eldiario.es

Menú

EXTREMADURA

La producción de cereal crecerá este año un 15% en la comunidad extremeña

La cosecha se ha desarrollado sin grandes sobresaltos climatológicos, disfrutando además de unos primeros meses de 2016 "no muy fríos"

- PUBLICIDAD -
En Aragón se cultivan más de 54.000 hectáreas de maíz transgénico

La comunidad autónoma extremeña espera una buena campaña de cereal este año, con una producción en torno a un 15 por ciento superior a la registrada durante el ejercicio 2015.

El presidente de Asaja Extremadura, Angel García Blanco, ha indicado que esta circunstancia se debe a que la cosecha se ha desarrollado sin grandes sobresaltos climatológicos, disfrutando además de unos primeros meses de 2016 "no muy fríos".

La producción esperada para este año acabaría así con unos ejercicios anteriores de malas cifras a consecuencia de circunstancias climatológicas adversas.

El principal problema que afronta el sector ahora es el precio del cereal, situado en la actualidad por debajo de los 150 euros la tonelada, debido al descenso del consumo en China, lo que ha provocado un excedente a nivel mundial. Según ha explicado, el cereal no se ha visto afectado por las abundantes precipitaciones de los últimos días, que por contra han afectado a prácticamente todo el resto de cultivos de la comunidad autónoma.

Por ejemplo, la paralización del desarrollo normal de la fruta, debido a las intensas lluvias, hace que su producción pudiera alargarse hasta finales de junio, por lo que tendría que competir con otros mercados españoles y europeos que tienen una campaña más tardía.

Además, una parte de fruta temprana se ha perdido, debido a que con la lluvia se ha rajado, como sucede con la cereza o con algunas variedades de melocotón.

En cuanto a cosechas, hay preocupación en tomate y maíz, pues existe la posibilidad de que, con una repentina llegada del calor, el producto se "cueza" y haya que mover de nuevo la tierra y resembrar, lo que supondría costes adicionales.

En viñedo no es descartable que se deba hacer frente a posibles plagas debido al exceso de agua, y en ganadería los profesionales que han seleccionado paquetes de heno ven como estos se están pudriendo.

En definitiva, ahora el agua "no viene bien a nadie", salvo para llenar charcas y pantanos, que ya se van acercando "al límite".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha