eldiario.es

Menú

eldiarionorte Cantabria eldiarionorte Cantabria

Revilla pide a Zuloaga "que no me alborote el gallinero" del PSOE

"Que se tranquilice un poco, porque bastantes problemas hay como para encima chinchar", ha manidestado el líder regionalista al socialista

- PUBLICIDAD -
Revilla ha presidido este domingo la tradicional comida de Navidad del PRC.

Revilla ha presidido este domingo la tradicional comida de Navidad del PRC.

El líder del PRC y presidente cántabro, Miguel Ángel Revilla, ha 'llamado al orden' al secretario general del PSOE, Pablo Zuloaga, al que ve "un poco inquieto, ansioso", por lo que le pide "calma y sosiego".

"Que no me alborote el gallinero". "Que se tranquilice un poco, porque bastantes problemas hay como para encima chinchar", ha solicitado el regionalista al socialista, después de recordarle que "es muy importante mantener la estabilidad del Gobierno" bipartito.

Revilla ha hecho este llamamiento hoy, durante la tradicional comida de Navidad de los regionalistas, a la que han asistido más de 800 personas y en la que se ha referido a sus aliados en Peña Herbosa y ha admitido que no le "gusta nada la situación de los socios".

En consecuencia, -y a raíz del coyuntura tras el relevo en la dirección del PSC, al ganar el candidato 'sanchista' las primarias a la anterior jefa de filas, Eva Díaz Tezanos, que sigue siendo vicepresidenta en el Ejecutivo- el presidente ha pedido a los socialistas "tranquilidad en lo que resta de Legislatura" y "que no creen ningún sobresalto más, porque no lo voy a consentir".

"Ya hizo el presidente lo que tenía que hacer, aunque no le gustó demasiado", ha reconocido de nuevo, en alusión al cese, en el inicio del curso escolar, del consejero de Educación, Ramón Ruiz, como había solicitado la nueva Ejecutiva del PSOE.

El líder del PRC ha aludido a la situación generada en el seno de la formación socialista, y que ha 'salpicado' al Gobierno -con cambios también al frente de Mare y Sodercan- durante su discurso con motivo del encuentro navideño de militantes y simpatizantes, y que ha aprovechado para ponerse "un poco firme" al referirse a los socios y a Zuloaga.

Tras recordar que ganó "legítimamente" las elecciones internas en las que fue elegido secretario general de los socialistas, Revilla ha subrayado que es "joven" y que tendrá "tiempo" y "su momento", en los autonómicos de 2019. Así, "dentro de un año estará en condiciones de ser candidato (a la Presidencia de la Comunidad) y de sacar sus votos", ha agregado al respecto.

"Todos con la navaja desenfundada"

Revilla se ha referido a la situación interna del PSOE y a su repercusión en el Ejecutivo casi al final de su intervención, cuando estaba abordando el problema de Cataluña y después de haber hablado del PP, también dividido por el relevo en la cúpula.

En Cantabria, ha dicho, "no se salva" ningún otro partido, ya que van "todos con la navaja desenfundada en el bolsillo". "El gran activo del PRC, y más en este momento, es la unidad: es lo que nos diferencia de todos los demás", ha remarcado en este sentido.

De los 'populares', y a propósito de la celebración de la Navidad separados -los oficialistas el viernes y los críticos el sábado-, el presidente autonómico ha señalado que "no se pueden ver" pero tampoco se ponen "verdes" entre ellos, sino que solo "coinciden en poner a parir a Revilla".

Ha aludido así a las intervenciones que hicieron, por un lado, la líder del PP, María José Sáenz de Buruaga, y los suyos -entre ellos el ministro de Fomento, Iñigo de la Serna- en la cena celebrada en el Palacio de la Magdalena, "donde las hacían los Reyes"; y por otro lado en la comida en el Hotel Santemar organizada por los afines al expresidente del partido y del Gobierno, Ignacio Diego, "el pisapuros", que "es historia" pero que estuvo "treinta minutos hablando de mí".

"Es un espectáculo lamentable", ha manifestado el regionalista, después de haber apuntado que el "panorama" general de los partidos, tanto en la región como en el conjunto del país, es "terrorífico", marcado por una "guerra a muerte" entre "familias".

A la secretaria general "oficialista" del PP, que vaticinó que volverán a ser "una máquina de ganar elecciones", Revilla le ha puntualizado que en Cantabria vencieron "por los pelos", mientras que a nivel nacional y a su juicio han ido a los comicios "un poco dopados", como "Froome subiendo Los Machucos", ha comparado.

Cerca de 700 simpatizantes del PRC han participado en la comida de Navidad.

Cerca de 700 simpatizantes del PRC han participado en la comida de Navidad.

Pero Revilla, que ha reiterado que "hubo un tiempo" en el que él "era imprescindible" en el PRC aunque "ahora ya no" lo es, se ha centrado especialmente en De la Serna, ya que "todo apunta" a que dentro de año y medio será "el rival" 'popular' en las elecciones autonómicas, pues se está preparando "el desembarco de Normandía", ha comentado en alusión a sus continuas visitas y anuncios en Cantabria.

De la intervención de De la Serna ha censurado que dijera que el Gobierno regional solo tiene "dos" actuaciones: el polígono de La Pasiega, que para conectarlo al Puerto de Santander necesitaría el permiso de Fomento -"no creo que se le ocurra parar el proyecto si cumple las normas", ha avisado Revilla-; y la recuperación del túnel de La Engaña para el turismo, que consideró "una cosa ridícula".

Al margen de estas alusiones, el presidente ha acusado al también exalcalde de Santander de ser "un artista" en decir "medias verdades, que son las peores mentiras", y ha negado al respecto que él haya dicho "jamás" que el Estado "roba" a Cantabria. "Yo he dicho que no paga, que es otra cosa", ha aclarado Revilla, para contraponer las diferencias entre un "ladrón" y un "moroso", calificativo este último con el que se ha referido al Gobierno central y a su jefe y líder del PP, Mariano Rajoy.

Pero en Madrid no solo "no pagan lo que deben" (las obras del Hospital Valdecilla, la Fundación Comillas o la atención a la dependencia, entre otros ejemplos que ha citado Revilla), sino que además "nos obligan a pagar obras que son de ellos", como el soterramiento de las vías del tren en Torrelavega o la reordenación ferroviaria en Santander.

Ambas actuaciones serán sufragadas entre las administraciones central, autonómica y local, debido a que "viene el ministro y te pone contra las cuerdas y no tienes escapatoria". "Imaginaros si decimos que no", ha invitado a reflexionar a los regionalistas.

Viene "un gran año"

Pese a lo anterior, el presidente se ha mostrado convencido de que el 2018 va a ser "un gran año" para Cantabria, más si se tiene en cuenta que "la cosa no va nada mal".

Así, el paro se ha reducido en 11.000 personas y hay 13.000 más trabajando que cuando comenzó la Legislatura, que concluirá con 20.000 desempleados menos, ha avanzado. Por su parte, el Año Jubilar, organizado con "cuatro euros", terminará en abril con más de un millón de visitantes a Liébana, la misma cifra de viajeros que registrará el aeropuerto al término de este ejercicio y que supone un 20% más, mientras que el Puerto, que en 2015 estaba "muerto de risa", crecerá un 14% al cerrar diciembre. Y a todo ello se suma la recuperación del sector industrial, que "había caído a plomo".

La vía del "estrangulamiento"

De nuevo en clave política, Revilla ha advertido que aunque desde el PP y otras formaciones "se piensan que van a acabar con nosotros por la vía del estrangulamiento" no lo van a lograr, porque el PRC está asentado.

Precisamente, el líder regionalista inició su intervención afirmando que el partido -que cuenta con más de 9.000 afiliados- es el "mejor organizado" y el que cuenta con "mejores cuadros" de toda Cantabria, donde es "la fuerza más importante" y en la que todos están "unidos".

Y la ha terminado aseverando igualmente que está "muy orgulloso de haber dedicado mi vida a crear un partido unido", que ha alcanzado ya "la mayoría de edad", una formación de "presente y futuro" y con la que "Cantabria está en buenas manos" y ha logrado una "buena imagen" además.

Eso sí, Revilla ha advertido al concluir que a partir de ahora "empezará una batalla terrible contra nosotros", porque "el único sueño que nos queda es ganar las elecciones" y para las de 2019 "tenemos todas las papeletas". "Ése es el reto", ha concluido.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha