eldiario.es

Menú

Detenido un varón de 65 años por robos en al menos 13 oficinas de Bilbao

Utilizaba barras de uña para forzar las puertas de acceso, sopletes para reventar cajas fuertes y se movía en un turismo Mercedes

- PUBLICIDAD -

Un varón de 65 años de edad, con antecedentes delictivos, fue arrestado la pasada semana en Bilbao, como presunto autor de robos cometidos en al menos 13 oficinas de la capital vizcaína en los últimos meses, según ha informado el Departamento vasco de Seguridad.

La investigación comenzó a raíz de varias denuncias por robo cometidas durante los últimos meses en oficinas ubicadas en la capital vizcaína. El común denominador en todas ellas era que los robos eran cometidos por la noche por un varón de edad avanzada que, generalmente, utilizaba barras de uña para forzar o apalancar las puertas de acceso. El último golpe se produjo el pasado mes de abril en una oficina del barrio bilbaíno de San Ignacio.

Las pesquisas encaminadas para detener al autor de los robos concluyeron la semana pasada tras ser identificado el presunto autor, un varón de 65 años de edad, con antecedentes delictivos por robos en empresas y oficinas, el cual utilizaba diversas herramientas como barras de uña, destornilladores e incluso sopletes para forzar o apalancar puertas de acceso y reventar cajas fuertes.

Los agentes encargados de la investigación comprobaron que la totalidad de los robos se registraban a altas horas de la madrugada en Bilbao y el detenido, residente en Getxo, se desplazaba en un vehículo de alta gama Mercedes Benz 320 para realizar sus diferentes robos.

En todos los casos investigados el autor utilizaba el mismo 'modus operandi'. Así, los ertzainas comprobaron que el presunto ladrón, impecablemente vestido para no levantar la mínima sospecha, siempre utilizaba una barra de uña escondida entre sus ropas.

Asimismo, el acusado solía portar una maleta tipo troler en cuyo interior llevaba un soplete de oxicorte con dos bombonas de oxigeno y butano, herramienta utilizada para reventar cajas fuertes y cortar metales, todo ello para no infundir sospechas si algún cuerpo policial se percataba de su presencia a esas altas horas de la madrugada en las que realizaba sus robos.

Los agentes localizaron el vehículo en un garaje comunitario y tras el registro ocuparon el diverso material utilizado por el arrestado en sus robos: dos barras de uña, tres destornilladores de grandes dimensiones, una llave inglesa y la maleta que contenía las citadas bombonas conectadas con mangueras de colores, acopladas a su vez con un soplete de oxicorte, un taladro y varios pares de guantes.

El citado varón fue detenido el pasado jueves por su implicación en los robos cometidos en al menos 13 oficinas desde octubre del pasado año. Asimismo, fue acusado e imputado por otro robo en una empresa de la localidad de Valladolid.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha