eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

Paco Ibáñez canta en catalán, en un concierto emotivo y lleno de vivencias

- PUBLICIDAD -
Paco Ibáñez canta en catalán, en un concierto emotivo y lleno de vivencias

Paco Ibáñez canta en catalán, en un concierto emotivo y lleno de vivencias

Paco Ibáñez ha cantado en catalán, castellano, gallego, euskera, hebreo y francés en el concierto emotivo y lleno de vivencias que ha ofrecido hoy en Teatre Nacional de Catalunya (TNC) y que ha acabado con el ex-presidente de la Generalitat, Pasqual Maragall, en el escenario y el público en pie.

El cantante, que hace cinco días cumplió 80 años, ha querido celebrar su aniversario con sus seguidores y se ha embarcado en un gira que empezó en París, ciudad donde vivió en su juventud, y hoy le ha llevado a Barcelona, ciudad en la que vive actualmente.

Durante tres horas, a las que hay que restar los veinte minutos del entreacto, el interprete ha repasado su larga vida a través de sus canciones y ha tenido tiempo para recordar su infancia en el País Vasco, su primeras visitas al Olympia de París, la larga temporada que pasó en Israel y su amor por Andalucía.

"Soy un catalano-vasco-francés bastante andaluz", ha dicho el cantautor, cuyo nombre está estrechamente ligado a los grandes poetas en lengua castellana.

El concierto ha empezado con toda una declaración de principios, el poema de José Agustín Goytisolo "En tiempos de ignominia" que dice que "la patria de todos es el canto, la voz y la palabra: única patria que no pueden robarnos ni aún poniéndonos contra un muro".

En un sobrio escenario negro con una alfombra roja, el catalano-vasco-francés ha empezado con canciones compuestas a partir de versos de Quevedo, Góngora y Lorca y, tras el receso, le ha llegado el turno a León Felipe y Pablo Neruda.

Toda una clase magistral de literatura en lengua castellana, salpicada por el poema del gallego Antonio García Teijeiro "Que ocorre na terra", dos temas en euskera y un canción en catalán a partir del poema de Salvador Espriu "Barques de paper".

"En este país se hablan cuatro idiomas y son cuatro nacionalidades, porque la lengua es el alma de un pueblo", ha dicho Ibáñez, que se ha metido al público en el bolsillo con su carácter afable y frases como "en mi casa no entran los anticatalanes".

El cantautor ha aclarado que en esta gira canta en varios idiomas porque "son idiomas vividos" por él a lo largo de su vida, no porque "los haya comprado a peso en ningún mercado".

Una vida larga en el transcurso de la cual ha hecho muchos amigos, algunos de los cuales han ido apareciendo en el escenario, sin prisa pero sin pausa.

Tras cuatro canciones interpretadas a pelo con la guitarra, ha llegado el acordeón de Joxan Goikoetxea.

Luego han aportando su sabiduría musical Mario Mas, Gorka Benítez, Pep Pascual Chicharito, Horacio Fumero y Alicia Ibáñez, hija del maestro.

Cuando César Stroscio ha subido al escenario con su bandoneón, los dos músicos han iniciado una charla relajada en la que Paco Ibáñez ha aprovechado para criticar "el turismo que está destruyendo Barcelona" y "el inglés que se nos está comiendo a todos".

El público le ha reído las gracias, se ha mostrado de acuerdo con sus puntos de vista y ha cantado con él "Palabras para Julia", "Andaluces de Jaén", "Me lo decía mi abuelito" y "Soldadito boliviano".

Toda una clase de bonhomía y capacidad para conectar con el prójimo, que ha acabado con una emotiva traca final en la que el público le ha cantado "Cumpleaños feliz" a Ibáñez y éste ha invitado a Pasqual Maragall a subir al escenario para interpretar con él "Les compains d'abord", de Brassens, del que el expresidente "es forofo", según en artista.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha