eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Otro debate sobre Dorado acaba en bronca en Parlamento gallego AL sugerir Feijóo a AGE alianza electoral con el narco

Una diputada de AGE fue expulsada al concluir las preguntas al presidente y después se suspendió la sesión para calmar la tensión

- PUBLICIDAD -
Otro debate sobre Dorado acaba en bronca en Parlamento gallego AL sugerir Feijóo a AGE alianza electoral con el narco

La sesión de control en la Cámara al presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo, en la que los tres grupos de la oposición --PSdeG, Alternativa Galega de Esquerda (AGE) y BNG-- volvieron a preguntarle por los vínculos de la Xunta con empresas de Marcial Dorado, ha derivado de nuevo en bronca y se ha saldado con la expulsión de una diputada de AGE. Además, en un debate posterior se suspendió el pleno para intentar calmar "la tensión".

Una tensión que no abandonó el hemiciclo gallego en el transcurso de las tres preguntas a Feijóo, en las que, sucesivamente, Pachi Vázquez (PSdeG), Francisco Jorquera (BNG) y Yolanda Díaz (AGE) incidieron en las "contradicciones" entre el presidente y otros miembros de su Ejecutivo sobre la conservación o no de contratos vinculados con Dorado, con el que Feijóo aparece en un yate en unas fotografías de mediados de los 90.

Tanto el líder del PSdeG, como el portavoz del BNG y la viceportavoz de AGE han tildado de "mentiroso" al presidente gallego en reiteradas ocasiones, mientras que éste se ha defendido afirmando que no se destruyó ningún contrato, que él dice "la verdad" y que no piensa renunciar a su cargo. También ha criticado con dureza a la oposición y a Vázquez, en concreto, le ha acusado de "ejercer de telonero".

Con todo, el ambiente se ha recrudecido aún más hacia el final del debate, durante la respuesta a Yolanda Díaz, cuando Feijóo proclamó que hay "muchos gallegos" que se estarán preguntando "para qué sirve la oposición", a la que ha acusado de centrarse en asuntos "de hace 20 años". "Como no encuentran nada, siguen hurgando para ver si encuentran lo que no hay", ha defendido el presidente.

Así, frente a una oposición "entretenida" en esta cuestión desde que 'El País' publicó las fotografías con Dorado, el presidente ha defendido su gestión y ha echado en cara a Díaz que su "único objetivo" pase por incidir en un asunto de hace 20 años. "Si siguen así, sólo les queda ir con Dorado en coalición a las próximas elecciones", ha proclamado Feijóo, en el momento en el que terminaba su turno de intervención.

"¡ESO ES UN INSULTO!"

"¡Eso es un insulto!", ha clamado el portavoz de AGE, Xosé Manuel Beiras, desde su escaño, antes de pedir la palabra a la jefa del Legislativo, Pilar Rojo, para formular una cuestión. Al levantarse Beiras, se oyeron varias manifestaciones desde las filas populares relativas a que el histórico nacionalista estaba "buscando la foto".

Fue entonces cuando, desde las filas de AGE, la parlamentaria Consuelo Martínez respondió en tono muy elevado que no se trataba "de la foto", actitud que provocó que fuese llamada al orden por tercera vez por la presidenta de la Cámara y expulsada del hemiciclo del Pazo do Hórreo a renglón seguido.

Mientras la parlamentaria recogía sus cosas, Beiras recordó a Rojo que la Presidencia tiene que ordenar los debates y que, "igual que llama al orden y a la cuestión" a la oposición, debería "hacer lo mismo" con el presidente, de quien ha recordado que es "un diputado igual" que el resto, y que convierte cada sesión de control en "las preguntas a la oposición". "No lo entiendo", ha remarcado, dando varios puñetazos en su mesa.

Al tiempo, ha tildado de "aldraxe" --ultraje-- la afirmación de Feijóo, a quien se ha referido como "ese individuo", relativa a que AGE "podía ir en coalición" electoral con Dorado. "Aquí hay cuatro, cinco o seis varas de medir y no me diga que quiero protagonismo, soy un diputado y quiero dignidad para esta Cámara", ha proclamado Beiras, a quien Rojo ha asegurado que "queda constancia de su queja".

"¿Y EL MONA ESE, QUÉ?"

No fue ésta la primera vez que Beiras advirtió a la presidenta que no quería "protagonismo", sino que ya lo había hecho previamente. Y es que, en el transcurso de las preguntas, había exigido reiteradamente a Feijóo que "contestase" a las cuestiones formuladas por la oposición, como también lo hicieron desde sus escaños otros miembros de PSdeG, AGE y BNG.

En uno de estos momentos exigió "dignidad" para la Cámara y Rojo interrumpió al presidente para lanzarle un mensaje a Beiras: "no puede interrumpir el pleno, si quiere protagonismo que se lo dé su grupo". Interpelado de este modo, Beiras respondió que no quería "protagonismo", sino "dignidad" para la Cámara, mientras algunos parlamentarios populares hacían gestos de desaprobación desde sus escaños.

"¿Y el mona ese, qué?", preguntó entonces, señalando hacia las filas del PPdeG, el también diputado de AGE David Fernández Calviño. Aunque no quedó claro si dirigía sus palabras a Feijóo o a algún otro diputado del PPdeG, él mismo explicó posteriormente en los pasillos de la Cámara que su alusión iba por "el jefe".

PLENO SUSPENDIDO

Finalizado este punto del orden del día, la bronca se trasladó al debate de iniciativas posteriores y poco después el vicepresidente de la Cámara gallega en funciones de presidente, Miguel Santalices, decidió suspender el pleno durante "unos 15 minutos" para calmar la "tensión" en el hemiciclo, según sus propias palabras.

De hecho, la tensión se incrementó tras la intervención del diputado de AGE David Fernández Calviño, que aludió a "felaciones intelectuales" del PP gallego al estatal e instó a Feijóo a "trabajar" por Galicia en lugar de "veranear con narcotraficantes indeseables". Y, tras descender de la tribuna de oradores, fue increpado por varios parlamentarios populares, lo que terminó en un enfrentamiento verbal en el pasillo del hemiciclo.

Por ello, y tras varias llamadas al orden a distintos diputados, Santalices decidió suspender la sesión plenaria durante un cuarto de hora. Posteriormente, la presidenta de la Cámara habló con representantes de los grupos para intentar calmar los ánimos, aunque las palabras duras continuaron a lo largo de toda la mañana.

De hecho, en otro debate, el diputado del PPdeG Román Rodríguez lamentó la actitud de la oposición y alegó que nunca antes se había descalificado ni a presidentes ni expresidentes de la Xunta, una acusación que la socialista Marisol Soneira rechazó, mientras que Juan Manuel Fajardo (AGE) reprobó la "doble moral del PP".

"Se indigna y solicita que se retiren de orden del día felaciones y demás, pero no cuando se recortan las pensiones o las prestaciones sanitarias o con el robo de las preferentes. Eso sí, si dices vagina hay que indignarse", ha señalado Fajardo, para concluir que AGE no está "con las palabras políticamente correctas, sino con los hechos políticamente correctos".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha