eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

La UE y EEUU centran su negociación en regulación, energía y materias primas

- PUBLICIDAD -

Los expertos de la Unión Europea (UE) y Estados Unidos que participan en la negociación de un acuerdo comercial y de inversiones abordaron hoy asuntos como la coherencia entre las diferentes regulaciones, la energía y las materias primas, dentro de la semana de trabajos que celebran en Bruselas.

La segunda ronda de negociaciones de este acuerdo transatlántico, conocido como TTIP, se inició el pasado lunes en la capital belga con discusiones sobre servicios e inversiones, informaron ambas partes en un comunicado conjunto.

Las mesas de trabajo sobre reglamentación se iniciaron el miércoles, y abordaron asuntos reguladores en diferentes sectores, mientras que la jornada de hoy se ha dedicado a tratar la coherencia reguladora y los ámbitos de la energía y las materias primas.

La Comisión Europea (CE) calcula que el 80 % del potencial del acuerdo estará en el recorte de costes que genera la burocracia y las diferencias entre regulaciones, así como en la liberalización del comercio de servicios y del mercado público.

Está previsto que los jefes de los equipos negociadores, por la UE, Ignacio García-Bercero, y por Estados Unidos, Dan Mullaney, informen mañana a la prensa sobre el resultado de la ronda de Bruselas.

El objetivo de ambos socios es crear la mayor zona de libre comercio del mundo y así impulsar el crecimiento de sus economías y del empleo, además de crear estándares normativos que sirvan de referente a nivel mundial, sin menoscabar su autonomía a la hora de regular ni la protección de sus ciudadanos.

La UE calcula que la aplicación de un amplio acuerdo comercial y de inversiones con EE.UU. incrementará en un 0,5 % anual su PIB.

Las negociaciones por el momento han tenido un inicio complicado, no sólo debido al cierre temporal de la Administración federal estadounidense, que obligó a retrasar un mes la segunda ronda, sino también por el presunto espionaje por parte de la Agencia Nacional de Seguridad (NSA) estadounidense a ciudadanos, líderes e instituciones europeas.

Representes de la UE han insistido en que "no hay vínculo" entre el escándalo de la NSA y las negociaciones comerciales, y que es un asunto que las dos potencias analizan por una vía separada que no afecta al "buen encaminamiento" del TTIP.

La subsecretaria de Estado de EE.UU., Victoria Nuland, manifestó el miércoles en Washington que "ninguno de estos episodios de turbulencia cambian lo que es fundamental: que América necesita una Europea fuerte y que Europa necesita una América fuerte".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha