eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Ardanza cree que los presos de ETA deben hacer "un acto de contrición" para tener apoyo social

El exlehendakari, José Antonio Ardanza, cree que los presos de ETA y la propia banda armada deben realizar un "acto de contrición" para tener apoyo social.

- PUBLICIDAD -

En una entrevista al diario El Correo, recogida por Europa Press, con motivo del 25 aniversario del Pacto de Ajuria Enea, señala que ETA no ha tenido "más remedio que entregar la cuchara" en el momento que "se ha acorralado a la banda social, política, policial e internacionalmente".

Ardanza cree que sería conveniente un acuerdo de ese tipo en la actualidad pero "lo ve bastante difícil". A su juicio, "la música" de aquel pacto podría ser "útil hoy" y también "parte de la letra".

En concreto, alude a la que tiene que ver con el tratamiento de los presos, la legitimidad de todas las ideas o la necesidad de que ETA asuma su comportamiento fue "un error".

Ardanza cree que en ETA ha desaparecido la asunción de "sus propias responsabilidades", del daño causado "inútilmente" y que "hoy parece que aún le da vergüenza reconocer". "Si ETA y los presos quieren que la sociedad se ponga de su parte deberán hacer otro acto de contrición", afirma.

El exlehendakari recuerda, en relación al 25 aniversario del Pacto de Ajuria Enea, recuerda que todos estuvieron "unidos" y que la sociedad les demandaba ese acuerdo y que dejaran de estar "a la greña en todo".

Ardanza señala que "todos cedieron mucho", aunque "otra cosa es que después unos arrimaran más el ascua a su sardina que otros". El exlehendakari afirma que aquel acuerdo no fue contra ETA sino que era un acuerdo para "la pacificación y normalización" de Euskadi.

A su juicio, ese acuerdo puso las "bases éticas, políticas y democráticas" para el final de ETA y lamenta que pasado el tiempo "cada uno empezó a defender su puchero".

"En aquel pacto sería inconcebible la 'doctrina Parot' o la actual política penitenciaria. O el que se aluda al papel del Ejército como garante de la unidad del Estado cuando en el punto octavo de la Ajuria Enea se afirmaba la legitimidad de todas las ideas políticas expresadas de forma democrática", añade.

Asimismo, señala que, con aquel pacto, se trasladó el mensaje de que todo planteamiento político tiene "absoluta legitimidad" y que la independencia es una "aspiración legítima" que puede "conseguirse siempre y cuando los planteamientos se hagan en libertad sin que nadie esté presionado".

"Cuando veo cómo entonces defendíamos todos, todos, esta posición y ahora veo lo que pasa en Cataluña o lo que ocurrió con el 'plan Ibarretxe' ¿Hablamos de democracia o de imposición del que tiene la posición más fuerte?", se pregunta.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha