eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

El café reduce el tiempo de reacción al volante y las salidas de la carretera

- PUBLICIDAD -
Unas 25.000 personas se ponen al volante sin carné de conducir

Unas 25.000 personas se ponen al volante sin carné de conducir

El consumo de café reduce el tiempo de reacción de los conductores al volante, disminuye notablemente las salidas de la vía de los vehículos y consigue que bajen los incidentes de tráfico por somnolencia o fatiga.

Así se ha constatado en un estudio que, promovido por la Federación Española del Café, han realizado la Fundación Española de Seguridad Vial (Fesvial), presidida por el catedrático de esta materia Luis Montoro, y el Instituto de Tráfico y Seguridad Vial (Intras) de la Universidad de Valencia.

El estudio, a cuya presentación ha acudido la directora general de Tráfico, María Seguí, constata que el café mejora el rendimiento de los conductores fatigados o somnolientos, ya que reduce en un 36,3 por ciento, por ejemplo, el número de pisadas de las líneas de la calzada, lo que redunda en una disminución de las salidas de vía.

Al mismo tiempo, el consumo de café consigue disminuir en un 7,7 por ciento el tiempo de reacción del conductor a la hora de tomar decisiones y en un 25,9 por ciento el nivel de sensación de somnolencia.

Este último efecto es más importante si cabe toda vez que en el 30 por ciento de los siniestros de circulación la fatiga o la somnolencia interviene como uno de los factores importantes.

La cafeína, que a la media hora empieza a hacer un efecto que dura cinco horas, aumenta el nivel de alerta del conductor, según ha explicado Montoro, quien ha asegurado que también contribuye a un manejo más correcto del vehículo al estar más despejada la persona que se pone al volante.

Ya estudios de prestigiosos institutos de Estados Unidos habían confirmado esas propiedades del café en la conducción, pero en España no se había realizado ninguno hasta el hecho público hoy, que ha contado con la participación de 34 personas -17 hombres y 17 mujeres- elegidas entre 300.

Muchas de las personas aspirantes tuvieron que ser rechazadas por su consumo habitual de alcohol, algún tipo de droga o excesiva medicación.

Además de un cuestionario, los conductores elegidos para la prueba se pusieron manos a la obra con un simulador en tres situaciones diferentes que comenzaron con una medición de su tiempo de reacción.

En cada una de las pruebas, la persona conducía dos horas, descansaba entre 40 y 45 minutos, se le media otra vez el tiempo de reacción, y volvía a conducir otras dos horas.

La diferencia entre las tres es que en la primera de ellas tomaba en el descanso dos tazas de café; en la segunda se le daba un placebo, es decir, café muy descafeinado, y en la tercera el descanso se hacía en un butacón muy cómodo que permitía al conductor echarse una pequeña siesta.

Todo ello se grabó y jueces independientes analizaron los vídeos, aunque no sabían qué conductor había tomado o no café.

Pese a que los resultados arrojan un beneficio del consumo de café en la conducción, los expertos insisten en que el descanso es muy importante y, así, Montoro ha recordado que con tres horas al volante un descanso de 15 minutos no recupera, por lo que ha recomendado que al menos sea de 25 minutos.

Tras la presentación, la directora de Tráfico, en declaraciones a los periodistas, ha hecho hincapié en esta idea y ha dicho que el estudio no cuestiona ni invalidad el descanso necesario del conductor, que no puede ser sustituido por nada.

Y ha querido subrayar la evidencia que de forma indirecta constata el estudio: el gran número de personas que ingieren alcohol, drogas u otras sustancias que dificultan su capacidad cognitiva, como puso de manifiesto la selección entre las 300 personas que se ofrecieron para la prueba.

El presidente de la Federación Española del Café, Juan Camín, ha aprovechado para ofrecer datos del consumo de este producto en España, con 4 kilos de media por habitante y año, uno de los menores de Europa, ya que en los países nórdicos la media es de 10 kilos.

Un 60 por ciento de los cafés nos los tomamos en casa y un 40 por ciento en los bares, ha señalado Camín antes de explicar que el sector factura en España 1.000 millones de euros y da empleo directo a unas 5.000 personas.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha