eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

UGT intenta acercarse a sus bases en pleno escándalo por las tarjetas 'black'

Por primera vez, el sindicato ha realizado una consulta entre sus afiliados para recoger preguntas que responderán varios de sus cargos este sábado

CCOO acaba de aprobar un Código Ético con el que pretende alejarse de prácticas pasadas: sus representantes en consejos de administración tendrán que publicar su declaración de bienes

- PUBLICIDAD -
Cándido Méndez ve una oferta electoral el anuncio de crear 3 millones de empleos

El secretario general de UGT, Cándido Méndez. EFE

Los ERE de Andalucía, las tarjetas 'black' de Caja Madrid y la declaración este jueves de un líder de UGT en la que admitía que  financió gastos del sindicato con su visa opaca a Hacienda, los  gastos en viajes de la Federación de Banca de CCOO...

Los sindicatos UGT y CCOO no pasan por su mejor momento, lastrados por escándalos y minados por reformas que han recortado derechos laborales y reducido su poder negociador. En los últimos dos años, las dos centrales han puesto en marcha cambios para intentar reducir su estructura y acercarse a sus bases. Como muestra, la asamblea confederal que celebra este sábado UGT: por primera vez, varios cargos responderán en directo a las preguntas que los afiliados han podido enviar en una consulta hecha a través de correo electrónico. La mayoría tienen que ver con la negociación colectiva, con los problemas internos del sindicato, la transparencia y los procesos judiciales.

La de este sábado será la segunda asamblea confederal consultiva de UGT, pero la primera que se basa en las inquietudes de los afiliados. "En nuestro último Congreso, UGT decidió que todos los años celebráramos una asamblea consultiva. Por otro lado, también decidió que para los asuntos de relevancia se creara una plataforma tecnológica que permitiera el contacto directo con los afiliados sin mediación de las estructuras", explica el secretario de Organización de UGT, José Javier Cubillo. 

El sindicato ha preguntado a cerca de 250.000 personas (los afiliados de los que disponen cuentas de correo fiables) sobre sus inquietudes. "Pedimos que nos dijeran cuáles eran sus preocupaciones tanto en el ámbito interno como en el externo", dice Cubillo. La negociación colectiva, la inquietud por la pérdida de derechos y las dudas sobre la transparencia, los procesos judiciales, o la credibilidad han sido los asuntos que han aparecido con más frecuencia en las ochocientas respuestas que han recibido.

En 82 preguntas se trataban el cambio de dirigentes, la pérdida de poder y credibilidad del sindicato o la cercanía a las bases, en 67 aparecían inquietudes sobre los procesos judiciales en los que está inmerso el sindicato, en 16 salían a reducir expresiones como Andalucía, ERE o Caja Madrid, en 63 había dudas sobre la limitación de mandatos o los procesos internos de la organización, y en 25 se hablaba de los problemas de imagen del sindicato. Otras 132 preguntas versaban sobre la negociación colectiva y la actividad sindical.

El departamento de comunicación de UGT ha seleccionado las preguntas que se contestarán este sábado en función de los temas que más preocupaban a la gente. "Se van a responder tal y como nos han llegado. Algunas suenan mal porque son muy directas, casi parecen acusaciones, pero se respetarán tal y como se han escrito", asegura el secretario de Organización. Serán los propios interesados los que hagan las preguntas. Los encargados de responderlas serán diez cargos vinculados a las federaciones y uniones del sindicato. "A partir de estas cuestiones concretas contarán qué están haciendo al respecto de ese problema. No se va a resolver el problema del afiliado allí mismo, pero sí se darán explicaciones de qué está haciendo el sindicato para solucionarlo". En total, UGT responderá a cerca de cuarenta preguntas.

El sindicato quiere continuar con este modelo de asambleas confederales. "No estamos satisfechos con la participación, hubiéramos querido que fuera mayor, pero es un experimento, es la primera vez que hacemos algo así de esta envergadura", dice Cubillo, que admite que se trata de una forma de acercarse a las bases de forma directa, sin intermediarios. "Hay dos formas de hacerlo, que el secretario general vaya a los centros de trabajo, que lo hace y es la forma clásica de hacerlo, o que la gente se pueda dirigir directamente a la Ejecutiva, que es esta forma y a la que le damos continuidad a través de nuestra intranet: allí todos los afiliados pueden enviarnos sus comentarios", subraya.

Código Ético de CCOO

Por otro lado, CCOO acaba de aprobar un nuevo Código Ético con el que busca alejarse de prácticas pasadas. Por un lado, el sindicato obligará a sus representantes en los consejos de administración de las empresas en las que sigue presente a declarar sus bienes y rentas antes y después de pasar por el cargo. Aunque sus representantes en estos órganos ya estaban obligados a derivar al sindicato cualquier retribución que obtuvieran, la organización pretende ahora asegurar los mecanismos "para que eso se cumpla en todos los casos", según palabras del secretario de Seguridad Social del sindicato, Carlos Bravo, durante la presentación del documento.

Además, todos los máximos responsables de CCOO estarán sujetos a una limitación de mandatos que hará que no puedan superar los doce años en esa responsabilidad. No obstante, este límite no entrará en vigor hasta el próximo congreso del sindicato, que previsiblemente se celebrará en 2017. Además, las federaciones sectoriales y uniones territoriales tendrán que auditar y publicar sus cuentas.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha