eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Milicias afines al Gobierno de unidad libio intentan recuperar zona petrolera

- PUBLICIDAD -
Milicias afines al Gobierno de unidad libio intentan recuperar zona petrolera

Milicias afines al Gobierno de unidad libio intentan recuperar zona petrolera

Fuerzas vinculadas al llamado Gobierno de unidad libio, apoyado por la ONU, lanzaron hoy un ataque para tratar de recuperar el control de los puertos petroleros de Sidrá y Ras Lanuf, los más importantes del país.

La zona, situada a caballo de las ciudades de Sirte y Bengasi, está desde septiembre pasado bajo control del mariscal Jalifa Hafter, jefe del Ejército leal al Parlamento reconocido de Tobruk y hombre fuerte del este de Libia.

Hafter -un antiguo miembro de la cúpula militar que aupó al poder al ahora fallecido Muamar al Gadafi y que años después, reclutado por la CIA estadounidense, se convirtió en su principal opositor en el exilio- no reconoce la autoridad del Gobierno establecido en abril por la ONU en Trípoli.

"Hemos lanzado una operación para recuperar el control de los puertos petroleros y liberarlos de los mercenarios", indicó en un comunicado la milicia que ahora domina el Ministerio de Defensa en la capital

"Una vez recuperemos el control del Hilal al Nafti (el creciente petrolero) y sus importantes puertos, será entregado a las instituciones del Estado libio y las autoridades competentes sin restricción o condición alguna", agregó.

Desde hace semanas, corrían rumores de que esta milicia, junto a otras de naturaleza islamista procedentes de Misrata y Bengasi, y la llamada Fuerza de Protección de las Instalaciones Petroleras, que dominaba la región hasta septiembre, se preparaban para el contraataque.

Diversas fuentes aseguran que los grupos armados vinculados al Gobierno de unidad han logrado tomar el control de gran parte de la ciudad de Ben Jawad y han avanzado a lo largo de Sidrá, donde las fuerzas de Hafter han respondido con artillería pesada y ayuda aérea.

Sin embargo, a estas horas, la confusión reina en torno a una región que es vital para la exportación petrolera de Libia, que había recuperado su actividad en septiembre tras dos años en poder de la Fuerza de Protección.

En apenas tres meses, la exportación nacional de crudo se había doblado hasta alcanzar los 700.000 barriles de crudo diarios actuales.

El nuevo frente bélico surge apenas 24 horas después de que la Alianza de milicias del oeste de Libia, dirigida por las de la ciudad de Misrata y próxima al gabinete de unidad, anunciara la liberación definitiva de Sirte, el bastión más occidental de la organización yihadista Estado Islámico (EI).

Fuentes de la alianza explicaron el martes a Efe que las milicias lograron registrar, estabilizar y limpiar de trampas un perímetro de unas diez edificaciones que aún quedaba en poder de la rama libia del grupo.

"Hemos acabado con las últimas posiciones de Dáesh (acrónimo en árabe para referirse al EI). Sirte está ahora bajo nuestro control", afirmó.

Las milicias del oeste de Libia habían emprendido esta ofensiva en junio pasado, casi 18 meses después de que la urbe, en la que nació y murió años después apaleado Gadafi, fuera conquistada por los radicales.

Tras dos meses sin apenas avances, las tropas libias comenzaron a abrir brecha a partir del primero de agosto, fecha en la que Estados Unidos se sumó a la ofensiva con bombardeos aéreos sobre esta urbe situada a escasos kilómetros de territorio italiano.

Desde entonces, la aviación militar estadounidense ha realizado más de 420 misiones de combate, según datos facilitados por el comando central del Pentágono en África.

La ofensiva fue aprovechada por Hafter, quien cuenta con el apoyo político y militar de Rusia, para hacerse con el control del "creciente petrolero".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha