eldiario.es

Menú

Una carrera para que gane el planeta

38 participantes del Eco Rallye Vasco Navarro recorrerán  este fin de semana 500 kilómetros sin derrochar combustible a una velocidad media de 50 kilómetros por hora.

Sólo compiten vehículos respetuosos con el medioambiente que emiten menos de 120 gramos de CO2.

- PUBLICIDAD -

La quinta edición del Eco Rallye Vasco Navarro que acoge Vitoria este fin de semana persigue, al igual que las anteriores,  promocionar ante el gran público vehículos respetuosos con el medioambiente y comercialmente válidos para el uso diario, propulsados por energías alternativas.  “Los conductores cuando iban a cambiar de coche se debatían entre el diésel o la gasolina. Ahora la gama de alternativas es más amplia. Y no sólo se pone en cuestión el precio de los combustibles para decidirse por un u otro modelo sino la responsabilidad medioambiental de cada uno de nosotros cuando nos ponemos al volante. Podemos elegir entre contaminar o hacerlo en menor medida”, explican los organizadores del evento.   

Los pilotos de esta peculiar prueba ni van a exprimir sus motores al máximo, ni van a acelerar de cero a cien en menos de cinco segundos. Las bestias de acero habituales de las competiciones automovilísticas dejan paso a sigilosos vehículos 100% eléctricos, híbridos que usan combustibles alternativos como etanol y gas natural o modelos convencionales de gasolina o diésel que emiten menos de 120 gramos de C02. Son 38 los participantes que saldrán del centro neurálgico de la carrera, instalado en el Iradier Arena, para recorrer 500 kilómetros, entre el sábado y el domingo, en etapas que visitan tierras navarras, riojanas y vascas.  

No ganará el equipo más rápido, sino el que consigue mantener una velocidad media no superior a 50 kilómetros por hora y sin derrochar combustible, con un mínimo consumo. “Los coches llevan incorporado un sistema de cronometraje automatizado y además van a pasando una serie de puntos de control secretos que registran las marcas. Deben ir cumpliendo esta media de velocidad a la décima por segundo, no puede llegar ni un segundo adelantado ni un segundo retrasado”, ha detallado Luis Murguía, vicepresidente del Real Automóvil Club Vasco Navarro.  No se permite a los participantes entrenar previamente en los circuitos. No conocen los recorridos de cada tramo hasta media hora antes de iniciarse las pruebas clasificatorias.

Según han confesado los organizadores del evento, el interés que despierta esta particular carrera entre los aficionados al automovilismo va creciendo en cada nueva edición aunque es mayor en países extranjeros como Italia, volcada en la promoción de estos modelos sostenibles. “Allí  un litro de gasolina cuesta 8 euros y un litro de CPL. La posibilidad de utilizar   a diario vehículos alimentados por energías alternativas estás muy extendida. Hay 3 millones de coches que utilizan CLP, gas natural, comprimido. En Italia un litro de gasolina cuesta dos euros y un litro de GPL, 0,8”, explica Juanan Delgado, campeón del mundo de FIA de rallies para vehículos eléctricos, que intentará renovar el título conseguido el pasado año.

Estas pruebas son la antesala, según asegura el campeón del mundo, de la Fórmula 1 eléctrica, “de la que poco a poco oiremos hablar más y habrá mucha difusión en los medios. Nosotros hemos sido pioneros con la celebración de estas pruebas”, concluía Delgado.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha