eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

La ralentización china no minará los lazos con Perú, promete Kuczynski

- PUBLICIDAD -

El nuevo presidente peruano, Pedro Pablo Kuczynski, tiene por misión en su primer viaje oficial al exterior, realizado al gigante chino, dar la imagen de un Perú abierto a seguir atrayendo el comercio y la inversión de China, incluso en momentos de ralentización de la segunda economía mundial, según contó hoy en una entrevista a Efe.

"Claro que debe hacer mercado", señala desde una biblioteca del palacio de Diaoyutai, la residencia que desde hace décadas ha servido de residencia a jefes de Estado, apoyado en un escritorio de 150 años y que sirvió de mesa de trabajo tanto a consejeros de la dinastía Qing como a lugartenientes de Mao Zedong.

"El principal mercado para las exportaciones mineras de Perú a China ha sido la industria de la vivienda, que se ha frenado, pero la industria automotriz (china) sigue creciendo, así que hay que ver dónde está el mercado", analiza el economista, viejo conocedor del Banco Mundial y del Fondo Monetario Internacional que sin embargo ha preferido Pekín a Washington en su primera salida al exterior como presidente.

Kuczynski, quien hoy viaja de Pekín a Shanghái, ha tenido en la capital una apretada agenda que ha incluido reuniones con el presidente chino Xi Jinping, el primer ministro Li Keqiang, líderes empresariales y bancarios, entre estos últimos el vicepresidente del Banco Asiático de Inversión en Infraestructuras (BAII), fundado por China y al que Perú podría unirse muy pronto.

"Vamos a enviar una carta en los próximos días para solicitar nuestro ingreso al banco, sujeta a la aprobación de Gabinete del Perú", subrayó el mandatario, quien dijo haber sido siempre partidario de la unión de Perú al BAII, nacido en 2014 a propuesta del presidente Xi.

El programa de Kuczynski incluye todo tipo de sectores, desde infraestructuras a comercio pasando por cultura -el martes firmó un acuerdo para el desarrollo de centros culturales peruanos en China y chinos en Perú- o la agricultura, con el principio de acuerdo para que el arándano del país andino pueda exportarse al gigantesco mercado chino.

"El arándano es incipiente en Perú pero tenemos unas variedades absolutamente espectaculares", comenta el mandatario, quien vaticina que pronto otros productos peruanos como la maca, las frambuesas o hasta el pisco obtendrán los permisos fitosanitarios necesarios para entrar en China.

Pero el presidente peruano avisa que ese permiso sólo es el principio, y requiere esfuerzos de promoción: "No sólo es que lo dejen entrar, es desarrollar el mercado", aconseja.

Uno de los proyectos que más titulares de prensa desata en la relación chino-peruana es el ferrocarril transoceánico que China quiere tender desde la costa atlántica brasileña a la peruana en el Pacífico, pero Kuczynski ha transmitido a los líderes chinos sus reservas sobre el proyecto, tanto por coste como por viabilidad.

"Es una idea que se promovió el año pasado para transportar la soja del Mato Grosso (oeste de Brasil) a China más rápidamente, pero yo tengo algunas preguntas sobre este tren que he expresado en este viaje", subrayó el mandatario.

"Lo primero, su costo, que es altísimo, y en segundo lugar si hay carga de regreso (de Perú a Brasil), porque cualquier sistema de transporte debe tener cargas en los dos sentidos", explicó Kuczynski.

"Se va a estudiar y se tomará una decisión", sentenció el presidente, quien en el viaje a China también ha nombrado otras dificultades que involucran al proyecto, como las grandes alturas por las que debe pasar la vía férrea, que obligarán a la construcción de numerosos túneles y a elevar más aún los costos.

Más interesado está el Gobierno peruano en establecer vuelos directos con China para atraer turistas chinos en ese sueño, expresado por las autoridades peruanas, de que al menos un 5 por ciento de los 120 millones de viajeros del país asiático que van al exterior se decanten por el país que aúna cultura incaica, amazonía y costas pacíficas.

Kuczynski señaló que en Shanghái se reunirá con directivos de líneas aéreas chinas como Air China o China Eastern para analizar esos posibles vínculos aéreos, aunque también indicó que no bastará para asegurarse visitas, y podría requerir la cooperación entre varias naciones latinoamericanas para ofertar tours multinacionales.

"Tiene que ser parte de un paquete de incentivos al turismo, porque América Latina está lejos de China y la gente va a querer visitar no sólo un país", explicó.

Uno de los principales puntos de la agenda de Kuczynsi, "PPK" para muchos peruanos, es invitar formalmente al presidente chino a la cumbre del Foro Asia Pacífico (APEC) que Lima acogerá a mediados de noviembre y ampliarla con un viaje oficial al Perú.

En el foro APEC, podría volver a resurgir tensión entre las distintas propuestas que Estados Unidos y China tienen para integrar comercialmente a las naciones de la región: el presidente Barack Obama abandera la Asociación Transpacífica (TPP), en la que Japón y otras naciones asiáticas están muy interesadas pero no China, que tiene otra alternativa, el Área de Libre Comercio Asia Pacífico (FTAAP).

"A pesar de que estoy a favor de abrir el comercio y a favor del TPP, éste tiene dos obstáculos", recalcó el mandatario peruano, en referencia a la ausencia de China en el proyecto y a la oposición que en los propios EEUU hay por parte de los candidatos a la presidencia, tanto la demócrata Hillary Clinton como el republicano Donald Trump.

"La elección en Estados Unidos probablemente va a impedir que se firme el TPP", subrayó Kuczynski, tras calificar como "un problema técnico" el hecho de que China, "el principal actor comercial en Asia Oriental y el Pacífico en general", no sea parte de la iniciativa norteamericana.

En cuanto al FTAAP chino, un Kuczynski conciliador asegura que es una iniciativa "que merece ser analizada con benevolencia".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha