de envejecimiento" del rey Fernando II de Aragón, el actor remarca entre sus mejores escenas los momentos dramáticos, como la muerte de sus hijos, cuando "hay que dar el máximo".

De "emocionante" califica también el director de la serie, Jordi Frades, el último capítulo, en el que hubo lágrimas auténticas "por ser el de la despedida" y que también es muy interesante para los millones de seguidores de la serie (más de tres, en esta última temporada), "porque podrán ver cómo quedó todo aquello por lo que luchó Isabel".

La boda de Isabel y Fernando y la toma de Granada, con un rodaje inédito en La Alhambra, son otros de los momentos destacados de la ficción que ha producido Diagonal TV junto a la cadena pública, añade Frades.

Este "peso pesado" de la ficción nacional superó las dificultades iniciales gracias "un gran trabajo actoral y a unos guiones, coordinados por Javier Olivares en la primera temporada y después por José Luis Martín, que contaron la historia "lo más fielmente posible".

Unos guiones que "no hicieron concesiones, manteniendo el respeto a todos los conflictos de reinos y religiones del momento, tanto musulmanes como judíos", explica el director.

"A pesar de que nos separan varios siglos, se cuenta de forma que el público es capaz de empatizar con las cosas que le suceden a la reina de Castilla, y al final entiendes cómo sufre y por qué sufre y hace lo que hace", añade Jenner, ganadora del Premio Ondas en 2013 por este papel.

Una figura histórica llamada la Católica por bula del papa Alejandro VI, que puso las bases del imperio español con el apoyo a Colón en su búsqueda de las Indias y que luchó toda su vida por unificar las coronas de Castilla y Aragón en la cabeza de un heredero legítimo, que acabó siendo Juana, conocida como la Loca por su amor trastornado hacia su esposo, Felipe el Hermoso.

Para la historiadora Teresa Cunillera, asesora de "Isabel", la serie ha triunfado por saber reflejar los valores de superación, entrega y capacidad de lucha de una mujer y estadista "que tiene las ideas claras y que sabe actuar en consecuencia", siempre desde su "vertiente femenina", es decir, sin "adoptar una mentalidad masculina para gobernar".

A Rodolfo Sancho le hubiese gustado reflejar la muerte de Fernando el Católico, "el final verdadero de 'Isabel', porque tanto la reina como él no querían que reinase Felipe el Hermoso, y éste murió extrañamente jugando un partido de pelota", apunta.

El hijo de Juana y Felipe, Carlos I de España y V de Alemania, que aparece de niño al final de "Isabel", galardonada este año con el Premio Nacional de Televisión, dará continuidad a este éxito histórico de la televisión pública con una nueva serie, anunciada para el año próximo y también a cargo del equipo de Diagonal TV.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha