eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Excónsul español cuenta cómo ayudó a escapar a la madre de un desaparecido en Argentina

- PUBLICIDAD -
Excónsul español cuenta cómo ayudó a escapar a la madre de un desaparecido en Argentina

Excónsul español cuenta cómo ayudó a escapar a la madre de un desaparecido en Argentina

José Dicenta, quien fuera cónsul español en Argentina durante la última dictadura en este país sudamericano (1976-1983), relató este viernes en Buenos Aires cómo refugió y ayudó después a volver a España a Carmiña Cornes, madre de un desaparecido durante ese periodo.

En un acto organizado por la asociación de derechos humanos Madres de Plaza de Mayo-Línea Fundadora para homenajear a Carmiña, española y madre de Ángel Castiglione, detenido y desaparecido durante ese oscuro periodo en Argentina, el exdiplomático afirmó que sin la memoria "los países están cojos".

En aquellos años, Dicenta refugió en el consulado a Carmiña, gallega exiliada desde su adolescencia en el país e integrante de las Madres de Plaza de Mayo, cuando ésta salió de prisión -periodo en el que su hijo fue secuestrado- y, posteriormente, la ayudó a retornar a su país natal.

"Yo hice lo que había que hacer como cualquier funcionario con conciencia", argumentó Dicenta al rememorar aquel periodo, que, afirmó, dejó una herida abierta en el corazón de Argentina que "solo se puede cerrar precisamente a través de conservar la memoria histórica".

Las asociaciones de derechos humanos argentinas estiman que entre 1976 y 1983 desaparecieron 30 españoles y 300 personas de ese origen, entre ellas diez niños, y que hasta 50 bebés nacieron en cautiverio.

Desde entonces, las Madres de la Plaza de Mayo, en sus diferentes asociaciones, conformadas por madres cuyos hijos desaparecieron durante la represión militar, así como las Abuelas de la Plaza de Mayo, no han cesado en su lucha por conseguir justicia.

Para el excónsul, las madres y las abuelas han dado un ejemplo de "coraje" y una "lección" de cómo se defiende la realidad histórica de un país que ha atravesado momentos tan dolorosos y comparó esa lucha con la situación en España donde, opinó, "falta mucho para que la memoria sea realmente viva y actuante en todos los sentidos".

La presidenta de Madres de Plaza de Mayo-Línea Fundadora, Marta Vásquez, reconoció la labor del exdiplomático y recordó emocionada la "bondad" y la "cara de alegría" de Carmiña, que en su vuelta a Argentina murió atropellada por una motocicleta de policía en 1998.

"Con actos como los de José es que hemos podido avanzar y, si bien no recuperamos nuestros hijos, hemos recuperado el papel del pueblo", dijo la activista, al tiempo que aprovechó para dejar un "mensaje para el futuro": "No más detenidos desaparecidos en nuestro país, en América Latina y en el resto del mundo".

Para Vásquez, Carmiña fue una de las "madres queridas" y vivió la lucha "desde el principio de su vida", por lo que calificó su legado como "muy significativo" para el futuro de la asociación por los derechos humanos.

El acto, que contó también con el apoyo de la Comisión de Desaparecidos Españoles en Argentina, coincidió en el tiempo con el fin del juicio en Argentina por el Plan Cóndor, que hoy condenó a 15 represores a penas de entre 8 y 25 años de prisión por considerarlos responsables de una asociación ilícita entre las dictaduras del Cono Sur para reprimir al menos a 106 personas durante los años 70 y 80.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha