eldiario.es

Menú

Erkoreka ve posible que en 2018 se dé "un empujón" al marco para reformar el autogobierno si "todos arriman el hombro"

El portavoz del Gobierno Vasco, Josu Erkoreka, ha defendido que la "actualización" del autogobierno en Euskadi es "obligada" y ha confiado en que, si "todo el mundo arrima el hombro", es posible que a lo largo de 2018, aunque no se tenga un texto articulado, "se pueda dar un empujón importante a la elaboración de un marco" para "definir nuestro autogobierno en el futuro".

- PUBLICIDAD -
Erkoreka ve posible que en 2018 se dé "un empujón" al marco para reformar el autogobierno si "todos arriman el hombro"

En una entrevista concedida a la Cadena Ser, recogida por Europa Press, el portavoz del Ejecutivo vasco se ha pronunciado de este modo en relación a la posibilidad de que el próximo año la Ponencia que aborda este asunto en el Parlamento vasco pueda concluir un texto articulado y ha recordado que "el objetivo principal en este momento es que la Ponencia de Autogobierno elabore su documento de bases y principios".

En cualquier caso, ha considerado que "nadie se llama a engaño en este tema y todo el mundo sabía que no iba a ser sencillo, que las posiciones de partida entre los partidos políticos eran muy distintas, muy distantes, y que había que hacer un esfuerzo importantísimo para trabajar en pos la búsqueda de puntos de encuentro".

"Es la tarea en la que se está", ha explicado Josu Erkoreka, que ha reconocido que "no se van a resolver las diferencias que existen de la noche a la mañana", pero ha esperado que las fuerzas políticas representadas en la ponencia tengan "altura de miras" y "se esfuercen en buscar puntos de encuentro".

En este sentido, ha advertido de que nos encontramos en "un momento trascendental, en el que se pone más claramente de manifiesto que el Estatuto acusa la edad, que empieza a estar envejecido en algunos puntos".

Por ello, ha subrayado que "esa actualización del autogobierno es obligada" y ha opinado que, si "esto se asume, si todo el mundo apechuga y arrima el hombro, es posible que a lo largo de 2018, si no tener un texto articulado, se pueda dar un empujón importante a la elaboración del marco que va a definir nuestro autogobierno futuro".

Por otro lado, ha afirmado que el Gobierno Vasco va a hacer lo posible para que "se lleven a cabo los contactos, las negociaciones y las conversaciones" con el Ejecutivo central para intentar que el número de competencias pendientes de transferir a Euskadi "se reduzca lo máximo posible".

Tras denunciar que es "inadmisible" que "tantos años después todavía haya un listado tan importante de materias que están pendientes", ha eludido pronunciase sobre la posibilidad de que incida en estas conversaciones la negociación de los presupuestos generales del Estado porque, según ha indicado, "el Gobierno Vasco como tal no tiene escaño" en el Congreso y en el Senado.

En cualquier caso, ha insistido en que, "con independencia de que haya presupuesto o no en Madrid y de que se produzcan o no negociaciones presupuestarias que conduzcan a la aprobación de las cuentas públicas, el Gobierno central está obligado a sentarse con el Gobierno Vasco y plantar cara conjuntamente a este aspecto de nuestra agenda que son las transferencias pendientes".

De este modo, ha insistido en que "es algo que tenemos que resolver no entre partidos políticos, sino entre instituciones" y a lo que "tenemos que responder por responsabilidad y por obligación institucional, haya o no presupuestos".

EL EMPLEO DE CALIDAD

Por otro lado, ha asegurado que, para el próximo ejercicio 2018, "el desafío fundamental" del Gobierno Vasco va a ser la creación de puestos de trabajo y consolidación del empleo "de calidad". Erkoreka ha recordado que el objetivo del Ejecutivo es bajar del 10% de desempleo al término de esta legislatura y ya "nos hemos aproximado muchísimo a ese umbral", aunque ha precisado que la "satisfacción es relativa" porque "un solo parado es siempre un drama".

Asimismo, ha defendido que, para conseguir consolidar el empleo "de calidad", la "mejor fórmula" es apostar por un modelo económico y empresarial tecnológico, donde "la labor de los trabajadores no sea fácil de sustituir", lo que "hace menos vulnerable al trabajador de las incidencias de la crisis económica".

También ha reiterado la defensa del Ejecutivo de la conveniencia de subir los salarios desde el punto de vista marcroeconómico porque "aportaría incremento de la demanda y podría desempeñar un papel importante para la reactivación de la economía".

No obstante, ha matizado que "otra cosa es que todas las empresas estén, en función del impacto que la crisis económica ha tenido en ellas, en condiciones de poder afrontar una subida salarial en sus plantillas sin que se resienta la viabilidad de la empresa". Por ello, ha indicado, la apuesta por el incremento de salarios se debe hacer "siempre con la salvedad de que no todas las empresas estén en condiciones de poder hacerlo".

En cualquier caso, ha señalado que "muchas" de las empresas que "ya están recuperando la actividad, la dinámica, de la época anterior a la crisis" sí están "en condiciones de poder afrontar esos incrementos de salarios". Según ha insistido, "es a esas fundamentalmente a las que se dirigen los mensajes del Gobierno y de las organizaciones" que apuestan por incrementar los salarios.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha