eldiario.es

Menú

El Consell le exigirá a Calp explicaciones sobre "la falta de límites" en su urbanismo

Los portavoces de la oposición Santos Pastor (PSOE) y Ximo Perles (Compromís) le trasladan al segundo escalafón de la Conselleria de Urbanismo la falta de reglas en la expansión del municipio "durante los últimos veinte años"

- PUBLICIDAD -
De izquierda a derecha, Ximo Perles, Lluís Ferrando, Francesc Signes y Santos Pastor en la Conselleria

De izquierda a derecha, Ximo Perles, Lluís Ferrando, Francesc Signes y Santos Pastor en la Conselleria

El Consell le exigirá al Ayuntamiento de Calp explicaciones sobre la "falta de límites" en su gestión urbanística. Esa fue la principal conclusión de la reunión que mantuvieron dos de los portavoces municipales de la oposición, el del PSPV, Santos Pastor, y el de Compromís, Ximo Perles, con el segundo escalón de la Conselleria de Urbanismo: el subsecretario del departamento, Francesc Signes, y el director general de Ordenación del Territorio, Lluís Ferrando.

Pastor y Perles trasladaron su inquietud por la presión urbanística que lleva sufriendo Calp durante los últimos veinte años con distintos gobiernos del PP. Y que con el repunte actual "puede acabar por alterar de forma grave la fisonomía de todo un territorio que está sufriendo un grave impacto". Máxime con el alud de proyectos urbanísticos y, especialmente, de establecimientos hoteleros que se están presentando.

La inquietud de PSPV y Compromís en la villa del Penyal no obedece a un proyecto en concreto, sino a la interpretación general que se está realizando de las normativas urbanísticas y que es de manga muy ancha. "En Calp no hay reglas, es como el Oeste y no se están aplicando las mismas limitaciones que en el resto del país".

La oposición municipal se refirió sobre todo al grave problema en el cómputo de las zonas comunes y de servicio en los hoteles calpinos, que provoca que se disparen los índices de edificabilidad. Y le pidió a la conselleria no una paralización del municipio sino que por fin se ponga orden a su crecimiento.

Signes y Ferrando tomaron buena nota de esta situación. Sobre todo porque hay antecedentes. En 1998, la Conselleria, entonces gestionada por el PP, ya le exigió a Calp, gobernada por el mismo color político, que limitara tanto hormigón. Entonces no se hizo: "Se miró para otro lado y veinte años después, seguimos igual".

Pastor y Perles acudieron a València después de que, según su relato, no hayan podido encontrar un interlocutor válido en el gobierno local de César Sánchez para hablar de la gestión urbanística, que está provocando un hondo debate en el municipio en los últimos tiempos. Las causas: la proliferación de torres de gran tamaño en primera línea o en las proximidades del humedal de Les Salines, donde se han liberalizado alturas en uno de los planes parciales de El Saladar. En apenas unos días se han conocido dos nuevos proyectos hoteleros: uno al lado de la playa de la Fossa y otro junto a Les Salines.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha