eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

Reivindican el derecho de los ciudadanos a conocer a los clásicos

- PUBLICIDAD -
Reivindican el derecho de los ciudadanos a conocer a los clásicos

Reivindican el derecho de los ciudadanos a conocer a los clásicos

El conocimiento de los autores clásicos "no es una necesidad sino un derecho de la ciudadanía" para "poder reflexionar, cuestionarnos, darnos la vuelta" como sociedad, ha razonado esta mañana en Valladolid Helena Pimenta, directora de la Compañía Nacional de Teatro Clásico (CNTC).

El acceso a los clásicos permite la posibilidad de "encontrarnos con nuestra lengua y acervo cultural", ha insistido Pimenta (Salamanca, 1955) acerca de un patrimonio cultural del que "deberíamos sentirnos más orgullosos" y al que ella contribuye desde la dirección de la CNTC, que asumió en septiembre de 2011.

"He recibido un cofre maravilloso, un tesoro que hay que cuidar y que dentro de poco cumplirá treinta años porque en su día alguien consideró que debería existir", ha explicado respecto a la compañía que dirigirá hasta 2016, año en que expira el periodo de cinco para el que fue elegida, prorrogable por dos más.

Tres han sido los montajes que ha afrontado hasta la fecha con la CNTC, el último de ellos "Donde hay agravios no hay celos", de Francisco de Rojas Zorrilla (1607-1648), estrenado en el último Festival de Almagro y que ahora llega a Valladolid, del 13 al 15 de marzo, precedido de una gran aceptación del público juvenil.

Fernando Sansegundo, miembro del elenco y autor de la adaptación escénica, ha consignado el "perjuicio enorme de la cultura española respecto al teatro", hasta el punto de que siempre se ha considerado "un rollo inaguantable" cualquier obra que tenga más de cien años, ha analizado durante una rueda de prensa.

"La sociedad española, a diferencia de otros países, tiene un tremendo terror a las obras clásicas" porque, entre otras razones que ha esgrimido, "siempre se ha confundido lo solemne con lo clásico: no deja de ser sonrojante que a estas alturas el público descubra que pueda resultar hasta divertido", ha apostillado.

Es el caso de "Donde hay agravios no hay celos", que interpretan actores como Natalia Millán, David Lorente y Jesús Noguero además de Fernando Sansegundo, quienes han comprobado con esta obra el agrado y aceptación de lo jóvenes, la compenetración con nuevos públicos que se han divertido con esta comedia no exenta de valores.

"Se identifican con una obra que habla del perdón, de las segundas oportunidades y con la necesidad y el derecho a ser felices", ha precisado Helena Pimenta antes de glosar la "comicidad y genialidad vibrantes" de Rojas Zorrilla y de exponer su intención de "romper con el mito" de que los personajes de las comedias del Siglo de Oro son "excesivamente esquemáticos" principalmente por la "convención del verso".

Muy al contrario, la directora considera que guardan un "recorrido largo y gran complejidad" que ella ha explorado a través de una adaptación "verosímil pero no realista", con matices que pretenden "divertir, alegrar, pensar, pasar un rato agradable, difundir nuestra lengua y reflexionar sobre distintos temas".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha