eldiario.es

Menú

eldiarionorte Cantabria eldiarionorte Cantabria

Los sindicatos de la Policía Local denunciarán judicialmente la compra de los nuevos chalecos antibala

La demanda responde a la adquisición de un material "inseguro y de peso excesivo" que han costado "casi el doble" que los de la Policía Nacional

- PUBLICIDAD -
Los sindicatos de la Policía Local denunciarán judicialmente la compra de los nuevos chalecos antibala

Los sindicatos representativos en la Junta de Personal del Ayuntamiento de Santander, UGT, CCOO, CSIF, APL y USO, han anunciado este viernes su intención de denunciar judicialmente ante el Tribunal Contencioso-Administrativo la adquisición de los nuevos chalecos antibala para los policías locales, que se realizó, señalan, "sin la consulta previa" a las organizaciones sindicales exigida por la Ley de Prevención de Riesgos Laborales.

Según precisan en nota de prensa los sindicatos, que sumarán su demanda judicial a las ya planteadas por el incumplimiento de las condiciones laborales pactadas en el año 2012 con el Consistorio, el lote de chalecos adquirido "para empezar es insuficiente porque sólo se han comprado 49 cuando en la calle hay ya 140 agentes" y además "los chalecos tienen un peso excesivo, son inseguros y carecen de un seguro específico de responsabilidad civil, algo que ofrecen casi todas las marcas comerciales que los fabrican".

UGT, CCOO, CSIF, APL y USO matizan al respecto que los chalecos antibala adquiridos por el Ayuntamiento de Santander "pesan un kilogramo más de lo que pesan de media en el mercado" y "no garantizan un nivel adecuado de protección porque el pliego realizado para su compra manipula las velocidades de los diferentes calibres de los proyectiles, así como la penetración que puedan tener las armas en los chalecos".

Además, los sindicatos de la policía local de Santander insisten en que la adquisición de los chalecos antibala "no ha requerido como es habitual un seguro de responsabilidad civil que suelen ofrecer las marcas que los distribuyen y cuyo importe oscila entre los 100.000 y los 10 millones de euros", lo que para UGT, CCOO, CSIF, APL y USO "es más que sospechoso porque nos hace cuestionarnos que no están seguros del producto que ofrecen o que son chalecos viejos y descatalogados".

Los sindicatos recuerdan que por estos motivos solicitaron por escrito al Ayuntamiento de Santander el pasado 23 de febrero que se paralizase y revisase el pliego de condiciones de la compra de los chalecos, aunque "en ningún momento hemos recibido respuesta alguna y nos acabamos de enterar que la compra ya se ha efectuado".

"PEORES Y EL DOBLE DE CAROS QUE LA POLICÍA NACIONAL"

UGT, CCOO, CSIF, APL y USO precisan que los nuevos chalecos antibala le han costado al Ayuntamiento de Santander "605 euros por cada unidad, unos 150 euros más que el precio medio en el mercado" y "casi el doble que los 324 euros adquiridos por la Policía Nacional.

En este sentido, los sindicatos desmienten las recientes declaraciones públicas realizadas por el concejal de Protección Ciudadana, Antonio Gómez, en las que subrayaba que el Consistorio había comprado los mismos chalecos que la Policía Nacional.

"Los chalecos de la Policía Nacional pesan 1.100 gramos menos, son más flexibles y han costado 324 euros, no 605 por unidad", agregan UGT, CCOO, CSIF, APL y USO, tras aclarar que "en realidad lo que se ha comprado para Santander son los mismos chalecos que adquirió el Ayuntamiento de Madrid para sus policías locales, que lo único que han provocado han sido problemas y denuncias de los sindicatos porque son ineficaces, impiden casi por completo el movimiento del policía que los porte y son inseguros porque le impiden acceder al material que lleva en el cinturón al sobreponerse sobre el mismo".

Para los sindicatos del Consistorio santanderino "todo esto reafirma nuestras sospechas de que son chalecos descatalogados sin ninguna garantía por los que se ha pagado un precio excesivo".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha