eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

La UE fijará calendarios para avanzar en la lucha contra la evasión fiscal

- PUBLICIDAD -

Los líderes de la UE acordarán en su cumbre de mañana intensificar la lucha contra el fraude y la evasión fiscal y los resquicios que aprovechan multinacionales para eludir impuestos, pero se limitarán a fijar calendarios para ello y a promover el intercambio automático de información bancaria.

Los veintisiete jefes de Estado y de Gobierno analizarán también cómo movilizar sus políticas energéticas en aras de mejorar la competitividad, el empleo y el crecimiento, señalaron fuentes diplomáticas.

De la cumbre de mañana se espera un "impulso político" a la lucha contra el fraude y la evasión y la planificación fiscal agresiva en un momento en el que la Unión Europea pierde por este problema un billón de euros al año, lo que equivale al PIB de España.

El presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, señaló hoy que esta cuestión "se ha convertido en esencial para la aceptación política y social de la consolidación fiscal".

Europa ha visto en los últimos tiempos escándalos como la cuenta oculta que tenía en Suiza el exministro francés de Presupuesto, Jérôme Cahuzac, y del "Offshore Leaks", la lista de supuestos evasores fiscales divulgada por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ), o que multinacionales como Apple, Amazon, Google y Starbucks minimizan el pago de impuestos a través de oficinas en otros países que gozan de mejor trato fiscal.

El impulso para avanzar en este asunto ha llegado tras la creación del "Grupo de los Cinco" (Alemania, Francia, Reino Unido, España e Italia) para trabajar en el intercambio multilateral de información y las declaraciones en favor de que ése será previsiblemente algún día el estándar global en foros como el G20.

El presidente de la Comisión Europea (CE), José Manuel Durao Barroso, propuso hoy que en el horizonte 2015 haya un intercambio de información sobre todos los tipos de ingresos.

Luxemburgo advirtió en la antesala de la cumbre que mañana no será posible ir más allá de las decisiones de los ministros de Economía de la UE del pasado día 14, cuando dieron a la CE el mandato de negociar con Andorra, Mónaco y San Marino nuevos convenios sobre información bancaria pero no avanzaron en otro aspecto clave, la revisada directiva sobre fiscalidad del ahorro.

Ésta se encuentra estancada desde 2008 por la oposición de Luxemburgo y Austria, que no quieren verse en desventaja frente a otros centros financieros y prefieren esperar el resultado de las negociaciones con esos países extracomunitarios.

Es posible que estos dos Estados miembros tengan que hacer frente mañana a la presión de sus socios, pero en el borrador de conclusiones que aprobarán los líderes, solo consta que esa directiva debe quedar adoptada antes de fin de año.

Además, los líderes esperan que la CE modifique en junio la directiva sobre cooperación administrativa para que el intercambio automático de información abarque todas las clases de renta y acordarán adoptar antes de finales de ese mes la propuesta sobre el mecanismo de reacción rápida y la directiva sobre la inversión del sujeto pasivo para luchar contra el fraude en el IVA

En el plano de las multinacionales, los líderes de la UE adelantarán los trabajos sobre las recomendaciones de la CE de una planificación fiscal agresiva y el traslado de beneficios y pedirán a la Comisión que presente antes de fin de año una revisión de la directiva sobre sociedades matrices y filiales y examine las disposiciones contra los abusos recogidas en la legislación.

Los líderes consideran asimismo importante proseguir los trabajos dentro de la UE sobre la eliminación de las medidas fiscales perniciosas, para lo que se trabajará en un posible reforzamiento del Código de Conducta sobre la Fiscalidad de las Empresas, según el borrador de las conclusiones.

Por último, subrayarán la importancia de que se identifique a los beneficiarios reales detrás de cuentas y fondos opacos, incluyendo las empresas, fundaciones y los fondos fiduciarios.

En el ámbito de la energía, los líderes buscarán impulsar varias cuestiones pendientes, como la aplicación del llamado "tercer paquete energético", prevista para 2011 pero inconclusa en varios países.

Los Veintisiete darán su visto bueno al intercambio de información regular sobre las principales decisiones nacionales en materia de energía y debatirán los precios de la electricidad.

También abordarán la necesidad de aumentar las inversiones en las infraestructuras energéticas, así como la diversificación de las fuentes de energía, punto en el que se tratará la polémica cuestión del gas de esquisto.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha