eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Cae una banda que robaba en viviendas de lujo en Madrid, Valencia y Alicante

- PUBLICIDAD -
Cae una banda que robaba en viviendas de lujo en Madrid, Valencia y Alicante

Cae una banda que robaba en viviendas de lujo en Madrid, Valencia y Alicante

La Guardia Civil ha desarticulado un grupo criminal especializado en robar viviendas de lujo, en las que entraban sigilosamente cuando los dueños estaban durmiendo y al que se le imputan 32 robos, aunque se cree que han podido perpetrar un centenar en Madrid, Valencia y Alicante.

Según ha informado hoy la Comandancia de la Guardia Civil de Madrid, se les considera autores de robos en numerosos chalés de lujo, como el del jugador del Valencia Nelson Valdez, cometido a finales del pasado mes de marzo, cuando el delantero sorprendió a unos ladrones en su dormitorio y que finalmente lograron huir.

El comandante Javier Rogero, jefe de la Policía Judicial e Información de la Comandancia de Madrid, ha explicado en rueda de prensa que este grupo se caracterizada por su sigilo y por no enfrentarse a sus víctimas, aunque siempre robaban con ellos dentro porque así los sistema de seguridad no suelen estar completamente conectados.

La mitad de los 32 delitos que se les imputan fueron cometidos en Madrid (Hoyo de Manzanares, Boadilla, Villaviciosa de Odón, Pozuelo y Villanueva de la Cañada) y el resto en Alicante (Almoradí, San Bartolomé de Orihuela, Teulades, Gata de Gordos y Benissa) y Valencia (Puzol, Ribarroja de Turia, Bétera, Oliva, Sueca y Pobla de Valbona).

La investigación comenzó hace un año, cuando se tuvo constancia de que una banda asaltaba urbanizaciones de lujo, siempre con los moradores dentro y accediendo por alguna de las ventanas tras sortear los sistemas de alarma, una labor en la que son expertos, según la Guardia Civil.

Previamente inspeccionaban la zona para ver qué viviendas eran más vulnerables, tras lo que podían acceder a hasta cinco en una misma noche, extremando siempre las medidas de seguridad tanto al perpetrar los robos como en sus desplazamientos y en sus viviendas.

La Guardia Civil de Madrid comprobó que, tras diferentes robos perpetrados en la Comunidad de Madrid, incluidos varios en la urbanización "El Bosque" de Villaviciosa de Odón, los sospechosos se trasladaron a la zona de Levante, donde la Unidad Central Operativa del instituto armado también investigaba robos similares, por lo que las pesquisas continuaron conjuntamente.

Así se determinó que la banda actuaba al menos desde 2007 y lo hacía "por ciclos", de manera que tras elegir una zona y perpetrar robos "de forma frenética", llegando a asaltar cinco casas y recorrer hasta 600 kilómetros en una noche, paraban durante uno o dos meses en los que llevaban una vida de lujo y salían casi todas las noches, pudiendo gastar hasta 6.000 euros.

Esto rompía la línea de investigación y ha complicado la labor de los investigadores, que finalmente localizaron y detuvieron a los cuatro integrantes del grupo en la provincia de Valencia.

Se ha constatado que, además de llevar una vida de lujo en España, donde pagaban hasta 3.000 euros al mes por alquiler de vivienda, los arrestados de origen albanés invertían el dinero que obtenían al vender los objetos robados en sus países de origen.

En los registros practicados se han intervenido cinco vehículos de alta gama, numerosas joyas, algunas de ellas valoradas en 40.000 euros, prendas de vestir de primeras marcas y herramientas para cometer los robos.

También se han encontrado ropas de color negro y pasamontañas con las que supuestamente cometían los asaltos, motivo por el que la operación se llama "Siniestro", en relación con el nombre que recibe la tribu urbana que viste de este color.

Tres de los arrestados, entre ellos el cabecilla, son de origen albanés y el cuarto español, y todos ellos tienen antecedentes policiales, la mayoría por robos con violencia.

Tienen entre 29 y 35 años y algunos utilizaban hasta cinco nombres diferentes, y de hecho uno de ellos está pendiente de identificar totalmente, en colaboración con las autoridades albanesas.

Los cuatro han ingresado en prisión por orden de Juzgado de Instrucción número 1 de Orihuela (Alicante), acusados de pertenecer a grupo criminal, robos con fuerza y falsificación de documentación.

El cabecilla es Lek D., de 33 años, considerado un experto conductor, mientras que otro de los arrestados, A.L., de 35 años, era especialista en repostar con los vehículos y L.V., de 32 años, solía ejercer labores de vigilancia.

El español, A.L.C., de 29 años, tenía alquilada una finca en la que guardaban temporalmente lo robado para "dejarlo enfriar" un tiempo hasta darle salida.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha