eldiario.es

La nueva colección de Paloma Suárez lleva “la fuerza interior” del Centro Ocupacional de Breña Alta

La joven diseñadora palmera ha contado con la colaboración de las personas con discapacidad que trabajan en las instalaciones. “Lo interesante de este proyecto no es lo que me ha aportado profesionalmente, que ha sido mucho, sino desde el punto de vista humano”, asegura. 

- PUBLICIDAD -
Paloma Suárez

La diseñadora Paloma Suárez tiene su residencia en Madrid.

Confiesa que “me gusta exprimirme y entregarme al completo para mostrar lo mejor de mis colecciones, dando pequeños pasos que muestren una evolución y una mejoría”. La joven diseñadora palmera Paloma Suárez, que reside en Madrid, tiene un gran sentido del sacrificio y de la responsabilidad, y por eso ha decidido contar con los usuarios del Centro Ocupacional La Destiladera de Breña Alta para su nueva colección otoño-invierno 2017. “¿Quiénes podían expresar más la capacidad de esfuerzo y superación constante que personas que, a priori, nacen con problemas y dificultades, pero que son capaces de ayudarme a desarrollar las piezas clave de la colección?”, se pregunta en una entrevista con La Palma Ahora. “Una colección que habla de esa fuerza interior que nace cuando más lo necesitas para salir adelante y ser feliz”, afirma.  

La modelo Ligia Vlonga con maquillaje de Eva Sesma y estilismo Paloma Suárez. Fotografía: KRISTEN WICCE.

Modelo: Ligia Vlonga. MUA: Eva Sesma. Estilismo: Paloma Suárez. Fotografía: KRISTEN WICCE.

Recuerda que “cuando me encontraba en el proceso creativo de mi nueva colección para la próxima temporada, otoño-invierno 2017, estaba investigando y desarrollando técnicas que me ayudaran a expresar y transmitir de la mejor manera el concepto que estaba trabajando ( Face to fear, que en español podría interpretarse como Cara al miedo)”. “Por esta época leía un libro de Albert Espinosa, El mundo azul ama tu caos; fue una experiencia que realmente me inspiró y me ayudó a nivel personal a entender y afrontar situaciones complicadas de mi día a día, lo cual motivó que quisiera compartir ese sentimiento con todas las personas que siguen mi trabajo para que también luchen y afronten sus miedos saliendo fortalecidos”, apunta. “En medio de todo este proceso, justo había estado unos meses antes en el Centro Ocupacional de Breña Alta haciéndome unas fotos junto con Jorge para un calendario solidario. Allí conocí los telares con los que contaban, los ejercicios que desarrollaban, y entablé una conversación más profunda con Raúl Ramos, concejal de Asuntos Sociales del Ayuntamiento de Breña Alta y, para mí, ya un amigo”, añade. “Fue entonces, en esta fase de diseño e investigación, cuando me puse en contacto con Raúl y le propuse la idea de desarrollar un tejido con la colaboración del Centro Ocupacional La Destiladera”, cuenta.  

La modelo Ligia Vlonga con maquillaje de Eva Sesma y estilismo Paloma Suárez. Fotografía: KRISTEN WICCE.

Modelo: Ligia Vlonga. MUA: Eva Sesma. Estilismo: Paloma Suárez. Fotografía: KRISTEN WICCE.

El bordado de la ilustración de la nueva colección de Paloma Suárez “fue desarrollado también en La Palma, de la mano del equipo de artesanas que forma El Obradoiro de Martina, personas que también han supuesto una parte muy importante dentro del proyecto confiando ciegamente en la idea y cediéndome todo su talento con sus bordados para desarrollar las ideas y plasmar de la mejor manera posible el concepto”, explica.  

La experiencia de Paloma Suárez con las personas del Centro Ocupacional La Destiladera tiene una doble vertiente, una profesional y otra humana. “Profesionalmente ha supuesto un incremento en la calidad y exclusividad que se puede aportar a las prendas, se ha introducido con mayor énfasis aún el concepto de artesanía en mis colecciones y se ha mantenido el hilo conductor de las mismas hablando de emociones”, subraya. “En este aspecto creo que con este proyecto lo hemos conseguido entre todos y que es la colección perfecta para empezar a trabajarla y moverla a nivel internacional”, adelanta.  

Sin embargo, recalca, “creo que lo interesante de este proyecto, y en especial de esta experiencia, no es lo que me haya aportado profesionalmente, que también, sino como persona”. “He tenido la oportunidad de vivir, seguramente, la semana más mágica y especial que recuerdo. Es asombroso cómo estas personas te acogen y te respaldan con una ilusión y un amor que traspasa cualquier filtro social. Lo único que piden a cambio es una sonrisa cómplice, alguien que les escuche, que les muestre cariño y empatía”, señala. “Ver su cara de felicidad cuando me veían llegar, cómo me abrazaban y me contaban sus historias era increíble. Ojalá todos pudiésemos sentir con mayor facilidad de esa manera tan pura e intensa porque desde luego es con lo que me quedo, con su amor y su amistad”, apunta.  

Paloma Suárez expresa su agradecimiento al Ayuntamiento de Breña Alta “por la confianza ciega depositada en este proyecto desde el minuto cero, el cariño que siempre me han mostrado y la implicación tan grande que todos han tenido con esta idea”. Especialmente, la joven diseñadora tiene palabras de agradecimiento para “Raúl, Nieves, Isabel, Reyes y Martina. “Gracias por tanto”, concluye. 

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha