eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Errejón: La resignación es el principal adversario de Podemos

- PUBLICIDAD -
Errejón: La resignación es el principal adversario de Podemos

Errejón: La resignación es el principal adversario de Podemos

El director de campaña de Podemos, Íñigo Errejón, llama al electorado a votar contra la "resignación" el próximo 20 de diciembre, a la que señala como su principal adversario, en unos comicios que -dice- tienen "cierto aire constituyente".

En una entrevista con Efe, Errejón sostiene que su reto en esta campaña es vencer al "inmovilismo y la resignación" que pueden presentarse bajo diferentes marcas electorales y rechaza "el cuento del coco" de los partidos tradicionales -PP y PSOE- que apuestan por agrupar el voto de la izquierda o el del centro derecha reformista.

"Se alternan sólo porque el otro inspira un poco más de miedo o de rechazo. Lo que hay que agrupar es el voto del cambio político, el voto de lo nuevo", asegura antes de recalcar su objetivo de "derrotar esa posible resignación entre algunos sectores de la población que creen que hay males ante los cuales hay que acostumbrarse".

El número tres de la lista de Podemos por Madrid es optimista respecto al resultado del 20D y en un escenario de pactos postelectorales garantiza que no darán un "cheque en blanco" a ninguna formación, tampoco al PSOE, entre cuyos simpatizantes este partido busca posibles votantes.

Convencido de que muchos ciudadanos que siempre han votado a los socialistas se sienten defraudados, no cierra completamente la puerta a un acuerdo con el PSOE, si bien señala que primero hay que esperar a la votación, ya que quizá sean los socialistas quienes tengan que decidir, como pasó en Madrid, si apoyan a Podemos, al PP o a Ciudadanos.

"Si de Podemos dependiera cualquier tipo de acuerdo con cualquier formación, vamos a entendernos sobre cosas concretas", dice, antes de explicar que no ve a su partido entendiéndose con el PSOE sobre un cambio del sistema electoral -un punto en el que sí podrían acordar con Ciudadanos- pero sí en la protección de los salarios o la derogación de la reforma laboral del PP.

Y sobre si estarían dispuestos a dejar gobernar al PP, Errejón responde que Podemos quiere que "las cosas cambien". "Estamos dispuestos a asegurar nuestro apoyo siempre que por ahí consigamos avanzar", añade.

"En este parlamento vamos a ver geometría variable, acuerdos entre distintos para distintas cosas. Veníamos de un parlamento sin vida y vamos a tener uno muy vivo, en el que todos vamos a tener que hablar con todos, incluso con el PP", vaticina.

Podemos busca el voto en esta campaña en toda España y se centrarán especialmente en Andalucía y en las comunidades donde se presenta en confluencia con otras formaciones, como Comunidad Valenciana, Galicia y Cataluña, dice Errejón.

El número dos de Podemos reconoce que en España la política ya ha cambiado, que la mitad del camino ya está recorrido y que su partido ha abierto "brecha" en este sentido y "ahora se trata de trasladar ese cambio cultural al Congreso y al Gobierno".

Señala que en España el pacto social de convivencia lo han roto "los sectores más poderosos", que "se han puesto por encima de la confianza" y del Estado de derecho y "le han perdido el respeto a la gente" convirtiendo las instituciones "en chiringuitos propios".

La tarea de estos comicios, sostiene, es reconstruir ese acuerdo con un pacto territorial, la democratización del sistema electoral y la regulación de los partidos, además del blindaje contra la corrupción y las puertas giratorias, la reforma de la justicia y el blindaje de los derechos sociales.

Son las cinco garantías constitucionales que ofrece Podemos. "Para nosotros son unas elecciones casi con un cierto aire constituyente", subraya Errejón, que también afirma que el "mejor homenaje" que se le puede hacer al acuerdo constitucional de 1978 es "cambiar las cosas" que "se han ido desgastando con el uso".

Para Errejón, hay dos elementos que apuntan cierta "remontada" de Podemos: la incorporación de profesionales de la sociedad civil y diferentes ámbitos profesionales, y las alianzas plurinacionales, que confía sean un impulso para la formación morada.

"España es un país de países. Queremos construir la unidad en España a partir del reconocimiento de la diversidad", agrega.

Recuerda que las encuestas "nunca han servido para predecir las grandes transformaciones políticas" y que a veces se tratan de usar como "armas de entristecimiento masivo".

Aunque también reconoce que les ha pasado factura ser la fuerza que ha abierto la posibilidad del cambio político en España.

"La grieta para el cambio la hemos abierto nosotros, pero hemos pagado un precio. En muchas cuestiones hemos corrido mucho y hemos asumido riesgos que a largo plazo están bien asumidos, pero que a corto plazo han supuesto golpes", afirma.

Pone como ejemplo las últimas elecciones catalanas que se saldaron con un "mal resultado" para su partido y piensa que ahora la postura de Podemos de defender un referéndum es "la más razonable y la que tiene más posibilidades de desatascar el empanamiento político".

Para Errejón, el voto "no es un regalo, es un enamoramiento que se genera para cuatro años y si se traiciona o defrauda, cambia". "Si volvieran a ganar los de siempre, nos tememos que harían lo de siempre. Si los partidos tradicionales hubieran tenido capacidad de autoreformarse no existiríamos", asegura.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha