Opinión y blogs

eldiario.es

Tres libros sobre la cara oscura de Internet

Un iceberg

Dicen que la deep web es a Internet como la parte oculta de un iceberg en el mar. Aunque nosotros no lo veamos, a pesar de que creamos que la Red empieza y acaba en Google, hay un mundo oculto detrás de la barra del buscador. Y es que las páginas que visitamos, las indexadas por los grandes motores de búsqueda como Google y Yahoo no representan más del 5% de Internet. El 95% restante es deep web.

Allí tuvo lugar el caso Playpen y la detención de Ross Ulbricht por administrar el portal de compraventa de droga Silk Road. Es ahí donde, teóricamente, opera el Estado Islámico, el lugar en el que se pueden comprar sustancias ilegales a precio de saldo, el punto exacto en el que encontrar sicarios o matones a sueldo. La deep web también es el nido de los pedófilos y los traficantes de armas.

Aunque algunos lo intenten, Internet no puede contenerse en una ley, ni en dos, ni en tres. Y mucho menos la deep web: allí, las cosas no son legales o ilegales, son alegales. Actúan al margen de las normas y de la sociedad, es contenido no indexado en los buscadores; y por lo tanto, es un espacio no público (aunque esto no quiere decir que sea privado).

Seguir leyendo »

Tres libros que nos escandalizaron hablando solo de sexo

La Venus de Willendorf, nuestra primera diosa carnal

Los caminos del deseo son misteriosos, pero solo porque viven en guerra encarnizada con la prescripción sociocultural. A la patología resultante la llamamos tabú. El único detalle verdaderamente escandaloso de la serie de Sorrentino  The Young Pope es el deseo del Cardenal Voiello por la Venus de Willendorf, la diosa paleolítica de la fertilidad. La encontraron a orillas del Danubio, pero vive ahora en el Vaticano, vigilada en su prisión de cristal, como un animal exótico y peligroso. Tiene todo el sentido del mundo que una diosa paleolítica de la fertilidad inspire pasiones en un hombre adulto, por muy cardenal que sea. Pero nos escandaliza porque en ella se concentra todo aquello que intentamos reprimir: la exuberancia de la carne, el exceso de curvas, las grasientas glándulas mamarias. La venus es una flor henchida de primavera en un campo de inofensivas florecillas silvestres. Es natural que Voiello responda. A diferencia de nosotros, no está programado por la gran máquina de la publicidad occidental.

Los tres libros que siguen reflejan la misma esquizofrenia entre lo que realmente deseamos y lo que deberíamos querer. Aunque pertenecen a épocas diferentes, su objetivo es el mismo; romper con los tabús de su tiempo usando como argumento la imposibilidad de contener los impulsos sexuales ajenos. 

Sexo Futuro: poliamor, tinder y otros animales nocturnos

Seguir leyendo »

Tres relatos inolvidables sobre la vida secreta de las plantas, los pájaros y los peces

La memoria secreta de las hojas, de Hope Jahren

La memoria secreta de las hojas. Una historia de árboles, ciencia y amor
Hope Jahren (Ediciones Paidós, 2017)

La crítica más temida del New York Times dice que este libro ha hecho por la botánica lo que los ensayos de Oliver Sacks hicieron por la neurología. Y lo que Stephen Jay Gould ha hecho por la paleontología. En esta inspiradora autobiografía que en su versión original se llama Lab Girl (chica de laboratorio), la geobióloga Hope Jahren cuenta que tuvo la suerte de tener un padre científico que le "enseñó durante cuarenta y dos años seguidos los rudimentos de la física y de las ciencias de la tierra en aquel laboratorio".

Seguir leyendo »

Tres entradas de cine que te puedes ahorrar: sus libros son mucho mejores

Las confesiones de Nat Turner

Las confesiones de Nat Turner (Capitán Swing)

Willian Styron

Seguir leyendo »

Tres genios explicados por sí mismos: Andréi Tarkovski, Philip Glass y Frederick Forsyth

Atrapad la vida. Lecciones de cine para escultores del tiempo, de Andréi Tarkovski

Atrapad la vida. Lecciones de cine para escultores del tiempo
Andréi Tarkovski

Pocos cineastas enseñan tanto como Andrei Tarkovski. Cada una de sus siete películas - La infancia de Iván, Andrei Rublev, Solaris, El espejo, Stalker, Nostalgia y Sacrificio- nos enseñan a observar, a esperar conteniendo el aliento, pendientes de todo salvo de uno mismo, entregados al asombro del mundo, permeables a las pequeñas manifestaciones de su complejidad infinita. Sus libros tampoco se quedan atrás.

Seguir leyendo »