eldiario.es

Menú

REGIÓN DE MURCIA

Murcia, el ejemplo a seguir

- PUBLICIDAD -

El resultado de las elecciones del 20 de diciembre nos deja un panorama político complejo, pero a la vez supone un desafío para la clase política de este país a la que ahora le toca demostrar su visión de Estado, su capacidad para poner los intereses de la nación por encima de los puramente partidistas.

Nadie tiene la fuerza democrática suficiente para imponer sus condiciones, y si alguien se empeña en echar un pulso chulesco a los demás, probablemente acabará malparado. Ha llegado la hora del diálogo y de demostrar que ese nuevo tiempo del que tanto hablan algunos, está aquí.

Ciudadanos lo tiene claro, el Partido Popular ha ganado las elecciones y por lo tanto debe formar gobierno; nosotros nos abstendremos para permitir que así sea. Será un gobierno en minoría que tendrá que pactar cualquier medida con otras fuerzas hasta conseguir los apoyos suficientes, algo que viene ocurriendo desde las elecciones de mayo en la Región de Murcia.

La Asamblea Regional de Murcia puede servir de ejemplo a todo el país: en ella se han aprobado leyes tan importantes como una nueva ley electoral, leyes en contra de las puertas giratorias para los cargos públicos, gratuidad de los libros escolares, cambios en las leyes sanitarias para evitar el abuso en los puestos de libre designación, en defensa de la unidad de España, un plan plurianual para la financiación de las universidades públicas, una rebaja del 50% y bajas sucesivas hasta la supresión del impuesto de sucesiones, impulso para la puesta en marcha del trasvase de agua del Negratín-Almanzora, un precio social para el agua desalada, etc.

Ciudadanos ya ha dado el primer paso para que esa nueva política que se viene materializando en Murcia, también sea posible en el Parlamento nacional

Todo ello nacido del diálogo y la negociación, con acuerdos, en la mayoría de las ocasiones, unánimes. ¿Quién dice que un parlamento plural es sinónimo de ingobernabilidad? El ejemplo de Murcia demuestra todo lo contrario: la labor de los Grupos Parlamentarios consensuando propuestas que la mayoría considera buenas y necesarias, ha convertido a este Parlamento Autonómico, en sólo seis meses, en el más eficiente de los últimos veinte años.

No necesitamos nuevas elecciones, sino altura de miras y capacidad de sacrificio. Que no sea verdad aquella vieja afirmación de que “la verdadera patria de un político es su partido”.

Ciudadanos ya ha dado el primer paso para que esa nueva política que se viene materializando en Murcia, también sea posible en el Parlamento nacional: nos abstendremos para que Rajoy pueda formar gobierno. Ahora les toca al Partido Socialista y a Podemos demostrar que están por la labor y que por encima de sus aspiraciones partidistas anteponen los intereses de nuestro país. Los próximos días van a dejar al descubierto quiénes iban de farol y quiénes hablábamos en serio cuando decíamos que había un proyecto más importante que Ciudadanos. Ese proyecto se llama España.

Espero que tanto PP como PSOE y Podemos estén a la altura de las circunstancias y demuestren, como lo está haciendo Ciudadanos, que el proyecto de España está por encima de sus aspiraciones partidistas. De lo contrario, como he dicho antes, ponerse bravucón puede salirle muy caro a alguno. La gente ya está cansada de la política del garrotazo, lo que quieren es gente seria y preparada que les resuelva los problemas del día a día; vamos, que se ganen haciendo algo de provecho el sueldo que se les paga.

Juan José Molina es diputado Regional de Ciudadanos

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha