eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Australia convoca al embajador chino por el establecimiento del espacio de defensa

- PUBLICIDAD -
China envía su portaaviones al Mar de China Meridional en medio de tensiones

China envía su portaaviones al Mar de China Meridional en medio de tensiones

El Gobierno de Australia convocó al embajador chino para expresarle su preocupación sobre el establecimiento de un espacio de defensa aéreo en el Mar de China Oriental por parte del gigante asiático, informaron hoy las autoridades locales.

"Australia ha dejado clara su oposición a cualquier acción unilateral para cambiar el 'statu quo' en el Mar Oriental de China", declaró la ministra australiana de Exteriores, Julie Bishop, en un comunicado.

La canciller calificó de "inútil" el anuncio de China y aseguró "no contribuye a la estabilidad de la región".

El embajador chino, Ma Zhaoxu, acudió ayer al Ministerio australiano de Asuntos Exteriores y Comercio para ser consultado sobre las intenciones de China, informa el diario "Sydney Morning Herald".

El pasado sábado, el Ministerio de Defensa chino anunció el establecimiento de una "zona de identificación de defensa aérea" sobre un espacio que incluye las islas Senkaku (conocidas en China como Diaoyu), controladas por Tokio y cuya soberanía reclama Pekín, para "salvaguardar la nación contra potenciales amenazas aéreas".

El Ejecutivo japonés del primer ministro, Shinzo Abe, transmitió su profundo malestar al Gobierno chino por esta decisión e instó a las aerolíneas comerciales a no modificar sus planes de vuelo y así desafiar el nuevo espacio de defensa chino.

La tensión en este pequeño archipiélago se disparó en septiembre del año pasado, cuando Japón compró de manos de su propietario privado tres de los cinco islotes, en una acción que provocó violentas manifestaciones en China y empeoró ya las de por sí complejas relaciones de ambos países.

Situadas en el Mar de China Oriental, a unos 175 kilómetros al noreste de Taiwán y 150 al noroeste del archipiélago nipón de Okinawa, este deshabitado archipiélago tiene una superficie de unos siete kilómetros cuadrados y se cree que podría contar con importantes recursos marinos y energéticos.

Las islas también son reclamadas por Taiwán (que las llama Diaoyutai).

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha