eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El Congreso revisa el permiso dado para acoger un acto con víctimas de ETA y GAL

Posada encarga un informe jurídico ante los reparos de PP, PSOE y UPN

- PUBLICIDAD -
El Congreso revisa el permiso dado para acoger un acto con víctimas de ETA y GAL

El Congreso va a revisar el permiso que concedió hace un mes para albergar en una de sus salas un acto con víctimas de ETA y los GAL, previsto para el 29 de mayo. Ante los reparos que han puesto PP, PSOE y Unión del Pueblo Navarro (UPN), el presidente del Congreso, Jesús Posada, ha decidido encargar un informe a los servicios jurídicos de la Cámara sobre la decisión de la Mesa del Congreso de autorizar la utilización de dependencias parlamentarias para organizar esa cita.

El pasado 7 de abril la Mesa del Congreso --donde están presentes PP, PSOE y CiU-- dio vía libre a la cesión de la Sala Ernest Lluch para celebrar la segunda edición de unas jornadas 'En favor de la paz y la convivencia en Euskal Herria', organizadas por la Parroquía madrileña San Carlos Borromeo.

Entonces la Mesa aplicó el criterio general de que si un grupo parlamentario solicita autorización para que se ceda una sala del Congreso, se le da, sin entrar a valorar el contenido del encuentro de cuyo desarrollo, eso sí, se hacen responsables los grupos que solicitaron el permiso. En este caso no fue un grupo, sino cuatro: Izquierda Plural (IU-ICV-CHA), CiU, PNV y el Grupo Mixto (del que forman parte ERC y Amaiur).

Ese fue el argumento que, según han informado a Europa Press fuentes parlamentarias, defendió Posada cuando el portavoz del Grupo Popular, Rafael Hernando, le remitió un escrito quejándose de que se hubiera dado vía libre a la celebración de un acto auspiciado, entre otros, por la coalición abertzale.

PRIMER INTENTO FALLIDO DEL PP

Tras reafirmar Posada la autorización dada por la Mesa, Hernando ha planteado este martes el asunto en la reunión de la Junta de Portavoces del Congreso, un foro en el que también han expuesto sus reparos los socialistas y el diputado de UPN, Carlos Salvador.

En declaraciones posteriores a la reunión de la Junta, Rafael Hernando, ha explicado que algunas de las intervenciones que se produjeron el año pasado en la primera edición de esas jornadas fueron "absolutamente despreciables".

Desde su punto de vista, el Congreso no debe servir de "altavoz" para determinadas posturas de apoyo a ETA, máxime cuando se ha tenido conocimiento de que se planea invitar al expreso de ETA Josean Fernández Hernando y también la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT) ha denunciado esta situación.

ANTECEDENTES GRAVÍSIMOS

A su juicio, la Mesa no debía haberse limitado a hacer una "una valoración técnica o reglamentaria" al autorizar la cesión de la sala. Por eso ha hecho dos peticiones: que los grupos que solicitaron el permiso lo retiren o al menos parte de ellos y, si no acceden, que la Mesa reconsidere la autorización. "Hay muchos sitios para hacer ese acto, pero el Congreso no es el más adecuado", ha insistido.

De su lado, el portavoz del Grupo Socialista, Antonio Hernando, ha señalado que Posada ha encargado el informe jurídico a petición de su grupo que, tras analizar "la gravedad de las cosas que se dijeron" en la primera edición de las jornadas, considera pertinente analizar "la conveniencia" de que tenga lugar en la Cámara.

Se da la circunstancia de que el diputado del PSOE por Guipúzcoa y exalcalde de San Sebastián, Odón Elorza, fue uno de los diputados que, de forma individual, apoyaron en un primer escrito dirigido a Posada la celebración de este polémico acto en el Congreso al que tienen previsto acudir.

También el diputado de UPN, Carlos Salvador, ha expresado a Europa Press su temor a que el Congreso acabe acogiendo un acto en el que los intervinientes hagan apología del terrorismo y ha solicitado que se reconsidere la autorización concedida por la Mesa.

IZQUIERDA PLURAL TIENE QUE ESTUDIARLO

Por su parte, el portavoz de la Izquierda Plural, José Luis Centella, uno de los que firmó la petición avalada por el órgano de gobierno de la Cámara, no ha querido adelantar si su grupo aceptará o no retirarse como 'padrino' de las jornadas alegando que lo tienen que estudiar.

Centella ha explicado que en principio vieron "de forma natural" la petición que les dirigieron para solicitar el permiso porque siempre han sido partidarios de la paz y la reconciliación y consideran que el Congreso debe abrirse a los ciudadanos y que las normas internas son demasiado "restrictivas" en este sentido.

El diputado del PNV, Pedro Azpiazu, ha señalado que "no se debería tener miedo" a este tipo de encuentros. "El Congreso es un lugar apropiado para que todos nos vayamos encontrando y vayamos avanzando en una cuestión que no es fácil, pero en la que hay que ir dando pasos", ha afirmado.

En este sentido, ha rechazado las "posiciones numantinas" y ha subrayado que "todo el mundo tiene que dejarse algunos pelos en la gatera y hacer ciertos esfuerzos, incluso personales" porque "es imprescindible" que se produzcan avances.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha