eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Magariños dice que fraccionaron las facturas por indicación de los funcionarios

- PUBLICIDAD -
Magariños dice que fraccionaron las facturas por indicación de los funcionarios

Magariños dice que fraccionaron las facturas por indicación de los funcionarios

La exempleada de Orange Markert, Mónica Magariños, ha declarado hoy que fueron los funcionarios de las consellerias de Infraestructuras y Territorio quienes les pidieron que fraccionaran las facturas de los expositores de Fitur, y que les manifestaron que de lo contrario "no cobrarían el trabajo".

Magariños ha declarado hoy, por segundo día consecutivo, como acusada en el juicio que se celebra en el Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana por los contratos de la Generalitat con las empresas de la trama Gürtel para el expositor valenciano en la feria Fitur.

La exempleada de Orange Market, para quien la Fiscalía pide 4 años y 9 meses de prisión, ha asegurado que trasladó los presupuestos del coste de los expositores a los funcionarios de las dos consellerias, Antonia Bernardino y Francisco Solves, para que dieran el visto bueno, y que éstos los aprobaron.

Ahora bien, ha indicado que una vez que finalizó Fitur "nos dijeron que no podía facturar en una sola factura sino en varias", y ha asegurado que ella desconocía el procedimiento para acceder a un concurso público.

La Fiscalía ha interrogado también a Magariños sobre la existencia, entre la documentación incautada en la empresa durante los registros, de una "caja B" de contabilidad en la que aparece que se le realizó un pago de 22.500 euros, a lo que Magariños ha respondido que "jamás percibió esa cantidad", solo una extra de 3.000 euros por la carga de trabajo que supuso Fitur.

Preguntada por la fiscal sobre una lista de regalos de navidad para las empresas que colaboraron con Orange Market en Fitur, incautada también en la empresa, ha respondido que en el tiempo en que ella estuvo en la empresa "nunca se hicieron regalos" y ha asegurado desconocer su existencia.

Magariños ha cerrado hoy las declaraciones de los acusados en el juicio sobre los contratos de la Generalitat con la red de la trama Gürtel para el montaje de su expositor en Fitur.

Tras ella ha declarado el empleado de Orange Market Ignacio Blanch, quien ha afirmado que había un interés "político" por parte de los responsables de la empresa Special Events por instalarse en la Comunitat Valenciana, ante la posibilidad de un "negocio muy goloso" con esta administración.

Blanch, que trabajó para Orange Market desde su creación en septiembre de 2003 hasta marzo de 2005, ha indicado que fue Pedro García (el exdirector de RTVV) quien le habló de unas personas interesadas en establecer una empresa de comunicación en Valencia, y le puso en contacto con Álvaro Pérez "El Bigotes", con quien se reunió en un hotel de la ciudad de Valencia, en verano de 2003.

"Acababa de cambiar el presidente de la Comunitat e iba a cambiar el Gobierno autonómico, y el ámbito de la comunicación pública siempre ha sido muy goloso como negocio", ha señalado el testigo, periodista de profesión.

Según ha manifestado, Pérez le trasladó su intención de crear una empresa de comunicación en Valencia para este fin, para que "no pareciera que venían de Madrid", y por sus buenas relaciones con miembros del PPCV.

Blanch aceptó trabajar para Orange Market en Valencia como apoderado y en la creación y montaje físicamente la sede, dotarla de infraestructuras, cuentas bancarias y buscar clientes.

Su relación laboral con la empresa se mantuvo hasta marzo de 2005, cuando decidió "automarginarse", ha asegurado y se desvinculó de la misma "porque no le gustaba la forma de trabajar".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha