eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

La izquierda debate un modelo de programa económico de Gobierno centrado en la fiscalidad y la reforma laboral

Los responsables económicos de Podemos, Unidad Popular y PSOE debatieron en un acto organizado por Economistas Frente a la Crisis sobre los puntos en común de sus programas

La derogación de la reforma laboral, la implantación de un sistema fiscal progresivo y la apuesta por un modelo productivo respetuoso con el medio ambiente constituyen los puntos clave de acuerdo entre los tres partidos

La propuesta del PSOE de un gobierno “progresista y reformista” junto Ciudadanos es calificada como inviable en el plano económico por el resto de fuerzas de izquierda

- PUBLICIDAD -
Asistentes al encuentro organizado por Economistas Frente a la Crisis

Asistentes al encuentro organizado por Economistas Frente a la Crisis / @EcoEFC

La sala del Centro Cultural Galileo se quedó pequeña para el evento organizado por Economistas Frente a la Crisis (EFC), y que sentó a representantes económicos de PSOE, Podemos y Unidad Popular junto a varios economistas, líderes sindicales y periodistas para debatir sobre los espacios comunes de la izquierda para un acuerdo no sólo económico, sino incluso de Gobierno. El acto, moderado por el economista Joaquín Estefanía estuvo centrado en un primer momento en el análisis de las políticas del Partido Popular. El periodista y experto económico ahondó en las consecuencias del modelo del Gobierno: “la desconfianza hacia el ‘establishment’ que ha desembocado en dos nuevos partidos con mucha fuerza y la pérdida de fe en el sistema democrático”.

Para hacer frente a estos y otros problemas planteados, el miembro fundador de EFC Jorge Fabra explicó que las propuestas de su organización “son soluciones económicas desde la izquierda española, respuestas factibles y rigurosas desde el punto de vista económico. Queremos que España supere sus deficiencias y retrasos para que tenga una economía eficiente y eficaz, sólida y duradera”. En su alocución, el experto en laboral (y ex secretario general de Empleo) Antonio González añadió que “la política económica se ha caracterizado por una escasa preocupación por los aspectos productivos, con ausencia de una política industrial eficaz y poco desarrollo de investigación tecnológica”.

Cristina Narbona (ex ministra de Medioambiente) puso el ojo en la cuestión medioambiental y la poca prioridad del Ejecutivo de Mariano Rajoy en este aspecto. Narbona denunció que existe “un planteamiento muy extendido según el cual si se ponen algunos objetivos medioambientales decae la actividad económica y se genera destrucción de empleo. Pero la crisis ha dejado patente como se puede destruir empleo a la vez que se retrocede en lo medioambiental”. En consecuencia, apuesta por incluir sí o sí “un enfoque ecológico en la economía, que priorice la prevención del a contaminación y preservar los ritmos de la naturaleza para no llegar a un colapso no solo ambiental, sino económico y social”.

Finalmente Bruno Estrada apuntó que una vez se forme un nuevo Gobierno "hay que llegar a un acuerdo con la Unión Europea. Las negociaciones entre Podemos, PSOE e Izquierda Unida deben unirse en este sentido. Mariano Rajoy no cumplió las promesas de déficit en todos los años de Gobierno y no ha pasado nada", dictaminó. 

Los sindicatos reivindican el sitio perdido

Los líderes sindicales también estuvieron presentes en el acto, apuntalando con su presencia la posibilidad de un pacto de izquierdas. Ignacio Fernández Toxo (CCOO) y Cándido Méndez (UGT) tuvieron su espacio para reivindicar el papel de los sindicatos a la hora de confeccionar un nuevo modelo económico alejado de las prácticas de la última legislatura. En este sentido, Méndez exigió que “las organizaciones sindicales necesitamos que nos devuelvan los derechos que nos han quitado, como el derecho fundamental a la huelga. También la negociación colectiva, que se ha menoscabado, para poder desarrollar nuestra actividad a pleno pulmón, porque este ámbito donde se disputa democráticamente el reparto de la riqueza. Para recuperar lo perdido, es fundamental que los trabajadores se puedan defender sin problemas”, sentenció.

Por su parte Toxo, que coincidió con el líder de UGT en varios aspectos, demandó “un paquete de medidas urgente que priorice la redistribución de la riqueza. Además, se necesita otra medida sobre el Salario Mínimo Interprofesional porque hay muchos sueldos que están basados en él, debería subir ya a los 800 euros”. En cuanto al desempleo, Toxo analizó que “hay un riesgo de ‘cronificación’ del paro en una serie de personas que si no hay pronto un plan de choque no podrán reincorporarse al mercado laboral.

Un posible acuerdo con Ciudadanos divide a la izquierda

Manuel de la Rocha, representante del PSOE, reiteró lo dicho por su líder Pedro Sánchez de “poner en marcha un gobierno con políticas progresistas y de cambio. Hay desafíos en Europa que necesitan enfoques de izquierda, como el de las migraciones. Debe haber un cambio de gobierno que haga una política económica diferente, que empuje a que la Comisión Europea deje de lado el ‘austericidio’ y empiece una nueva fase”.

El economista del Partido Socialista entró en la cuestión de los pactos negando que fueran a “depender de los votos de los independentistas, por lo que la suma no da, nos faltan diputados. En mi opinión, tendremos que buscar algún tipo de confluencia con Ciudadanos. Pese a las diferencias, hay algunas reformas en muchos aspectos donde parecen que están más distantes. Lo que si sería un desastre es que por los vetos cruzados vayamos a unas nuevas elecciones por las consecuencias para el país”.

La propuesta de un acuerdo que englobara a PSOE, Podemos, Unidad Popular y Ciudadanos no gustó a los responsables de los programas económicos de las formaciones de Pablo Iglesias y Alberto Garzón.

Nacho Álvarez observó que “desde Podemos vemos con dificultad la propuesta de geometría variable que se plantea desde el PSOE. Hacer esto de la mano de Ciudadanos es mezclar el agua y el aceite, porque por ejemplo un partido que ha planteado el contrato único no van a admitir propuestas de ESF con las que estamos de acuerdo. Tampoco los que llevan la reducción en los tipos de forma regresiva difícilmente van a estar de acuerdo con la reforma fiscal de UP, PSOE o Podemos. También es difícil ir de la mano de alguien que defiende los copagos. Nosotros no queremos ser partícipes ni por acción ni por omisión de lo que pensamos que es una gran coalición en diferido”.

Eduardo Garzón, que lideró la elaboración del programa económico de Unidad Popular, también vio complicado un acuerdo de izquierdas que incluyera a Ciudadanos. Además, quiso poner en foco en los cuidados, “un ámbito muy importante en nuestras economías por la gran cantidad de actividad invisibilizada, que no está registrado por el PIB y que se debe abordar para repartir de forma colectiva esa tarea mayormente realizada por mujeres”.

Asimismo, quiso enfatizar en que una vez se forme un nuevo Ejecutivo, se debe ser “rebeldes contra las políticas de la UE, convencer a la gente de que esas políticas solo son para recortar el Estado de Bienestar. La gente debe compartir las medidas que aquí estamos proponiendo, como por ejemplo enfrentarnos al tope de déficit público por ser una regla que no tiene ningún sentido”.

El acto concluyó con la intervención desde la "fila cero" de los directores de varios medios digitales. Ignacio Escolar ( eldiario.es ), Jesús Maraña (Infolibre), Mariá Delás (Público.es) y Juan Zafra ( bez.es ) coincidieron en que estamos ante una época "con información política como nunca se ha visto antes", tal y como apuntó Escolar. Asimismo, reivindicaron el papel de los medios de comunicación y la importancia de hacer contenidos para los lectores, sin intereses partidistas detrás. 

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha