eldiario.es

Menú

EXTREMADURA

La oposición sospecha que Monago dejará una deuda muy superior a 3.000 millones de euros

Pese a las reiteradas promesas, Monago acaba la legislatura y no ha firmado el cobro de la deuda histórica

- PUBLICIDAD -

Hay un cambio de gobierno a la vista y el próximo inquilino que se siente en la presidencia de la Junta no sabe qué deuda se va a encontrar. Hay plena seguridad de que la deuda será muy elevada y también hay inquietud ante las cifras que puedan aparecer. Pero nadie se atreve a poner cifras concretas.

La opacidad que ha venido mostrando el gobierno de Monago a la hora de abordar esta cuestión ha sido una constante y por ello nadie tiene plenas certezas de las cifras que van a aparecer en las próximas semana, una vez que se levanten las alfombras.

Fuentes económicas cercanas al PSOE estiman que en ningún caso esa deuda va a estar por debajo de 3.000 millones de euros, incluyendo en esa cantidad las últimas operaciones de tesorería que llevó a cabo el gobierno regional a finales del año pasado solicitando un préstamo a la banca privada y otro al Fondo de Liquidez Autonómico por un importe global cercano a los 500 millones de euros.

A esa deuda principal con el estado y diversas instituciones de crédito privadas, hay que sumar la deuda no financiera y con proveedores (con una morosidad de 72 días), que las mismas fuentes sitúan en torno a 500 millones de euros.

Deuda histórica

El cobro de la deuda histórica era uno de los previsibles ingresos que podrían compensar el desequilibrio que deja Monago en las cuentas públicas de la región.

Desde el año 2013, Monago y los diversos portavoces del PP han venido reiterando que había un acuerdo cercano con Hacienda para ingresar en torno a 430 millones de euros en concepto de deuda histórica. En los últimos meses, se han multiplicado las afirmaciones en ese sentido, indicando que el acuerdo estaba cerrado y solo faltaba la firma entre Monago y Montoro. Todo apuntaba a que esa firma podría producirse en la fase final de la legislatura, e o inclus9o en la misma campaña electoral, pero… llegó el final de la legislatura y esos ingresos no aparecen por ninguna parte. Por tanto, tampoco en ese capítulo se podrá reducir la herencia ruinosa que amenaza con atar en corto al próximo gobierno.

Otro último capítulo que se añade a la deuda que dejará Monago afecta a las cuentas del Servicio Extremeño de Salud, que ya acumula un retraso de casi cuatro meses (116 días) en el pago a proveedores.

Para hacerse cargo de la magnitud de esa deuda y las repercusiones que puede acarrear sobre la actuación de un próximo gobierno, hay que tener en cuenta que aunque las cuentas regionales ascienden a unos 5.000 millones anuales, la cantidad económica real que queda disponible para actuar sobre unos sectores u otros, no supera los 300 millones de euros/año.

 

 

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha