eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Hugo Mujica asegura que "la marcha de la historia pisotea cada vez más la vida"

- PUBLICIDAD -
Hugo Mujica asegura que "la marcha de la historia pisotea cada vez más la vida"

Hugo Mujica asegura que "la marcha de la historia pisotea cada vez más la vida"

El poeta y ensayista argentino Hugo Mujica, que recibe hoy el premio casa de América de Poesía 2013 por su obra "Cuando todo calla", asegura que su poesía "habla de la vida, no de la vida vivida sino del momento que está naciendo".

"Como concepto de vida siempre tengo presente una frase de Nietzche y es que prefiero la danza de la vida a la marcha de la historia; y hoy, sin duda, la historia pisotea cada vez más la vida, y yo trato de hacer lo contrario", asegura a Efe este poeta, una de las voces más singulares de las dos orillas: pintor, filósofo, antropólogo y teólogo.

Mujica (Buenos Aires, 1942) después de vivir la cultura y la contracultura en los años setenta en Nueva York, se pasó al lado del silencio y estuvo siete años practicando la meditación y el voto de silencio en el monasterio trapense de Getsemani.

A los cuarenta años empezó a escribir y desde entonces no ha parado, con más casi dos docenas de libros publicados y con el reconocimiento de crítica y público. Y no solo con su trabajo en poesía, sino de ensayo y cuento, además de sus colaboraciones en la prensa.

Estos días está en España, además de para recibir el premio Casa de América -dotado con 3.000 euros como anticipo de derechos de autor y la publicación del volumen editado por Visor-, para presentar también la publicación del primer volumen de toda su Obra Completa, donde se incluyen todos los géneros, en la editorial Vaso Roto.

"Cuando todo calla" es el título del poemario ganador del premio, un volumen que se incorporará al proyecto de la publicación de su Obra Completa, y que para el jurado que lo seleccionó contiene "una poesía de muy hondo pensamiento y de una gran exquisitez estética", basada en una escritura de "expresión madura", pero sin matar la "espontaneidad luminosa del arte poético".

Un libro en el que se repiten las constantes de la obra de Mujica: el silencio, la lluvia, la hondura, la grieta, o los elementos de la naturaleza.

"Yo no soy un poeta de ruptura -dice- sino de honduras, de ir merodeando sobre un núcleo que no logramos decir, pero que es lo que nos hace decir todo lo otro; a veces lo llamamos misterio, a veces lo otro. Un creador lo que hace es golpear o espiar a través de las ranuras del lenguaje, ver cómo podemos entrar dentro de las palabras", argumenta.

"Cualquier poeta si es sincero -continúa- o cualquier persona humana sabe que en la vida tenemos dos o tres cosas propias nada más, lo demás es lo dicho por todos y yo trato de ser fiel a ese núcleo que es la vida desnuda, el destino, el nacer, el morir, lo que va debajo del vestido o de la ropa que nos pongamos", precisa.

Influenciado por música y la pintura -su primera actividad creadora, ya que estudio Bellas Artes-, Mujica tiene como referente al pintor italiano Morandi, uno de los mejores artistas del siglo XX y cuya obra está muy centrada en pintar los elementos de la vida cotidiana, como vasos y botellas.

"Mi poesía quiere ser como la obra de Morandi sin recurrir a grandes temas. Y es curioso como la repetición que hace de esos tres o cuatro vasos ninguna vez sea la misma. Jamás es igual, pues eso es mi modelo. Yo quiero vivir como él pinta porque ahí está el misterio de la escritura", matiza Mujica.

El poeta absorbe y se mueve en todo lo que tiene que ver con la cultura. Lee sin parar, va al teatro -una riqueza en Argentina- y al cine para luego en el silencio del amanecer y de la noche entrada quedarse en silencio.

"Como un relámpago que no existe esa otra luz que nos encandila/ la que cegados llamamos noche como llamamos muerte al exceso final con que nos desborda la vida", escribe el poeta en "Cuanto todo calla".

Por Carmen Sigüenza

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha