Opinión y blogs

eldiario.es

La activista del urbanismo de los barrios

Jane Jacobs. / Jane Jacobs Walk.

Nunca realizó estudios formales de urbanismo pero la estadounidense Jane Jacobs es una de las grandes referencias de la disciplina. Su libro Muerte y vida de las grandes ciudades americanas, escrito en 1961, y donde realiza una dura crítica a la transformación de las ciudades en los años 50, está considerada una de las obras más influyentes del planeamiento urbano y de plena actualidad por su apuesta por el desarrollo de los barrios por y para sus vecinos. Su activismo iba más allá de la teoría y se implicó en varias protestas vecinales para impedir la construcción de grandes infraestructuras en las ciudades donde vivió la gran parte de su vida: Nueva York y Toronto.

En la versión  en español de la Wikipedia apenas aparecen dos párrafos - en inglés hay unos cuantos más- para contar el legado de la activista, fallecida en 2006, y por qué su pensamiento sigue estando aún vigente. En su obra más emblemática explica el aislamiento al que lleva el desarrollo urbano que prevalecía en la segunda mitad del siglo XX en EEUU, y que años después llegaría a Europa, y luego, a España. En este modelo se primaba la vida en barrios periféricos con la construcción de grandes autopistas, entre otros elementos, que conducían por una lado a los centros comerciales, a los colegios o al ocio, todo compartimentado y separado, dando al coche un papel imprescindible en la vida diaria.

"Este libro es un ataque contra las teorías más usuales sobre urbanización y reconstrucción de ciudades. También es, y muy principalmente, un intento de presentación de unos nuevos principios sobre urbanización y reconstrucción de ciudades, diferentes y aun opuestos a los que se vienen enseñando en todas las escuelas de arquitectura o se exponen en los suplementos dominicales de los periódicos y las revistas femeninas. Mi ataque no se basa en sutilezas sobre los diferentes métodos de edificación ni en distinciones quisquillosas sobre las modas actuales o en proyecto. Es, más bien, un ataque contra los principios y objetivos o fines que modelan la moderna y ortodoxa planeación y reordenación de las ciudades”, escribía Jacobs en el principio de Muerte y vida de las grandes ciudades americanas, reeditada en español en 2011 por la editorial Capitán Swing.

Seguir leyendo »

El 'backstage' de la arquitectura

Uno de los proyectos que se muestran en la exposición. / MEDIOMUNDO arquitectos

Cuando el Centro Andaluz de Arte contemporáneo propuso a  Mediomundo arquitectos que organizara una exposición sobre arquitectura, sus integrantes, Marta Pelegrín y Fernando Pérez, aceptaron con una condición: no mostremos solo la obra final sino también cómo se llega a ella. Así nació la muestra  Arquitectura dispuesta: preposiciones cotidianas, que tras pasar por Sevilla y Évora (Portugal) está ahora en Madrid para enseñar el proceso de ideación, construcción y uso de más de 30 proyectos que se han ido sumando a la exhibición en el año y medio que lleva de recorrido.

A través de la muestra, que se puede visitar hasta el domingo 6 de marzo en el espacio CentroCentro del Palacio de Cibeles, es posible ver el backstage o las bambalinas de la producción de arquitectura, y que habitualmente no se muestra al público. “Todos estos proyectos comparten una actitud que desde la arquitectura proponen una práctica material y una propuesta espacial crítica , que devienen en una intensificación de la relación con el medio urbano, socioeconómico y productivo en que se construyen”, explica Pelegrín.

" Disponer", explica la arquitecta, significa mostrar colocar y exhibir pero el título de la muestra también juega con el significado de algo que "se pone a disposición". Los organizadores de la muestra pidieron a cada equipo que mostrara el material de trabajo que consideraran más representativo en un momento concreto del proceso de desarrollo. Y el resultado es tan variado como los proyectos que se exhiben: desde maquetas y planos en papel vegetal donde se ven los diferentes avances de los procesos, hasta cronologías fotográficas y bocetos que se despliegan sobre las mesas y las paredes a modo de instantánea de ese momento específico.

Seguir leyendo »

Repensar cómo vivimos

El Agrochambao que los participantes construyeron para los huertos urbanos de Málaga. / Pez [estudio]

Lo que comenzó con un documental mostrando 40 iniciativas que en su quehacer diario minimizaban el impacto humano en el entorno se ha convertido en una suma de proyectos que buscan generar objetos construidos, imágenes o experiencias que creen nuevas realidades en el entorno urbano y rural bajo un punto de vista más sostenible. Es Agronautas, una iniciativa desarrollada por las dos arquitectas que forman  PEZ [estudio], que ha construido desde un balancín que genera electricidad, a un horno solar o un espacio multiuso para un huerto urbano que puede replicarse en otros lugares.

“Empleamos distintas escalas, diferentes formatos, ya sea en talleres participativos o la transmisión de información en diferentes formatos y siempre trabajando con la que gente que está relacionada con el entorno”, explica Elisa de los Reyes García, quien forma PEZ [estudio] junto a Maé Durant. Uno de los agronautas más recientes, finalizado el año pasado, fue el Agrochambao, en el que través de diferentes talleres se diseñó y construyó un espacio para uno de los huertos de Málaga que sirve de semillero y lugar de reunión.

Hicimos un llamamiento a los colectivos de la zona que participan en los diferentes huertos urbanos y empezamos a trabajar con ellos para primero ver cuáles eran sus necesidades y los medios de los que disponían”, cuenta la arquitecta. Y lo que más hacía falta era un lugar cubierto en el que poder generar plantones ecológicos que pudieran luego crecer en los huertos. Vieron que el material principal que debían utilizar era la caña, muy abundante en la zona. “Es una planta invasora y a las fincas privadas también les viene bien retirarla”, explica García.

Seguir leyendo »

Hamburgo quiere ser verde

Una calle de Hamburgo, donde se ve al fondo el Ayuntamiento. / Ayto. de Hamburgo

Con un gasto anual de 250 millones de euros en material administrativo la ciudad puede contribuir a a reducir el consumo de productos que sean más contaminantes. Es lo que ha pensado el Ayuntamiento de Hamburgo, la segunda ciudad más grande de Alemania, que acaba de aprobar un plan que prohíbe comprar botellas de agua de plástico o cápsulas de café, entre otros productos, como forma de luchar contra la generación de residuos. La estrategia, que incluye medidas que también tienen que ver con la limpieza o la iluminación de edificios públicos, contempla facilitar bicicletas y abonos de transporte a los funcionarios.

Bajo el nombre Guía para una compra ecológica, el gobierno local ha aprobado un documento de 150 páginas en el que detalla todos los criterios sostenibles que deben adoptar las administraciones públicas a partir de ahora en todas sus compras. Con dinero público no se adquirirá, por ejemplo, agua embotellada y el suministro se hará a través de las fuentes públicas, una decisión que hace tiempo tomaron otra ciudades, e incluso alguna, como San Francisco, ha dado un paso más y ha prohibido la venta en suelo público.

Lo que es una novedad frente a otras urbes es que Hamburgo también ha eliminado la compra por parte de la administración local de cápsulas individuales de café. “No se pueden reciclar porque a menudo están hechas de una mezcla de plástico y aluminio”,  ha dicho a la BBC Jan Dube, el portavoz municipal de Medio Ambiente y Energía. Explica que por la forma en que están fabricados estos recipientes, que combinan una mezcla de diferentes materiales con restos de desecho orgánico, se dificulta el proceso de reciclaje en las plantas municipales.

Seguir leyendo »

París se reinventa

El proyecto 'Mil árboles', que se construirá sobre uno de los tramos de la circunvalación parisina. / © DR

El Barón Haussman soñó un París más armonioso, más higiénico, más aireado y más bello. La ciudad inmutable que hoy conocemos, la de los grandes bulevares, los edificios en piedra tallada y los tejados de zinc nació para responder a las necesidades de la ciudadanía moderna de mediados del siglo XIX. Pero hoy París quiere reinventarse. Quiere explorar las nuevas formas de vivir y de trabajar, y afrontar los grandes retos de las ciudades del siglo XXI, como la búsqueda de espacios verdes o la reducción del consumo energético.

Con este espíritu, el Ayuntamiento de la capital francesa ha impulsado Reinventar París, un concurso internacional de arquitectura para vender 22 edificios y espacios de propiedad pública anticuados y transformarlos en proyectos respetuosos con el medio ambiente y adaptados a las nuevas necesidades de una gran capital. ¿Cómo? Desechando el método de la subasta pública al mejor postor, que era hasta ahora el habitual, y seleccionando los proyectos ganadores según criterios de innovación. Los ganadores se anunciaron este mes y se espera que los proyectos estén en pie en 2020.

Una antigua subestación eléctrica, aparcamientos de autobuses, viejos edificios de la prefectura de París, un palacete de principios del siglo XVIII e incluso tramos del périferique, la autopista de circunvalación de la capital, van a convertirse en espacios de coworking, huertos urbanos, salas de cine públicas, un albergue juvenil o espacios dedicados a la danza y a la música. Se construirán 1341 viviendas, de las que 675 serán sociales.

Seguir leyendo »

La radiografía colectiva del distrito

Uno de los paseos vecinales realizados en el distrito Fuencarral-El Pardo. / Paisaje Transversal

Eliminar las barreras arquitectónicas de los barrios históricos. Mejorar la conectividad en transporte público entre los barrios. Establecer alquileres sociales y servicios de mediación entre inquilino y propietario. Impulsar el acceso y la oferta de actividades culturales. Son algunas de las propuestas elegidas por los vecinos de Fuencarral-El Pardo, tras dos meses recorriendo junto al concejal y personal del Ayuntamiento diferentes puntos del distrito en unos paseos en los que han podido mostrar de primera mano a los responsables municipales cuáles son las deficiencias de la zona.

En total, se han recogida más de 3.500 opiniones a través de los  ocho recorridos vecinales que se realizaron durante el pasado octubre y noviembre, en un taller posterior y a través de la plataforma web que se creó para la iniciativa. “Los vecinos han agradecido mucho que por primera vez se realizara un esfuerzo desde la junta de distrito para conocer la problemática de los barrios”, explica Jorge Arévalo, integrante de  Paisaje Transversal, una oficina de transformación urbana a través de la participación ciudadana, y entidad que ha coordinado esta radiografía colectiva del distrito.

Durante el diagnóstico, los habitantes de la zona debieron plantear sus propuestas en torno cinco bloques sobre los que también se sujetan las conclusiones: espacios públicos, movilidad, actividad productiva y sociocultural, ciudadanía y servicios públicos y vivienda. El distrito, situado en el norte de la ciudad, es el más extenso de la capital y con unas características muy heterogéneas, como subraya Arévalo.

Seguir leyendo »

El parque autoconstruido de los 'skaters'

El Santa Skate Park el día de su inauguración el 14 de frebrero. / Ayto. de Santa Coloma de Gramanet

Qué ocurre cuando se mezclan skaters que modifican el espacio en el que se mueven al margen de las administraciones, un ayuntamiento con una inversión limitada pero abierto a un proceso completamente participativo y un colectivo de arquitectos y urbanistas especializados en la transformación del entorno y el espacio público. El resultado es Santa Skate Park, un parque urbano en Santa Coloma de Gramanet (Barcelona) para practicar el monopatín, BMX -un tipo de bicicleta- o patinar, en el que sus futuros usuarios no solo han participado en el diseño y construcción de los obstáculos, sino también en el entorno y paisaje con un método de trabajo basado en la reutilización de materiales y especies vegetales.

“Hace ocho años los skaters de la zona pidieron al Ayuntamiento un espacio para patinar pero lo que les ofrecieron fueron unas instalaciones prefabricadas en el que no hubo ningún proceso de participación”, explica David Júarez, integrante de Straddle3, el colectivo de arquitectos que ha coordinado el proyecto. Hasta que hace dos años volvieron a acercarse al gobierno municipal y se abrió, esta vez sí, un proceso en el que ellos pudieran tener voz, presencia e implicación.  Straddle 3, que ya había coordinado el diseño participativo de otro skate park, se unió al proyecto e incorporó al patinador, diseñador y constructor de pistas de skate, Sergi Arenas.

El espacio a intervenir debía ser una superficie de 1.000 m2 en un solar muy deteriorado de casi 8.000 m2. “Decidimos presentar al ayuntamiento un contra proyecto que incluyera un diseño más amplio y sobre todo un proyecto de desarrollo de una zona verde deportiva urbana que abarcara todo el espacio y que tuviera una lógica en el entorno”, señala Juárez. La idea era construir y diseñar no solo los obstáculos específicos del circuito para practicar el monopatín, sino también proyectar zonas verdes, pasarelas de paseo y otras instalaciones para la práctica del deporte, como un gimnasio al aire libre.

Seguir leyendo »

El coche más verde se reutiliza

Uno de los prototipos durante el proceso de escaneo que luego permitirá diseñar las piezas de transformación. / Ecoche

Una conversación sobre transporte urbano en México fue el germen de un proyecto que aspira a impulsar la movilidad sostenible y a abrir las puertas al gran consumo de los coches eléctricos. ¿Cómo? Convirtiendo vehículos de combustión en eléctricos bajo un modelo basado en la reutilización. Es en lo que trabaja  Ecoche, una empresa extremeña que en marzo presentará su primer prototipo y que además pretende dinamizar el entorno rural con un proyecto de educación e innovación.

“Hablando con unos amigo de la red de transportes de Colima [México] uno comentó lo bien que estaría que fueran coches eléctricos y yo les dije que lo verdaderamente bueno sería que pudiéramos transformar los coches de combustión en eléctricos, aprovechar así los que ya existían, y, cuando estuviera generalizado su uso, empezar a fabricar los nuevos”, cuenta José Milara, arquitecto del colectivo  Multihabitar y principal impulsor de lo que luego se convertiría en Ecoche. Todo lo que se queda viejo en EEUU acaba en México y qué me mejor forma que evitar el residuo que reutilizarlo, pensó el arquitecto.

La conversación se producía en 2012 mientras Milara daba clases en la Universidad. A su regreso a España siguió dándole vueltas al asunto, le comentó la idea a un amigo ingeniero aeronáutico y comenzaron a preparar un proyecto para presentar al Ayuntamiento de su pueblo, Castuera. El objetivo era transformar la flota de vehículos municipales y que sirviera como ejemplo al resto de vecinos en la importancia de una movilidad sostenible.

Seguir leyendo »

Los municipios más verdes

Una de las actividades realizadas con escolares en el marco de la Agenda 21 de Mutxamel. / Ayto. de Mutxamel

La localidad alicantina de Mutxamel acaba de recibir el premio Ciudad Sostenible, que cada año otorga la Fundación Fórum Ambiental, por el tratamiento integral de la sostenibilidad que viene realizando el municipio en los últimos años. Sus vecinos, junto a los agentes sociales, son los que deciden a través de asambleas participativas las medidas que llevan implantándose desde 2002. Otras cuatro localidades, Tiana, St. Just Desvern, Benaguasil y Noáin han sido los municipios ganadores en las categorías de Residuos, Energía, Agua y Educación Ambiental, respectivamente.

En 2002, Mutxamel se adhirió al Proyecto Agenda 21 de la ONU dirigido a poner en marcha estrategias integrales de sostenibilidad. Y desde entonces ha llevado a cabo dos Planes de Acción Local -el segundo se encuentra en fase de evaluación- con 10 líneas estratégicas que abarcan desde las formas de gobierno, la mejora de la movilidad y el tráfico, el consumo y formas de vida más responsable a los bienes naturales comunes o la igualdad y la justicia social.

Estas líneas estratégicas fueron marcadas a través de procesos participativos abiertos a toda la ciudadanía, quien con los sectores sociales y la corporación municipal, también son los encargados de hacer el seguimiento y la evaluación de la puesta en marcha de medidas concretas. Entre las iniciativas llevadas a cabo en los últimos años está por ejemplo el acondicionamiento de los senderos locales, como forma de mejorar el conocimiento del entorno y por tanto su protección y cuidado.

Seguir leyendo »

Una nueva ciudad, más feminista

23 Comentarios

Uno de los paseos con vecinas de Manacor. / Col·lectiu Punt 6

Cuando dos asociaciones feministas de Manacor (Mallorca) supieron que el Ayuntamiento trabajaba en un nuevo Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) vieron la oportunidad para lograr una ciudad más inclusiva y que tuviera en cuenta las necesidades de las mujeres que la viven a diario. Pero primero había que saber qué y cómo proponer y, sobre todo, descifrar un proyecto que marcará la organización del municipio en los próximos años. Contactaron con  Col·lectiu Punt 6, entidad que trabaja la arquitectura y el urbanismo desde una perspectiva de género, y durante una semana niñas, adolescentes, jóvenes y mayores trabajaron de forma participativa para elaborar las propuestas que pueden convertir su localidad en una urbe más igualitaria.

“Una de las integrantes de la asociación había asistido a un taller nuestro y al poco se pusieron en contacto con nosotras para ver si podíamos analizar el PGOU y, si era necesario, plantear propuestas y alegaciones”, explica Blanca Gutiérrez Valdivia, una de las integrantes de Punt 6, formado por arquitectas, urbanistas y sociólogas. Después de una primera lectura comenzó el trabajo de campo, con visitas de exploración y talleres participativos.

Las dos asociaciones - Dones de Llevant y Asamblea Antipatriarcal de Manacor- reunieron a más de 30 mujeres que fueron enseñando a las técnicas lo que no les gustaba de su ciudad. “Nos contaron cómo el casco histórico se había ido despoblando porque no había facilidades para vivir allí pero en realidad era la zona donde están la gran mayoría de equipamientos y servicios públicos”, señala Gutiérrez Valdivia.

Seguir leyendo »