eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Martinsa, más cerca de la liquidación tras rechazar la banca sus planes

- PUBLICIDAD -
Martinsa, más cerca de la liquidación tras rechazar la banca sus planes

Martinsa, más cerca de la liquidación tras rechazar la banca sus planes

La inmobiliaria Martinsa Fadesa, icono de la burbuja inmobiliaria española y que entró en concurso en el verano de 2008, está cada vez más cerca de su liquidación después de que la banca acreedora haya rechazado un nuevo plan de la compañía para seguir a flote, según han informado a Efe fuentes financieras.

En marzo de 2011, la justicia aprobó el plan de Martinsa Fadesa para pagar sus 7.200 millones de deuda en un plazo de hasta 10 años, con lo que la inmobiliaria gallega superó oficialmente el concurso, el mayor de la historia de España.

La compañía presidida por Fernando Martín logró entonces que el plan de pagos y de viabilidad, elaborado por su banca acreedora, fuese respaldado por el 73,69 % de las deudas con derecho a voto, muy por encima del 50 % exigido legalmente.

La inmobiliaria se comprometió a devolver al menos 3.200 millones que debía a más de una docena de entidades, sin embargo Martinsa Fadesa no ha podido cumplir con sus promesas y desde el año pasado tiene pendiente el pago de un 1 % de esa cantidad, 32 millones.

En 2014, además de tener que abonar el dinero pendiente, la compañía debía hacer frente a un 12,5 % adicional de sus deudas, o sea 384 millones más que hasta la fecha ha sido incapaz de reunir y se da por hecho que no lo hará.

Ante esta situación y puesto que Martinsa Fadesa ha incumplido en dos ocasiones los compromisos adquiridos con la banca, estaría en causa de disolución.

Las fuentes consultadas reconocen que la compañía podría esquivar esa salida si abonara al menos los 32 millones que le correspondía pagar en 2013, pero el principal problema es que no tendría capacidad ni para ello.

Por eso la inmobiliaria, con el asesoramiento de la auditora Deloitte, planteó hace unos meses a la banca modificar el convenio y entregar determinados activos, fundamentalmente suelos, a cambio de reducir deudas, una estrategia que las entidades rechazaron al no ser compatible con la legislación actual.

Hace unos días, y aprovechando los cambios normativos en materia concursal, la compañía ha puesto encima de la mesa esta misma semana un nuevo plan, bautizado como "Proyecto Aurora 2", y que reduciría su deuda al entorno de los 450 millones de euros.

Además, la inmobiliaria pretende quedarse con gran cantidad de activos, valorados en unos 1.400 millones de euros, lo que equivale a que sus fondos propios, actualmente en negativo, pasaran a rondar los 1.000 millones.

Para sus principales acreedores la propuesta es "inaceptable" e "inexplicable" porque supone que la banca asuma una quita del 80 %, recibe a cambio activos que desconoce equivalentes al 19,5 % de la deuda y tendría que asumir que el 0,5 % restante lo cobraría en ocho o nueve años.

Ante este planteamiento, fuentes próximas a las entidades no descartan la posibilidad de apostar por la liquidación de Martinsa, que les daría acceso a los activos de la compañía y con la que podrían obtener un retorno mayor, siempre y cuando la inmobiliaria no ceda en sus pretensiones y presente una oferta mejorada.

CaixaBank, el Banco Popular, Abanca -antes Novagalicia-, Morgan Stanley, Royal Bank of Scotland, Sabadell, Unicaja, Liberbank, BBVA, CEISS -Caja España-Duero-, Kutxabank, Bankia y Sareb son los acreedores principales de Martinsa y de quienes depende, en última instancia, su salvación.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha