eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

China reconoce interdependencia económica con UE y seguirá aliviando su deuda

- PUBLICIDAD -

El primer ministro chino, Wen Jiabao, tranquilizó hoy a sus socios de la Unión Europea al garantizarles que su país seguirá contribuyendo a aliviar la crisis de la deuda de la eurozona, y reconoció que las economías de China y la UE son interdependientes.

"China seguirá jugando su parte para ayudar a resolver el problema de la deuda europea a través de los canales adecuados", enfatizó Wen ante representantes de grandes empresas europeas y chinas.

La XV cumbre entre la UE y China, celebrada hoy en Bruselas, ha sido la décima en la que Wen ha participado y también la última antes del cambio de liderazgo en su país, previsto para los próximos meses.

El primer ministro chino recordó que, en los últimos meses, China "ha seguido invirtiendo en los bonos de los países de la eurozona y del Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF), y discutiendo activamente formas de cooperación con el Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE)", el futuro instrumento de rescate permanente.

También recordó que, de cara a solucionar el problema europeo de la deuda, Pekín viene dando un "apoyo firme y fuerte" a Europa desde el pasado febrero y que en la cumbre del G20 en junio decidió contribuir con 43.000 millones de dólares para que el Fondo Monetario Internacional (FMI) incrementara sus recursos a fin de "hacer frente a la crisis europea".

Wen consideró que la UE "va por el buen camino" y pidió "permanecer unidos" mientras los Estados miembros de la UE apliquen las medidas de consolidación fiscal y las reformas estructurales necesarias para devolver la estabilidad a sus economías.

"China necesita a la UE para su desarrollo y la UE necesita a China para su desarrollo", zanjó, y agregó: "La crisis no ha modificado la complementariedad (entre las dos partes), sino que ha profundizado nuestra interdependencia".

Tanto Van Rompuy como el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, enfatizaron en que tanto la eurozona como el Banco Central Europeo (BCE) "están dispuestos a tomar las medidas necesarias" para solucionar la crisis de la deuda.

A pesar de la importancia de la interdependencia económica entre ambas partes, la relación entre la UE y China no está exenta de tensiones.

De hecho, la cumbre se celebró poco después de que la UE decidiese abrir una investigación a las importaciones chinas de paneles solares al considerar que son subsidiadas ilegalmente, un paso que ha incomodado a Pekín.

Finalmente ambas partes subrayaron la necesidad de evitar el proteccionismo, pero los europeos hicieron hincapié en la importancia de un mercado chino de compras públicas abierto y en igualdad de condiciones.

Tanto la UE como China se comprometieron a trabajar para iniciar la negociación de un tratado bilateral de protección de las inversiones, algo que hoy volvió a reclamar la patronal europea.

Por su parte, Wen "lamentó profundamente" que la UE aún no haya reconocido el estatus de China de economía de mercado, algo que le permitiría eliminar algunas de las barreras comerciales impuestas contra China por competencia desleal ("dumping").

También reprochó a Europa que aún no haya levantado el embargo de armas que le impuso hace más de 20 años, tras la matanza de estudiantes en la plaza de Tiananmen a manos del Ejército chino, un asunto que aludió en su primera intervención en la cumbre pero que no volvió a abordarse en la reunión, según fuentes comunitarias.

Precisamente, otro tema espinoso en la relación de los Veintisiete con China son los derechos humanos.

En un comunicado conjunto tras la cumbre, Van Rompuy y Barroso aseguraron que discutieron con la delegación china la situación de los derechos humanos en ese país, y subrayaron en especial las restricciones a la libertad de expresión y la situación del Tíbet.

También expresaron su preocupación por la "tragedia humanitaria" en Siria y pidieron a China, como miembro permanente del Consejo de Seguridad de la ONU, que "redoble sus esfuerzos" para permitir la aprobación de una resolución que contribuya a una solución de la crisis siria.

La UE y China también firmaron cuatro acuerdos en innovación, competencia, espacio y economía sostenible.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha