eldiario.es

Menú

¿Se españoliza Cataluña?

Supongo que un siglo de estos Cataluña llegará a alcanzar la independencia. Los que la promueven están en ello y no les falta tenacidad en el empeño, arrojando lo viejo al vertedero de la Historia, que es lo que hay que hacer cuando se quiere alumbrar una nación. Y los resultados hasta ahora son espectaculares. Se han cargado su Parlamento, han silenciado a la oposición, han hecho saltar por los aires la autonomía municipal, han organizado, con el “president” a la cabeza, una cacería contra los alcaldes disidentes, abuchean por las calles a quienes se oponen a un referéndum ilegal y se ciscan en la libertad de prensa y en los periodistas, que, al parecer, no tienen acceso a su propio derecho a decidir.  

Uno ve todas estas cosas del “mambo catalán” y empieza a alentar la sospecha sobre si el “procés” independentista no se está españolizando peligrosamente; aunque sólo sea por incurrir en ese vicio tan español de saltarse las leyes a la torera. Y por heredar lo peor de esa España tan criticada por los nacionalistas, dada su “baja calidad democrática”. Porque, a la vista de los hechos, la que ostentan los independentistas (los de siempre y los sobrevenidos) no parece el ejemplo más recomendable de lo que debería ser una democracia alternativa.

¿Qué urnas quieren poner los de la “coalición del sí”? ¿Las del voto normalizado por las garantías legales? ¿O las que recojan las cenizas de la Cataluña democrática?

Seguir leyendo »

- Publicidad -

PISA 2015: ¿si nada es significativo, para qué la hacemos? (y 2)

Euskadi ha suspendido el examen PISA.

PISA 2012 participaron 4.739 alumnos, y 174 centros. En PISA 2015 3.612 alumnos  y 119 centros.

Es otra diferencia sustancial (ya sé que tampoco es significativa para el Departamento): 1.127 alumnos menos (representa casi un 24% menos) y 55 centros menos (casi un tercio menos de centros). Esta diferencia  no se considera significativa y se justifica por razones económicas. ¿Alguien ha preguntado cuánto dinero más hubiera supuesto una muestra similar o un poco mayor en proporción al millar y pico de alumnado de más de la de 2012? También nos podemos hacer la pregunta al revés, si no es significativo reducir la muestra en casi una  cuarta parte del alumnado y un tercio de los centros, por qué no se hizo en las ediciones anteriores… y se malgastó el dinero (¡ puestos a ahorrar,! …). Habría que exigir responsabilidades a los anteriores por hacerlo mal.  

El hecho es que ésta es la muestra más reducida desde que en 2003 Euskadi participó por primera vez en esta prueba. En aquel año, fueron 3. 885 alumnos y 141 centros. El número de alumnos ponderado de aquel año era de 16.979 y ahora en 2015 son 17.424. Menos alumnos, menos centros,  mayor número de alumnado ponderado. No me digan que no es contradictorio que para saber las competencias del alumnado vayamos en dirección inversa a la proporcionalidad directa que a uno le dice que,  si el conjunto del alumnado aumenta,  se debería incrementar el número de alumnado seleccionado para la muestra y el número de centros y no reducirlo.  En mi opinión,  es reseñable (aunque para el departamento no sea significativo ni digno de explicación) que  la muestra seleccionada se reduzca cuando aumenta el número de alumnado matriculado (ponderado) en 1.281 alumnos.  Veamos el cuadro de las sucesivas muestras seleccionadas en PISA de la CAPV.

Seguir leyendo »

PISA 2015: ¿si nada es significativo, para qué la hacemos? (1)

Alumnas, en un centro educativo.

La lengua mayoritaria del alumnado del País Vasco en la prueba PISA 2015 es el castellano; es la lengua en la que ha contestado el 74,7% de la muestra seleccionada por el ISEI-IVEI; sorprende, pues en la muestra seleccionada para hacer la evaluación internacional de la OCDE, un 22% el alumnado es del modelo A, un 51,62 % es de modelo D y el 25,90% del modelo B.

Siguiendo las instrucciones de PISA, el 75% del alumnado debería haber realizado la prueba en euskera (pues la mayoría del modelo B recibe Matemáticas en euskera). De hecho, en Navarra, en PISA 2015, [se obtuvieron resultados mejores] el criterio a la hora de decidir la lengua de la prueba fue (siguiendo las orientaciones de PISA) que fuese la lengua de instrucción (modelo A y G en castellano; modelo B y D en euskera).

Descalabro, varapalo, desastre…fueron los términos empleados en los medios para definir PISA 2015, cuando se hicieron públicos los resultados de Euskadi. Euskadi quedó por debajo de la media de la OCDE, de la media de España y de la de la UE. La comunidad autónoma que más invierte por alumno, una de las peores en resultados. El lehendakari hizo autocrítica y, en aquel momento en que se estaba configurando el nuevo gobierno, la consejera procedió a sustituir a la viceconsejera de Innovación Educativa y su equipo y a anunciarnos un plan de lectura y a recordarnos que ya se estaban reforzando algunas competencias con más horas de euskera, pues las evaluaciones de diagnóstico, propias, ya habían adelantado los malos resultados de nuestro alumnado de 15 años. Ha pasado casi un año.

Seguir leyendo »

Sin territorio no hay vida

En los tiempos que vivimos hablar de derechos humanos ha perdido mucho espacio y sentido en las grandes declaraciones políticas. Es una realidad que evidencia que éstos, en el pasado más reciente, se usaron en demasiadas ocasiones como arma arrojadiza con fines más de contienda político-ideológica que de preocupación verdadera por el ser y estar de la humanidad. Así, aún hoy, pese a la escasez de esos discursos, todavía estos derechos son usados con evidentes intencionalidades, cuando menos, muy discutibles. Se echa mano de ellos para condenar al gobierno de Venezuela, pero se olvidan los mismos cuando se habla, por ejemplo, de México (200.000 asesinados, 30.000 desaparecidos y 350.000 desplazados en la última década). Qué decir cuando se da asiento en el Consejo de Derechos Humanos de la ONU a Arabia Saudí o cuando algunos gobernantes, pese a la constante violación de esos derechos y al financiamiento ideológico y dinerario del yihadismo que hace la monarquía saudí, justifican con no se sabe qué argumentos hacer negocios con ese país, ya sea vendiendo trenes de alta velocidad para el desierto o armamento de todo tipo y condición. El negocio es el negocio y los derechos humanos son otra cosa que no deben mezclarse con los primeros.

Sin embargo, esto no debe hacernos caer en el pesimismo. En su mayoría el reconocimiento y ejercicio de todos los derechos humanos, individuales y colectivos, y para todas las personas y pueblos, debe de seguir siendo una constante en las acciones por construir sociedades realmente más justas y democráticas de hecho. Subrayaremos este último término, de hecho, en complementariedad imprescindible con otro, de palabra, que en demasiadas ocasiones se queda simplemente en eso, en la palabra, en el discurso sin su concreción en obra.

Este mes de septiembre se cumple la primera década de una de las últimas declaraciones internacionales de derechos de las Naciones Unidas. La Asamblea General de este organismo aprobó el 13 de septiembre de 2007 la Declaración sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas. La misma suponía un hito en la lucha de más de 400 millones de personas que, a lo largo del planeta, siguen existiendo y exigiendo que se les reconozca como tales, al tiempo que como pueblos con los mismos derechos que los demás. Desde los procesos coloniales se había intentado eliminar, y así se había hecho en demasiadas ocasiones, a estos pueblos negándoles incluso el derecho a ser considerados personas, en un evidente ejercicio de racismo y xenofobia en sus grados más extremos.

Seguir leyendo »

Me duele a mí más que a ti

Suele ser la frase con el que el típico malo de la película, a medias entre lo paternalista y lo perverso, se dirige a su víctima antes de infringirle algún tipo de mal. Se trata de ese tipo de personajes complejos, que horrorizan al espectador y le fascinan a partes iguales.

Hoy leo a Mariano Rajoy que dice que nos va a obligar a hacer aquello que no queremos. En realidad sí quieren. En realidad es la consecuencia lógica de la actitud que el PP inició en el año 2006, haciendo de la unidad de España un eje para alcanzar el poder y haciendo de los catalanes la minoría propicia contra la que aglutinar un sentimiento nacionalista español mayoritario y peligroso.

En realidad sí quieren. Y para eso han ido moviendo las piezas de un poder judicial absolutamente entregado a los mandatos políticos y una Corona que han tenido que poner en juego de una manera absolutamente partidista para tratar de frenar la sangría de un régimen cuyas grietas intentan tapar a gritos.

Seguir leyendo »

"Lliure, soberana y fraternal"

Diada 2017

Así dijo que quería que fuera Cataluña Pablo Iglesias. Si a renglón seguido hubiera advertido que la celebración de la Diada obligaba a esfuerzos de ese tipo hubiera sido el suyo un esfuerzo razonable, pero en esta Diada lo importante no ha sido la propia Diada sino el Procès, así con mayúscula. Nada ha sido casual porque la casualidad siempre es inesperada, y lo ocurrido fue programado y, sobre todo, impulsado en una dirección determinada.

La Diada es una bella fiesta en la que la libertad aflora a sabiendas de que las eclosiones del ánimo nunca son definitivas. En esta Diada las senyeras no eran tal, eran esteladas en las que incluso cabían leyendas tan estridentes y absurdas como “Rufian Power”. ¿Imagina algún catalán, por muy independentista que se sienta y sea, que Rufian se erigiera en President de la Generalitat? Todo es posible cuando el delirio aflora y todo sirve. En esta ocasión, la Diada no era una fiesta cualquiera porque los independentistas catalanes la convirtieron en una disculpa para reivindicar la estulticia.

Allí no faltaba nada salvo la cordura, pero incluso ésta hubiera estado presente si las fuerzas independentistas, en esta ocasión, hubieran enarbolado la bandera de la Democracia. Esta Diada no fue una celebración libre y democrática, sino más bien una ceremonia de enaltecimiento del independentismo más irredento. Solo cabe el enaltecimiento poniendo cifras sobre la mesa, de modo que haciendo la media entre quienes contaron de más y quienes contaron de menos, cabe dejar la cifra de los manifestantes en 800.000 catalanes y catalanas. ¿Son muchos o son pocos? En todo caso, ¿por qué preguntar sobre vaguedades?

Seguir leyendo »

Para empezar, educación inclusiva

Puedo afirmar sin temor a equivocarme que la inmensa mayoría del profesorado, en esos días previos al inicio de un nuevo curso, ha dedicado un tiempo importante a reflexionar sobre el curso profesional que se le aproxima. Estará expectante ante la eterna duda que tiene sobre sus jefes/as políticos/as, si, por fin, alguien de cuantas personas tienen que tomar decisiones administrativas sobre su futuro, entiende sus razones profundas cada vez que se moviliza y está dispuesto/a a solucionarlas. También se encontrará inquieto/a ante la respuesta que reciba de su entorno social. Pero, sobre todo, estará ilusionado/a por conocer a su nuevo alumnado y ayudarle a continuar/empezar el camino educativo con la máxima eficacia y empatía.

Para entonces, el profesorado habrá valorado ya las iniciativas previstas para cambiar aquello que no ha funcionado el curso anterior con algunos educandos; habrá revisado esas otras que necesitan ajustes para extenderlas al gran grupo y se habrá enzarzado en una fuerte discusión interna sobre la manera más adecuada de llegar a la totalidad del alumnado que tendrá en ese curso nuevo, a punto de iniciar.

No es fácil concluir estos razonamientos con sensaciones satisfactorias, porque el temor a lo desconocido y, sobre todo, el recuerdo de experiencias insatisfechas ejerce un fuerte sentimiento de incertidumbre, complicado de superar. Sin embargo, habrá podido más su confianza en que la comunidad educativa, especialmente quienes analizan y proponen mejoras educativas, le ayuden para conseguir llevar a buen puerto sus anhelos de mejora. Por ejemplo, la información que determinadas organizaciones –educativas y no educativas- aportan a situaciones problemáticas de la enseñanza española actual.

Seguir leyendo »

Nuevos retos en la movilidad urbana

Marcha cicloturista

Del 16 al 22 de septiembre se celebra la Semana Europea de la Movilidad 2017, también en Euskadi y Navarra, para fomentar hábitos de movilidad saludables y respetuosos con el medio ambiente en la ciudadanía. Las capitales vascas y navarra así como numerosos municipios de nuestra comunidad, con el apoyo del Gobierno vasco, a través de la Udalsarea 21 (Red Vasca de Municipios hacia la Sostenibilidad), participarán en las actividades programadas con diversas iniciativas para generar un cambio de hábitos en la movilidad.

Esta iniciativa surgió en Europa y a partir del año 2000 contó con el apoyo de la Comisión Europea. Se celebra cada año, del 16 al 22 de septiembre, realizando actividades para promocionar la movilidad sostenible y fomentando el desarrollo de buenas prácticas y medidas permanentes. El 22 de septiembre se celebra además el evento ¡La ciudad, sin mi coche!, origen de esta iniciativa europea, que pretende encontrar nuevas soluciones a los problemas asociados al aumento del tráfico en las ciudades y municipios.

Sin duda, se trata de un evento de enorme interés para participar en las diversas actividades programadas, pero también una buena oportunidad para realizar algunas reflexiones sobre la insostenibilidad que priman en muchas de las actuaciones y soluciones que se han adoptado frente la creciente demanda de movilidad.

Seguir leyendo »

Los límites de la soberanía y el Parlamento de Cataluña

Las leyes aprobadas la semana pasada por el Parlamento catalán exigen algo inaudito para una ley: suponer que la ley puede ser vulnerada apelando a la soberanía popular. En efecto, en el mismo acto de aprobar las leyes de referéndum de autodeterminación y de transitoriedad jurídica, los diputados de JxSí y la CUP (que son quienes en exclusiva han votado a favor de estas leyes) conscientemente vulneraron entre otras la Constitución, el Estatuto de Autonomía, la Ley Electoral, las leyes que regulan el funcionamiento de la Justicia (del Poder Judicial, del Tribunal Constitucional) y las leyes de organización local y territorial. Adviértase que no se trata de leyes que reformen leyes previas (algo normal en cualquier sistema constitucional), sino que se trataba, como advirtieron los letrados de la cámara, de quebrantar deliberadamente leyes adoptadas tanto por las Cortes como por el propio Parlament de Catalunya.

La manera que el President Puigdemont ha tenido de explicar semejante actuación ha sido apelar a la soberanía del pueblo de Cataluña. El único límite que existe según él, su gobierno y la mayoría parlamentaria actual es la soberanía de ese pueblo que se sustancia en ese parlamento en el que, junto a la CUP, tienen casualmente mayoría. Es un lenguaje tan claro y evidente que parece hasta mentira que no nos adhiramos todos inmediatamente a él: ¿cabe algo más democrático que convertir en ley la voluntad del pueblo? Es tan tentador que hasta Ada Colau y Podemos están ahí a un tris de entrarle a la idea y ceder a la evidencia. Si no lo ha hecho ya la primera es porque quiere seguir siendo alcaldesa y si no lo hace Podemos es porque le puede salir la cosa poco rentable más allá del Ebro.

Sin embargo, me temo que pocas afirmaciones se pueden hallar menos democráticas que la sostenida por Puigdemont y compañía para justificar el quebrantamiento constitucional, estatutario y legal de la semana pasada. Por decirlo con absoluta claridad: afirmar la soberanía ilimitada del pueblo (de Cataluña o de Segovia) es el primer paso para afirmar un poder irrestricto e ilimitado de quienes decidan que ostentan la representación del pueblo soberano.

Seguir leyendo »

Podemos Euskadi, el estado de la cuestión

Podemos Euskadi afirma que lo ocurrido en Cataluña "no es el mejor ejemplo parlamentario para un proceso tan importante"

En política casi nada es casual, cualquier acontecimiento es consecuencia de un proceso. Encaja en esa realidad la decisión del Consejo Ciudadano de Podemos Euskadi de convocar Asamblea Ciudadana, incluyendo primarias para su renovación, a la vez que la actual secretaria general, Nagua Alba, anuncia que no se presentará a la reelección. Conocer el desarrollo de los acontecimientos ayuda a entender el caso y evita sacar conclusiones erróneas.

Tampoco son casuales las inmediatas y abundantes reacciones que esas decisiones generan. Concretamente eldiarionorte.es, en el breve plazo de una semana, entre el 28 de agosto y el 3 de setiembre, publica 8 artículos relacionados con el tema. Leyéndolos se ve que la Asamblea Ciudadana se reclamaba antes de convocarla. Hay tal expectación, que el anuncio oficial de su celebración marca el inicio de una precampaña de primarias que va a durar cerca de 4 meses.

Veamos cómo se han desarrollado los hechos:

Seguir leyendo »