eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Temer vende en China las oportunidades de un Brasil que volvió al crecimiento

- PUBLICIDAD -
La firma de joyería Folli Follie opta por calles "premium" para su expansión

La firma de joyería Folli Follie opta por calles "premium" para su expansión

El presidente brasileño, Michel Temer, proclamó hoy ante un foro de empresarios el retorno de su país al crecimiento económico y las nuevas oportunidades que ofrecerá con su plan de privatizaciones y reformas a la inversión exterior.

"Brasil está de vuelta y espera a los empresarios chinos", afirmó Temer en el foro, ante el que detalló la evolución de la economía brasileña y los planes de su Gobierno para dinamizarla.

Tras definir a Brasil como un país "rico en oportunidades", Temer incidió en las cifras positivas del PIB de su país (1 % en el primer trimestre y un 0,2 % en el segundo), lo que dejó atrás ocho trimestres consecutivos de descensos.

El PIB se ha recuperado "en poquísimo tiempo" y la economía "ha vuelto a crecer", recalcó.

El presidente brasileño aseguró que junto con su administración se está modernizando el país, a través de medidas y reformas, como el nuevo modelo de concesiones y privatizaciones, que responden "al desafío de dar un salto de calidad" en su infraestructura.

Además, subrayó los nuevos marcos reguladores en sectores como petróleo y gas, minería o electricidad, o el objetivo de reformar la legislación laboral. Todo ello busca aumentar la seguridad jurídica y mejorar las condiciones para las inversiones, explicó.

Como consecuencia, destaca la recuperación del comercio y la industria.

Temer destacó también el proyecto de reforma de las pensiones de la Seguridad Social, que según él busca garantizar la sostenibilidad del sistema y es "fundamental" para sanear las cuentas públicas.

Puso como ejemplo de la pujanza de la relación económica bilateral la marcha imparable del comercio, que totalizó los 58.000 millones de dólares (48.900 millones de euros) en ambas direcciones en 2016, frente a los 3.000 millones de dólares (2.529 millones de euros) del primer año de este siglo. Y recordó que China es el mayor socio comercial brasileño ya desde 2009.

También hizo mención al objetivo brasileño de beneficiarse de la explosión del turismo chino en todo el mundo, para lo que se están abriendo nuevas oficinas de concesión de visados, tanto a turistas como a hombres de negocios.

"Sé que China continuará al lado de Brasil", resumió.

Temer participó en el foro junto con el viceprimer ministro chino, Wang Yang, quien destacó en su intervención que Brasil y China "están más cerca que nunca" dentro del progresivo y continuo incremento de las relaciones políticas y económicas del gigante asiático con Latinoamérica.

El presidente brasileño viajará mañana domingo a la ciudad suroriental de Xiamen, donde por la tarde comienza la cumbre de líderes de los países del grupo BRICS (Brasil, Rusia, India, China y Suráfrica), que concluirá el próximo martes.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha