eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

Patios de Córdoba en Navidad, un patrimonio perenne y cada vez más vivo

- PUBLICIDAD -
Patios de Córdoba en Navidad, un patrimonio perenne y cada vez más vivo

Patios de Córdoba en Navidad, un patrimonio perenne y cada vez más vivo

Por si a alguien le quedada alguna duda, los Patios, fiesta cordobesa declarada en 2012 Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por la Unesco, volverán a abrir esta Navidad y a llenar más de una treintena de casa vecinales de flores pero también de villancicos, dulces y luces navideñas.

Es lo que tiene una tradición que ha roto completamente la estacionalidad -lejano en el tiempo queda cuando los patios se limitaban a abril y mayo-, y que es uno de los principales reclamos de Córdoba, una ciudad que vive en gran parte del turismo.

Y por si la Fiesta de los Patios no fuera ya suficientemente importante de por sí como para apostar por su mantenimiento durante todo el año, en esta estación ha acompañado un tiempo inusitadamente cálido, que invita a pasear por la ciudad y parar en una de estas casas vecinales floridas y bien cuidadas.

Este año, "La Fiesta de los Patios de Córdoba en Navidad" arrancó ayer con una "Zambombá" en el Patio de las Campanas, acompañada de potaje, caldo y anís para los visitantes, porque, otra cosa no, pero en los patios uno se siente como en casa, y comer, también se come.

Tanto que la Diputación de Córdoba, en colaboración con la Asociación de Patios 'Claveles y Gitanillas', ha traído para esta edición a varios grupos de la provincia para el IX 'Concurso Provincial de Dulces Navideños', que se degustarán en los patios a partir del 22 de diciembre.

Esta edición coincide además con el tercer aniversario de la declaración de los Patios como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad, que tuvo lugar el 6 de diciembre de 2012, y cuenta con un total de 32 de estas casas, que permanecerán abiertas hasta el 2 de enero, y seis rutas amenizadas por las actuaciones de grupos de la provincia y de provincias limítrofes como Sevilla.

En los últimos tres años, desde que los Patios fueron reconocidos por la Unesco, su impacto ha sido mucho mayor, tal y como señala a Efe Mariló Rodríguez-Campos, inquilina de la casa vecinal ubicada en San Basilio, 50, sede de la Asociación de Amigos de Los Patios Cordobeses.

Mariló ha montado este año un belén iluminado por luces de colores, y que casa muy bien con el floreado patio, para el que, además de las flores tradicionales como los geranios y damas de noche, se suman las no menos tradicionales flores de pascua.

En el patio de esta asociación ayer a última hora de la tarde se puso una candela, como se ha hecho siempre en las casas, y un grupo de profesores del colegio Europa, que estaba celebrando la comida de Navidad en el barrio, entró a cantarse unos villancicos con la alegría típica de la fiesta.

Uno de los profesores, Fabián, explicaba a Efe que no sabían que los patios iban a estar abiertos a esa hora y añadía que estando como está el tiempo, que invita al paseo y a la calle en el sur, tener abiertos los patios es una estupenda idea.

Así, en plena jornada de reflexión, quizá es buena idea dar un paseo por los patios de Córdoba y olvidarse un poco de la política por unas horas.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha