eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Herzog reconoce que lo único que puede hacer es estar en la oposición

- PUBLICIDAD -
Herzog reconoce que lo único que puede hacer es estar en la oposición

Herzog reconoce que lo único que puede hacer es estar en la oposición

El líder laborista y cabeza de cartel de la coalición de centroizquierda Campo Sionista, Isaac Herzog, reconoció hoy que tras la amplia victoria en las elecciones del partido derechista Likud, del primer ministro Benjamín Netanyahu, a su formación lo único que le queda es permanecer en la oposición.

En una comparecencia ante la prensa en Tel Aviv, acompañado de su socia de coalición, la exministra de Justicia y líder del partido centrista Hatnuá, Tzipi Livni, Herzog manifestó que tras los resultados de los comicios celebrados ayer, en los que el Likud obtuvo una inesperada victoria al conseguir 30 diputados, 6 más que el Campo Sionista, a este solo le queda estar en la oposición.

A la vista de los resultados, "la opción más realista es permanecer en la oposición; ya hemos demostrado que sabemos hacer esa tarea y estaremos preparados para reemplazar en cualquier momento a un gobierno de derechas", indicó.

"Estoy convencido de que alguna vez se producirá el cambio en este país", dijo Herzog, quien subrayó la importancia que tiene el trabajo realizado por la coalición.

"La gente espera que levantemos la cabeza y sigamos avanzando", recalcó el líder laborista.

El líder de la coalición de centroizquierda Campo Sionista, Isaac Herzog, habló hoy con el primer ministro israelí y presidente del Likud, Benjamín Netanyahu, para felicitarle por su victoria en las elecciones celebradas este martes.

Por la mañana, Herzog telefoneó a Netanyahu para felicitarle por la victoria y desearle suerte.

"He hablado con el primer ministro y le he felicitado por su victoria, le he deseado suerte pero que quede claro a los ciudadanos de Israel: nada ha cambiado, (Tzipi) Livni y yo seguiremos dirigiendo el Campo Sionista con fuerza e inteligencia como alternativa", según unas declaraciones difundidas por Ynet.

"Los votantes han dado su veredicto, han decidido sobre nosotros como partido, como movimiento, como pueblo (...) y yo por supuesto respeto el resultado", agregó.

Con la práctica totalidad de los votos ya escrutada, el Likud, con sus 30 escaños, no debería de tener ningún problema para formar un gobierno de amplia mayoría con el apoyo de diversas formaciones de la derecha nacionalista, los ultraortodoxos, y el partido Kulanu, de centroderecha.

En definitiva, Netanyahu gobernaría con el apoyo de 67 diputados, de tendencia muy homogénea, lo que permite pensar que el nuevo gobierno podrá afrontar con relativa calma los cuatro años de la nueva legislatura que se inicia.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha