eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Exconsejero de CAM tilda de "exceso grave" las cuotas participativas por no explicar qué se estaba comprando

Joaquín Longinos Marín dice que los miembros de "más galones" formaban "el círculo de poder" mientras que a él le aconsejaban limitarse a aprender

- PUBLICIDAD -
Exconsejero de CAM tilda de "exceso grave" las cuotas participativas por no explicar qué se estaba comprando

El exmiembro del consejo de administración de la CAM Joaquín Longinos Marín ha señalado este lunes que "la respuesta primera" de las cajas a la crisis "severa" fue "la huida hacia delante, en la que se tomaron diversas medidas", entre las que hubo "muchos excesos". Al respecto, ha indicado que la emisión de cuotas participativas fue "un exceso grave" por "no explicar a la gente lo que estaba comprando".

Marín considera que "en su momento no se tomaron las suficientes cautelas para prever las consecuencias de la burbuja inmobiliaria". Asimismo, entiende que en la actualidad también existen "problemas" y "quizás no estamos tomando las medidas suficientes para prever lo que puede suceder mañana".

Joaquín Longinos Marín, que ha comparecido este lunes en la comisión de investigación de la CAM en las Corts, estaba citado el pasado 11 de junio para intervenir, pero no acudió porque, según dijo, por la tarde cuando desde la cámara avisaron a su secretaria, se encontraba en Londres por su condición de profesor y no conocía la convocatoria, porque las Corts la remitieron a la CAM y no a su domicilio particular. En la sesión de esta tarde, Marín ha pedido disculpas por su ausencia.

Licenciado en Económicas y Empresariales y profesor de la Universidad de Murcia en el departamento de Marketing, Marín entró en la CAM en febrero de 2010 como consejero general por corporaciones locales. Fue suplente de Juan Bernal en el consejo de administración de la caja y cuando éste cesó ocupó su vacante.

El primer consejo al que asistió fue el que se celebró el 27 mayo de 2011 y, en total, acudió a cuatro reuniones, hasta el 22 de julio de 2011. Tras la marcha de Bernal, Marín también ocupó una plaza de vocal en el consejo de administración de Gestimed y la de vicepresidente del consejo territorial de Murcia, pero solo asistió a las reuniones en las que tomó posesión. En este sentido, ha destacado que lo que aprendió en el consejo "no es nada, es muy poco".

794 EUROS DE RETRIBUCIONES

Según ha explicado, el total de retribuciones que recibió por el consejo territorial es de 794 euros. "No he cobrado nada de Gestimed, no me he ido a ningún viaje, no tengo préstamos, ni cuotas participativas; solo tengo una cuenta de ahorros en la CAM", ha señalado. El exconsejero ha destacado que cuando entró en la caja pensó que su "principal aportación" sería en materia de responsabilidad social corporativa, ya que toda su carrera investigadora la ha desarrollado en este ámbito.

El exmiembro del consejo de administración de la CAM ha explicado que "como en todas las organizaciones" en la caja había "un núcleo duro", formado por el presidente, los vicepresidentes y los ejecutivos, y "círculos concéntricos de información y de poder" en los que estaban "los consejeros de más antigüedad y más galones".

Así, Marín, que apenas estuvo dos meses en el consejo de administración, ha señalado que, por otro lado, "estábamos los otros, que llevábamos allí unos cuantos meses o quizás una semana y ni tienes información ni sabes cómo funciona aquello". Por ello, ha indicado: "todos me decían lo mismo: aprende, ve como funciona y después hablamos".

El exconsejero ha destacado que "la falta de tiempo" era "un limitador importante a la hora de tener más información cuando se discutían los temas en el consejo", ya que tenían un plazo de 48 horas para ver los documentos sobre los asuntos a tratar y preparar los temas.

Respecto al funcionamiento, ha indicado que algunos asuntos sí se sometían a debate "cuando había alguna información contradictoria o cuando no se veía algo claro". Sin embargo, ha asegurado que "en la mayor parte de los temas la máxima era 'el poder de la información'" y, al respecto, ha explicado que "cuando existe una opinión unánime entre los miembros que tienen la información es difícil debatir".

RELACIONES INSTITUCIONALES

Sobre este asunto, ha manifestado que la CAM "habrá hecho muchas cosas mal, seguro, pero la dinámica de sus consejos era muy parecida a la de otros". No obstante, ha manifestado que "no se gestionaron nada bien las relaciones institucionales", lo que considera "una causa muy importante de por qué se deterioró tanto".

"Yo no entendía cómo la CAM era machacada en los medios de comunicación y cómo no se gestionaba eso", ha manifestado el exconsejero de la caja alicantina, quien ha resaltado que la situación "era tensa y casi insostenible".

"MÁS TRANSPARENCIA"

En su ultima intervención, y a preguntas de los grupos parlamentarios, ha explicado que él fue uno de los 12 consejeros que firmaron un escrito en el que solicitaban "más transparencia en la información y cambiar el proceso de interlocución y negociación con otras entidades financieras y con el Banco de España".

En otro momento de su comparecencia ha resaltado: "tengo la conciencia tranquila", y ha hecho hincapié en que "la mayor parte de los consejeros tenía una actuación muy limpia, era gente que le ponía la mejor voluntad del mundo, intentaba hacer las cosas lo mejor posible, unos estaban mejor preparados, otros menos, pero todos querían lo mejor para la CAM".

En la mañana de este lunes han pasado por la comisión de investigación de la CAM --que se reanudará el 1 de octubre_- el exmiembro de la comisión de control de la CAM Raúl Serrano, que ha reconocido que no tenía ni conocimientos ni tiempo para el cargo, y la exvocal Dolores Mataix, quien ha insistido en que nunca que tuvo "ninguna duda" de la situación de la entidad porque los informes externos se realizaban "sin salvedades".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha