eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Japón, México o Francia, cuna de los nuevos rostros de Cannes

- PUBLICIDAD -
Japón, México o Francia, cuna de los nuevos rostros de Cannes

Japón, México o Francia, cuna de los nuevos rostros de Cannes

El Festival de Cannes es famoso por las estrellas que pasean por su alfombra roja, pero cada año sirve de plataforma a nuevos rostros con aspiraciones de llegar a lo más alto. Este año, dos niños japoneses, una jovencita mexicana y dos francesas han llamado, y mucho, la atención.

Frente a nombres consagrados como los de Leonardo DiCaprio, Carey Mulligan o Benicio del Toro, en los días que lleva la 66 edición del festival ya ha habido varios descubrimientos a nivel de interpretación que se han llevado todos los flashes de las cámaras.

Por orden de aparición, el primer rostro nuevo fue el de la protagonista de "Jeune et Jolie", de François Ozon.

Marine Vacht presentaba en Cannes esta película dos días después de cumplir los 23 años y lo hacía mostrando una espectacular belleza que muchos han comparado con la de su compatriota Laetitia Casta.

Con un par de apariciones en dos filmes anteriores y un pasado de modelo, Vacht es uno de esos casos en los que la cámara se enamora sin remedio de un rostro, aunque su locuacidad dejó mucho que desear en la rueda de prensa y está por demostrar que sea más que una cara bonita.

Pero por el momento, quedan algunas preciosas escenas en la película de Ozon y un desfile por la alfombra roja de Cannes en la que su belleza rivalizaba con la incomodidad que reflejaba su rostro por ser el centro de atención.

Otra francesa que ha calado en esta primera fase de Cannes es Pauline Burlet, de 16 años.

Su Lucie atormentada, frágil y adolescente en el filme "Le Passé", de Asghar Farhadi, se llevó todos los aplausos. Y su presencia fresca y natural en la rueda de prensa hizo el resto.

Apenas maquillada, pelo recogido y una simple falda y camiseta ofrecieron la imagen de una joven actriz con ganas de trabajar, más que de lucirse.

Aunque el hecho de que se parezca a Marion Cotillard -interpretó a Edith Piaf de niña en "La vie en rose"- también ha ayudado a situarla en el mapa.

Muy lejos del glamour francés, otra actriz ha conmocionado en Cannes por la madurez de su interpretación y ha sido la mexicana Andrea Vergara, una de las protagonistas de "Heli", de Amat Escalante.

Tiene 13 años y rodó cuando tenía apenas 12. Y su papel, el de una niña que se ve implicada por su novio con una banda de narcotraficantes, no era para nada fácil.

Una historia violenta que Vergara comprendió a la perfección, pese a que el director no le dejó leer el guión y, cada día, le explicaba lo que tenía que interpretar.

Tímida y sonriente, se mostró encantada de estar en Cannes. "Nunca había salido de México", afirmó en la rueda de prensa de presentación de la película. Y el hecho de escuchar a la gente hablando un idioma que no entendía, le sorprendió mucho a su llegada.

Pero no por ello estaba intimidada esta joven que fue descubierta para el cine por Martín, el hermano de Amat Esclante, mientras paseaba por una calle de Guanajuato.

"Primero sentí miedo, como cualquier persona", pero poco a poco "fui socializando más con Amat y con las otras personas y fue excelente para mí", explicaba con un discurso breve pero maduro.

Sencillez para una niña que, sin conocer la violencia de cerca, se puso interpretar un complicado papel porque, como aseguró a Efe, "la violencia está en todo el mundo".

Los últimos, hoy, fueron Shogen Hwang y Keita Ninomiya, dos niños japoneses que con apenas siete años han acaparado toda las alabanzas por su espectacular trabajo en "Soshite Chichi Ni Naru" ("Tal padre, tal hijo"), un filme de la competición oficial del japonés Hirokazu Kore-Eda.

Apenas llegaban a la mesa que compartían con el equipo de la película en la rueda de prensa de presentación.

Y aunque los dos se mostraban encantados con estar en Cannes y lo calificaban como "chulo", Shogen reconocía que el viaje para llegar hasta la localidad francesa había sido "muy largo".

A Keita le tenían que coger en brazos para que llegara al micrófono y Shogen no paraba de interrumpir al realizador para preguntarle sin cesar.

Actores jóvenes y muy jóvenes que han paseado estos días por Cannes y quién sabe si no se cuelan en el palmarés de un festival cuyo jurado está presidido por un amante de la familia y la infancia, Steven Spielberg.

Alicia García de Francisco

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha