eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

Manic Street Preachers revive en SOS 4.8 disco catártico 'Everything must go'

- PUBLICIDAD -
Manic Street Preachers revive en SOS 4.8 disco catártico 'Everything must go'

Manic Street Preachers revive en SOS 4.8 disco catártico 'Everything must go'

Los galeses Manic Street Preachers revivieron en el Festival SOS 4.8. el disco 'Everything must go', publicado hace dos decenios y que supuso una catarsis en el grupo tras la desaparición en 1995 del letrista y guitarra Richey Jame Edwards.

La banda de Blackwood ha repasado, en un concierto con muy poco espacio a la improvisación, su cuarto álbum de estudio, que les catapultó a los primeros lugares de las listas, y en el que han empezado el recorrido con 'Elvis Impersonator: Blackpool pier' y uno de los himnos de la banda, 'Design for life', vinculado para siempre a la clase trabajadora.

'The Manics', que han encabezado el cartel del festival en su jornada inaugural, ha interpretado íntegramente las once canciones, entre ellas la energética 'Australia' y 'Small black flowers', que el vocalista James Bradfield ha defendido ante el público en un acústico que ha significado uno de los pocos respiros de la actuación.

La banda ha echado la vista a sus inicios, con su primer álbum, 'Generation Terrorists', con el que irrumpieron en la escena británica mediante guitarras potentes y letras políticas como en los temas 'You love us' o la cautivadora 'Motorcycle emptiness'.

También ha habido espacio, en un concierto que ha rebasado ampliamente la hora y media, para los últimos discos de la banda, que no han bajado el listón de un grupo vinculado a la 'work class' y que, junto a bandas como Pulp, se consolidaron en una segunda división de primera clase en los años 90, cuando la música británica estaba dominada por el binomio Oasis-Blur.

Ante un público coetáneo a la banda galesa, el concierto terminó con el tema que llevó a 'The Manics' a su primer 'top one', como fue en 1998 'If you tolerate this, your children will be next', una canción en la que rememoran la Guerra Civil española y que cerró una actuación 'revival', tal y como estaba previsto.

Los chicos de Blackwood dejaron el testigo al nuevo 'must' que viene de una de las ciudades con mayor talento musical por metro cuadrado, Glasgow, de donde provienen The Chvrches, un trío que ha puesto de nuevo en la escena mundial el electropop.

Con una puesta en escena extremadamente simple y el predominio del sintetizador y la voz de Lauren Mayberry, el trío escocés ha dejado bien claro su apuesta por el synthpop y el indie con temas tan delicados como 'The mother we share' y los del último disco que han publicado, 'Every open eye', con mucha más instrumentación y más trabajado en estudio.

La banda de Glasgow ha cerrado una jornada inaugural que empezaba a media tarde con la fusión entre el flamenco y el rock alternativo de Soleá Morente, que continúa la línea rompedora iniciada por su padre Enrique y su aclamado Omega junto a Lagartija Nick.

La aparición de Corizonas, la coalición de Los Coronas y Arizona Baby que han llevado los sonidos fronterizos por todo el mundo, además de Mew y León Benavente han perfilado un primer día ecléctico y con gran variedad para un público que ha vuelto a variar el paisaje de la ciudad de Murcia un año más.

Mañana llegará el turno de la esperada vuelta a España de Pete Doherty y Carl Barât al frente de The Libertines y la presentación en directo por primera vez de 'Nocturnal', el trabajo recién sacado del estudio por Amaral, que han producido ellos mismos bajo su propio sello.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha