eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Cientos de personas se concentran en Vitoria para dificultar la detención de los tres condenados de Segi

Cientos de personas ataviadas con camisetas naranjas y con el rostro oculto con caretas y pelucas ocupan, desde las dos de la tarde, la Plaza de la Virgen Blanca en Vitoria, donde se han sentado para dificultar la detención de los tres condenados de Segi todavía en libertad, Ibon Esteban, Aiala Zaldibar e Igarki Robles, que se encontrarían entre los concentrados.

- PUBLICIDAD -

Un joven, que se ha identificado como Igarki Robles, ha tomado la palabra para dirigirse a los presentes, quienes tienen intención de mantenerse en el lugar para "arropar" a los condenados. "Aunque seamos detenidos, seguiremos siendo disidentes y militantes", les ha dicho.

El 'speaker', que por megafonía se dirige a los concentrados, les ha recomendado no descubrirse el rostro para dificultar la detención de los tres condenados que, supuestamente, se encuentran entre ellos. Asimismo, han señalado que la organización cuenta con un equipo médico y de abogados.

La concentración se ha formado al término de una marcha que ha recorrido las calles de Vitoria para exigir la libertad de los siete condenados por la Audiencia Nacional. Una vez en la Virgen Blanca, y sobre las dos de la tarde, han ocupado el suelo y han anunciado la presencia de los tres integrantes de Segi que permanecían en paradero desconocido.

En la manifestación previa, denominada "marcha naranja", han participado varios miles de personas, entre ellas el presidente de Sortu, Hasier Arraiz, así como varios miembros y candidatos de EH Bildu a las próximas elecciones municipales y forales.

Encabezada por una pancarta con el lema "Basta de políticas de excepción. Desobediencia. Libre", ha estado rodeada de un amplio dispositivo policial y ha desembocado en la Plaza de la Virgen Blanca de la capital alavesa.

Los organizadores de la denominada "marcha naranja", habían anunciado, previamente a su inicio, que "miles de personas" iban a optar por "la desobediencia civil" para "defender a tres ciudadanos que han sido víctimas de leyes injustas", con el objetivo de "hacer frente" a "las ordenes de arresto emitidas por la Audiencia Nacional".

Según habían explicado, estas personas "protegerán con sus cuerpos, de manera pacífica, a los tres integrantes de Segi, condenados "exclusivamente por su militancia política". "No se les imputa otro delito que su militancia en una organización juvenil", afirmaban.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha