eldiario.es

Menú

La Policía Municipal de Bilbao iniciará el próximo lunes una nueva campaña de control de alcoholemia y drogas

La Policía Municipal de Bilbao, en colaboración con el Gobierno vasco, llevará a cabo a partir del próximo lunes y hasta el 9 de junio, una nueva campaña de concienciación sobre los efectos del consumo de alcohol y drogas en la conducción.

- PUBLICIDAD -
La Policía Municipal de Bilbao iniciará el próximo lunes una nueva campaña de control de alcoholemia y drogas

La iniciativa, que se inscribe dentro del Plan Especial de Vigilancia y Control definido por el Plan Estratégico de Seguridad Vial de la Comunidad Autónoma del País Vasco, intensificará la vigilancia en todo tipo de vías y muy especialmente en aquellos puntos más transitados de la red viaria -vías urbanas e interurbanas- con el objetivo de prevenir uno de los factores con más riesgo y que produce casi el 30 por ciento de las víctimas mortales por accidente de tráfico.

Según ha informado el Ayuntamiento bilbaíno, los datos obtenidos por la División de Tráfico de la Policía Municipal serán incorporados a unas tablas que recogen los resultados obtenidos en campañas de control de alcoholemia de ediciones anteriores.

A lo largo de 2012, la Policía Municipal realizó 895 pruebas de alcohol y drogas en un total de 45 controles repartidos en varias campañas diferentes. De estas pruebas, 13 dieron un resultado positivo y cuatro tuvieron consecuencias penales.

INFRACCIÓN PENAL

Se procederá a imputar penalmente a aquellos conductores que circulen con una tasa de alcohol en aire espirado superior a 0,60 miligramos por litro, amen de aquellos que lo hagan bajo la influencia de bebidas alcohólicas o bien que se negasen a someterse a las preceptivas pruebas etilométricas.

Tal y como lo tipifica la Ley de Tráfico, la conducción de vehículos habiendo ingerido bebidas alcohólicas con tasas superiores a lo establecidas o bajo los efectos de drogas está considerado como infracción muy grave, pudiéndose establecer multas de 300 a 600 euros y la consecuente retirada de puntos del permiso de conducción.

Para tasas de más de 0,50 miligramos por litro de aire espirado para conductores en general o más de 0,30 miligramos por litro para conductores profesionales y titulares de permisos de conducción con menos de dos años de antigüedad, se restarán seis puntos del carnet de conducir.

Para tasas superiores a 0,25 y hasta 0,50 se restarán cuatro puntos. También se penalizará con la retirada de seis puntos a aquellos conductores que no cumplan con la obligación de someterse a las pruebas de alcoholemia requerido por un agente.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha