eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El comercio mundial crecerá en 2017 más de lo esperado, pero persisten los riesgos

- PUBLICIDAD -
El comercio mundial crecerá en 2017 más de lo esperado, pero persisten los riesgos

El comercio mundial crecerá en 2017 más de lo esperado, pero persisten los riesgos

La Organización Mundial del Comercio (OMC) revisó hoy al alza el crecimiento del comercio mundial para 2017 y lo situó en el 3,6 %, pero advirtió que los riesgos políticos y económicos que pueden frenarlo persisten.

"Las perspectivas mejoradas son una buena noticia, pero riesgos sustanciales que amenazan la economía mundial persisten y podrían fácilmente socavar cualquier recuperación del comercio", afirmó en un comunicado el director general de la OMC, Roberto Azevêdo.

El dirigente describió algunos de estos riesgos, como la posibilidad de que la retórica proteccionista se traduzca en acciones restrictivas del comercio, un aumento de las tensiones geopolíticas y un elevado costo de los desastres naturales.

"Aunque son difíciles de cuantificar, estos riesgos son muy reales. Por eso, un creciente optimismo respecto al comercio debería ser moderado con una sana dosis de cautela", advirtió Azevêdo.

Según la revisión publicada hoy por la OMC, el comercio mundial crecerá en 2017 un 3,6 %, lo que supone una revisión al alza con respecto al 2,4 % estimado el pasado abril, aunque coincide con el máximo posible esperado.

El organismo que rige el comercio mundial estableció hoy la horquilla de crecimiento para 2017 entre un 3,2 y un 3,9 %, mientras que el pasado abril estimó que se situaría entre un 1,8 y un 3,6 %.

Estos resultados se darán si se mantiene el crecimiento esperado del Producto Interior Bruto (PIB) mundial en un 2,8 %, considerablemente más positivo que el obtenido en 2016, que se situó en un 2,3 %.

La OMC especifica que el crecimiento de los intercambios comerciales en 2017 representará una sustancial mejora frente al "mediocre" aumento del 1,3 % de 2016.

Según los economistas de la OMC, el aumento de los intercambios este año estará liderado por un crecimiento más fuerte del esperado en Asia y en América del Norte, donde la demanda se está recuperando respecto a unos resultados muy débiles en 2016.

"Un fuerte crecimiento particularmente en China y en Estados Unidos impulsó la demanda de importaciones, lo que incentivó el comercio intra-asiático".

La demanda china en la primera mitad de 2017 fue motivada por un crecimiento sólido en la industria (aumento del 6,4 %) e incluso un crecimiento mayor en los servicios (7,7 %)

Las condiciones financieras en Asia también mejoraron respecto al volátil primer trimestre de 2016, "lo que contribuyó a la confianza de los negocios y los consumidores", especifica la OMC.

Asimismo, el organismo recuerda que hubo una recuperación de los precios del petróleo en 2017, "lo que parece que dio cierto apoyo a las inversiones en Estados Unidos".

"El hecho de que el crecimiento sea ahora más sincronizado entre regiones pudiera hacer que la expansión se reforzara. Esto sucedería más fácilmente si los países continuasen resistiéndose a la tentación del proteccionismo", advirtió Azevêdo.

El crecimiento seguirá el año que viene, pero se moderará con respecto a 2017.

El pronóstico para 2018 también ha sido revisado al alza por los economistas del organismo, que consideran que el año próximo crecerá en torno a un 3,2 %, dentro de una horquilla que va del 1,4 al 4,4 %.

En abril consideraron que la horquilla estaría entre un 2,1 y un 4,0 %.

El PIB mundial esperado para 2018 también se mantendrá en un 2,8 %.

La OMC afirma que el rápido ritmo de crecimiento del comercio en 2017 no se mantendrá en 2018 por varias razones.

Entre ellas que 2018 no se podrá comparar con un año de débil crecimiento como fue 2016 como sí se hace con 2017, y que se espera que las políticas monetarias sean menos propicias en los países desarrollados al subir las tasas de interés la Reserva Federal estadounidense y al eliminar gradualmente los estímulos monetarios el Banco Central Europeo (BCE).

Un tercer elemento señalado por los economistas es que la expansión fiscal y el crédito fácil en China se controlarán "para evitar que la economía se recaliente".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha