eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

DSK espera sentencia con todo a favor para su absolución por proxenetismo

- PUBLICIDAD -
Visto para sentencia el juicio contra Strauss-Kahn por proxenetismo agravado

Visto para sentencia el juicio contra Strauss-Kahn por proxenetismo agravado

El juicio por las orgías con prostitutas que organizaban Dominique Strauss-Kahn y sus amigos quedó hoy visto para sentencia, con lo que el exdirector gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI) tendrá que esperar hasta el 12 de junio para saber si queda absuelto del cargo de proxenetismo agravado.

El político socialista, al que se conoce por el acrónimo DSK, tiene todo a favor para que el Tribunal Correccional de Lille, en el norte de Francia, le exculpe de unos cargos penados con hasta 10 años de cárcel y un millón de euros de multa.

Esta semana, la Fiscalía pidió su exculpación al considerar que ni la información judicial ni las audiencias llevadas a cabo han permitido establecer que el exministro francés de Finanzas incurriera en el delito que se le imputa, a saber, instigar y beneficiarse de una red de meretrices a su servicio.

"Trabajamos con el código penal, no con el código moral", afirmó este martes el fiscal, Frédéric Fèvre, un día después de que varias de las acusaciones particulares -entre ellas cuatro de las prostitutas que participaban en esas orgías- renunciaran a una condena contra el prestigioso economista.

Las partes civiles consideran que no hay duda de que el expatrón del FMI sabía que las mujeres con las que se acostaba eran profesionales del sexo, pero asumieron que no hay evidencias suficientemente fuertes para probarlo.

El fiscal, por su parte, censuró la "ausencia total de consideración hacia las mujeres" de Strauss-Kahn y sus compañeros de farra, que se referían a estas como "material" o "regalo", pero concluyó que los imputados no constituían una "red mafiosa".

"En dos palabras se dice todo: la ley, la ley. La moral, cada uno la suya. La virtud se practica, no se comenta", declaró en su alegato Henri Leclerc, uno de los tres prestigiosos letrados que defienden a Strauss-Kahn.

En el juicio, tremendamente mediatizado por la altura política de Strauss-Kahn cuando entre 2007 y 2011 participó en esas bacanales sexuales en Bélgica, París, Washington o Nueva York, tomando como base de operaciones el Hotel Carlton de Lille, se han conocido detalles de aquellas juergas.

Desde prostitutas declarando entre lágrimas sobre la vehemencia del comportamiento sexual de DSK hasta comprometedores mensajes de texto en los que los acusados se referían a esas mujeres como si fueran objetos de consumo, aunque gran parte se había filtrado con anterioridad a la prensa.

Strauss-Kahn, que no ha hablado con los medios desde el inicio del proceso el pasado 2 de febrero, celebró en su último alegato este viernes que se le haya permitido explicarse y se le haya escuchado durante el juicio.

En anteriores comparecencias, con un tono calmado y relajado, rechazó sistemáticamente que supiera que algunas de las mujeres que participaban en esas orgías -que se celebraban a razón de "unas cuatro al año durante tres años"- cobraran por sus prestaciones sexuales.

"No sabía que las invitadas eran prostitutas (...) No me considero en absoluto organizador de esas fiestas, siempre me consideré un invitado", aseguró.

Se trataba solo de "fiestas libertinas" entre adultos, resumió DSK, quien en 2011 encabezaba las encuestas para convertirse en presidente de Francia en 2012, hasta que otro escándalo jurídico-sexual en Nueva York terminó con su carrera política.

Describió esos encuentros como los de "hombres, mujeres, parejas que se reúnen por el placer del sexo y no para tener relaciones afectivas" mientras llevaba "una vida trepidante", liderando el FMI en medio de una crisis financiera internacional sin parangón.

Quienes supuestamente pagaban a esas mujeres -sus amigos Fabrice Paszkowski y David Roquet, que figuran entre los 14 imputados-, han declarado que nunca dijeron a DSK que fueran prostitutas.

La sentencia se conocerá el próximo 12 de junio y, de resultar absuelto, supondrá el cierre del tercer y último proceso judicial contra Strauss-Kahn vinculado a su comportamiento sexual.

Antes se cerraron, por acuerdo extrajudicial o por prescripción, las acusaciones por agredir sexualmente a una empleada de un hotel en Nueva York y el supuesto intento de violación a una periodista francesa.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha