eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El Gobierno dice que no habrá una caza de brujas pero tampoco espacio para la impunidad

- PUBLICIDAD -

El jefe de los negociadores del Gobierno de Colombia, Humberto de la Calle, aseguró hoy que el acuerdo de reparación y justicia para las víctimas no supondrá una "caza de brujas", pero tampoco deja espacio para la impunidad.

"No se pondrá en marcha un esquema de persecución y venganza. No habrá cacería de brujas, pero tampoco habrá espacio para la impunidad", afirmó De la Calle en un discurso tras la firma del acuerdo sobre reparación y justicia para las víctimas del conflicto.

El jefe de los negociadores gubernamentales resaltó, además, que el acuerdo suscrito hoy en La Habana "pronostica el posible fin del conflicto y el advenimiento de una paz firme".

"No es cualquier paz, queremos una paz duradera, la cual solo se consigue situando a las víctimas en el centro como lo hemos hecho", añadió.

En relación a la jurisdicción especial para juzgar a los responsables del conflicto, resaltó que se ha consensuado un sistema único en el mundo en el que habrá un tratamiento diferenciado aunque con "restricción efectiva de libertades y derechos" para quienes reconozcan desde el principio su responsabilidad en la guerra, "aporten verdad plena y procedan a realizar acciones reparadoras".

En el caso de los agentes del estado, y en especial militares y policías, "el estado desarrollará un régimen especial, simultáneo, equilibrado y equitativo".

"La Jurisdicción Especial para la Paz es una solución, no es el comienzo del problema. Es una solución equitativa y razonable, basada en los mismos principios de aporte de verdad plena, asunción de responsabilidad, compromiso de reparación y no repetición", indicó De la Calle.

También quiso dejar claro que no habrá amnistía ni indulto para delitos como genocidio, graves crímenes de guerra, toma de rehenes u otra privación grave de la libertad, tortura, ejecuciones extrajudiciales, desaparición forzada, acceso carnal y violencia sexual, sustracción de menores, desplazamiento forzado, reclutamiento de menores de acuerdo al Estatuto de Roma.

Tras el acuerdo de hoy, el cuarto que alcanzan las partes desde que el proceso de paz comenzó a finales de 2014, De la Calle recordó que ahora el desafío es "convenir las normas para el cese de fuego y hostilidades bilateral y definitivo, la dejación de armas, es decir, el fin del conflicto".

"Con el acto de hoy, comienza a aparecer el rostro de la paz. La paz es posible. Llegó la hora de creer", añadió el jefe de los negociadores del Gobierno.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha