eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El fondo de resolución europeo tiene 17.400 millones, un tercio del objetivo

- PUBLICIDAD -
El fondo de resolución europeo tiene 17.400 millones, un tercio del objetivo

El fondo de resolución europeo tiene 17.400 millones, un tercio del objetivo

El Fondo Único de Resolución (FUR), creado por la Unión Europea (UE) para apoyar financieramente las resoluciones de bancos en la eurozona, cuenta ya con 17.400 millones de euros, un tercio de los 55.000 millones que necesita captar para finales de 2023.

La Junta Única de Resolución (JUR), de la que forma parte el fondo, informó en un comunicado de que en el primer semestre del año recaudó 6.600 millones de euros en contribuciones anuales de los 3.512 bancos y firmas de inversión que deben nutrir este fondo.

La JUR y el FUR componen el Mecanismo Único de Resolución Europeo, que entró en vigor el 1 de enero de 2016 y es uno de los tres pilares de la Unión Bancaria, puesta en marcha a raíz de la crisis financiera para supervisar a las grandes entidades de la eurozona y gestionar las quiebras de forma ordenada.

La Junta se encarga de decidir si los bancos en problemas deben ser puestos bajo resolución y, si este es el caso, el Fondo puede contribuir financieramente a la operación como último recurso y dentro de ciertos límites.

Su aportación puede servir para dar préstamos o garantías a la entidad en resolución, comprar activos, apoyar a un posible banco malo o compensar a ciertos acreedores, pero no puede utilizarse directamente para absorber pérdidas o recapitalizar las entidades.

Sin embargo, en casos excepcionales, puede hacer una contribución en lugar de aplicar quitas a ciertos acreedores siempre y cuando se haya ejecutado antes un rescate interno equivalente al 8 % de los pasivos y fondos propios de la entidad y su apoyo no sea superior al 5 % de los mismos.

El Fondo se alimenta, principalmente, de las contribuciones de bancos y firmas financieras, con el fin de que sean acreedores e inversores quienes paguen los rescates y no el contribuyente.

El objetivo es conseguir que en 2023 su capacidad ascienda al 1 % del importe de los créditos garantizados en todos los países miembros, unos 55.000 millones aproximadamente.

Las cantidades recaudadas nacionalmente se transfieren a los compartimentos por país del fondo, que irán mutualizándose progresivamente hasta conseguir una caja común.

Hasta que el fondo esté lleno, los Estados aportarán, además, una "financiación puente" a sus respectivos compartimentos que se utilizará como último recurso en caso de que tras una resolución en el país se agote la cantidad disponible.

Sin embargo, el FUR aún está incompleto porque falta el denominado "cortafuegos común", que debería nutrirse, en principio, de dinero público y cuya función sería cubrir el agujero que podría provocar la bancarrota de varios bancos seguidos si los 55.000 millones previstos no son suficientes.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha