eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Repsol realiza más de 1.500 transportes marítimos de crudo al año

- PUBLICIDAD -
Repsol realiza más de 1.500 transportes marítimos de crudo al año

Repsol realiza más de 1.500 transportes marítimos de crudo al año

Repsol, que no tiene flota propia, fleta al año decenas de buques con los que realiza más de 1.500 transportes marítimos de crudo y otros productos por todo el mundo.

Para Repsol, la seguridad en el transporte marítimo es una prioridad, y por ello, cuenta con un departamento de Vetting, que analiza y evalúa cada barco para determinar si reúne las condiciones necesarias para ser contratado.

Cualquier barco que transporte carga para la compañía, sea contratado o atraque en uno de sus muelles, tiene primero que ser aceptado por sus inspectores, según ha informado la energética en su boletín de noticias.

Su departamento técnico encargado de la seguridad y prevención de la contaminación, actividad conocida como Vetting, "tiene unos requerimientos que, en algunos aspectos, son más exigentes que las normas locales, nacionales o internacionales".

Entre estos requisitos destaca la exigencia de que todos los buques que transportan crudo o productos pesados sean de doble casco, con independencia de su tamaño y del país donde naveguen.

Repsol creó su propio departamento de Vetting en 1993, y sus inspectores realizan evaluaciones de los buques que suelen durar de seis a ocho horas.

Un equipo de inspectores formado por capitanes y jefes de máquinas de la Marina Mercante realiza una evaluación barco a barco de múltiples aspectos técnicos y de gestión para concluir si es aceptable para ser contratado.

Factores como su historial de seguridad, la experiencia y capacitación de los tripulantes, la edad del buque y su mantenimiento o el sistema de gestión de la seguridad son determinantes para que el departamento de Vetting dé su visto bueno.

En este sentido, la compañía ha explicado que la seguridad "es una prioridad absoluta para Repsol", y por ello ha establecido "unos procesos para identificar los riesgos de las distintas operaciones del transporte marítimo y unos criterios de seguridad preventivos".

El objetivo es asegurar que "hacemos todo lo que está en nuestro poder para que el embarque y el transporte de hidrocarburos o de cualquier otra carga se haga de forma segura", ha indicado la gerente de Vetting de la compañía, Idoia Ibáñez.

La supervisión no solo afecta a los grandes buques petroleros, gaseros y de transporte de productos químicos, sino a cualquier embarcación, de todo tipo y tamaño, desde remolcadores o buques de suministro a embarcaciones fluviales.

El proceso para analizar la buena gestión y estado de los buques incluye la posibilidad de que un inspector de Repsol suba a bordo y revise a fondo el barco y su documentación, en un examen que suele durar de ocho a diez horas.

Por último, Repsol, que mueve diariamente por mar 1,2 millones de barriles de crudo y productos, ha indicado que su departamento de Vetting solo acepta buques con una póliza de Protección e Indemnización para cubrir las responsabilidades frente a terceros en diversos supuestos, como por ejemplo, un naufragio.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha