eldiario.es

Menú

Cuento de Navidad

La Navidad parece demandar a un desdichado que alimente ese espíritu de caridad que precisa.

- PUBLICIDAD -

(…)De pronto me sorprendió un escenario de luces. Había estado absorto atento entre tinieblas, tratando de localizar un rostro conocido, amable entre la multitud.  Ahora, casi sin advertirlo, lámparas multicolores dibujaban un mundo lleno de vida.  No sólo era la luz.  Al poco pude adivinar un sonido de fondo.  Muy tenue primero que casi parecía una intuición.  Luego más nítido (...)  

(…)La Navidad parece demandar a un desdichado que alimente ese espíritu de caridad que precisa,  un corazón lejano que anhele el reencuentro,  un afán de deseos para quienes no están en los pensamientos (...)  

(…) Pronto, volvió a suceder.  Esta vez en otro rincón apartado.  Luego bajo un soportal, sobre un banco…eran las sombras que se escondían de una noche gélida que sólo percibí entonces en la punta de mi nariz y en el vaho que exhalaba mi aliento.  Las calles aparentemente vacías parecieron despertarme de una ensoñación.  Caminé pensativo, al reflejo de las luces.  Con la dirección clara pero sin rumbo.  Zascandileando sin premura (…) 

(…)Una sombra buscaba cobijo en el atrio del Ayuntamiento.  Parapetado entre cartones y la mente quizás ausente, lejos, entre los recuerdos de otra vida que ya casi le parecía que fue un sueño.  No había bultos al hombro, ni panderetas ni villancicos.   Sólo un frío que cortaba el alma y congelaba los pensamientos.  Y algo surgió sin nombre (…) 

Puedes leer el relato íntegro, y otras historias, en:  www.elhorrorvacui.wordpress.com 

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha